Yuri's Lyrical Secrets

Para quienes hacemos y disfrutamos del Yuri
 
PortalPortal  ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 No siempre fue mentira...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente
AutorMensaje
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 14:15

Bueno mujeres lectoras, me acabo de unir a el forito y como le dije a alguien por ahí tengo historias que arreglo para publicar y pues esta es una, se aceptan sugerencias y culaquier tipo de comentarios de ella, no me molesta corregir errores ^^ (pero no sean tan malas). Bueno sin mas ahi tienen un pedazo para ver si agrada un tanto.

(siento si algunas oraciones salen pegadas pero al publicar el formato del word se fue al mismo haberno, eh hice lo que pude para arreglarlo.)


Todo comienza en un día cualquierade clases, un día normal como todos, así lo pensaba en un banco en la plaza del liceo donde estudiaba mientras tomaba el sol de la mañana, hasta que se me acerco Lisettecon sus otras dos amigas Maira y samanta.

¡Hola! Sahian (mi nombre porcierto)-decía- Lisette a la par con Mayra y samanta.

Hola señoritas ¿que se les ofrece tan temprano? (yo y mi bocota, pero quien se iba imaginar lo que pedirían)

Emm…sahian…y…o…ósea… nosotras…emm...

…¿si?

....

Digan de una vez por dios chicas me enloquecen tantos, emm…yo…ósea -dije algo
alterada-



Lo siento -se disculpo Lisette- lo que pasa es que te venimos a pedir un muy importante favor (con tono serio)

…este…-sorprendida por lo gruesa que se volvía aquella charla en un día “normal” me quede pegada un segundo, bueno más de uno. Alterada por ello Lisette me saco de mi lapsus momentáneo aunque el que vendría después seria mayor que este y lo ignoraba.


! Que ! ...a ya si dime -dije algo más atenta-

Pues venimos como te dije a pedirte un muy importante favor para nosotras, y queremos que primero escuches todo y después tomes la decisión, sea la que sea la entenderemos, pero por favor escúchame primero.

Ok, lo prometo-dije un tanto extrañada por tanto rodeo.

Bueno esto es muy complicado para nosotras pero ahí te va. ¿Tu conoces a Sandra no es así?

Si, era la chica que estaba en la fiesta hace unos días ¿no es así? Dije-más extrañada aun-

FLASH BACK

Fin de semana libre, sin nada que hacer, por suerte Lisette me invito a una fiesta, así me distraigo un poco, ya me la he pasado bastante tiempo de autista, que vida más triste, nunca pensé que me afectaría tanto todo esto, y eso que ya lleva un tiempo desde que ocurrió, quien lo diría, me hirió hasta mas no poder… bueno mejor me voy a la fiesta y
paro de darme pena.


(Mas tarde…)


Sahian viniste que alegría -decía Lisette abrazándome- yo pensé que seguías sin querer hacer nada.

No te preocupes -exclame- las ganas me van volviendo, y que mejor manera de empezar que viniendo a una de tus fiestas -sonreí amablemente-.

¡Me alegra mucho que te sientas así! bueno pasa mujer pasa, te quiero presentar a alguien muy importante para mi y a quien quiero mucho ven - me tomo del brazo y me arrastro hasta su objetivo.

Disculpen chicas decía Lisette dirigiéndose a Mayra y samanta que se encontraban con una tercera chica, pero hay alguien que no conoce a esta señorita que traigo a mi lado y vengo a presentársela -palmoteaba mi espalda fuertemente.

¿Así?- dije un tanto burlona, si no soy tan importante.

Si lo eres pesada, bueno te presento a Sandra una muy querida amiga nuestra, Sandra te presento a sahian también es una muy querida amiga nuestra(en realidad ni tan amigas-pensé-) a mi me gustaba “cuando me encontraba bien claro” ayudar a las chicas de los otros cursos en las materias, me hacia la inteligente y todo ese tipo de cosas y así me la pasaba la mayor parte del día haciendo algo, pero tan amigas no, fuera de
los momentos donde me dedicaba a enseñarles, si me las cruzaba en otro lugar
que no fuera el liceo no las conocía, pero no porque les hacia la desconocida,
sino porque soy despistada cuando voy por la calle. Estas niñas me buscaban más que las demás y termine por meterme en una que otra fiesta que organizaban por eso las conocía.


Mirándola fijamente me acerque y tendiéndole mi mano le dedique una tierna sonrisa, un gusto esboce al final mientras la miraba fijamente (para mí fue lo más normal)

Par…p…para mi también –dijo algo atolondrada desviando seguidamente su vista de la mía, al tomar su mano note que temblaba, me aproveche y la acerque a mi terminando el saludo con un beso en la mejilla –nada fuera de lo normal- pensé riéndome un poquitín, pero al parecer a Sandra la supero mi grado de normalidad.

A mi parecer Sandra había quedado en una posición incómoda, me acerque a ella y bajito le dije. ¡Cálmese señorita! envolví su mano entre las mías, que yo no muerdo ni la secuestro a no ser que me lo permita -reí dedicándole una sonrisa para que se tranquilizara soltando al mismo tiempo su mano-Yo siempre con mis bromas
extrañas, porque es sabido que ni aqui y ni en la luna eso tranquilizaría a alguien.



Esbozo una pequeña sonrisa agachando su cabeza y dirigiendo la mirada al suelo algo sonrojada.

Trascurridas unas horas ya éramos conocidas me dirigía la palabra eventualmente ya que parecía juntar coraje para poder hacerlo sin equivocarse, me hacia una triste gracias ya que esa acción me recordaba el pasado. Así transcurrió mí noche de fiesta, nada fuera de lo normal y con una conocida nueva. Ya cuando me disponía a irme vi que Lisette estaba limpiando y ayudando a levantarse a los vagos que se embriagaron hasta más no poder, ayudando entre comillas ya que simplemente los empujaba los pateaba o algo por el estilo, ella era de las pocas chicas de los cursos menores que no le temía a un balón o
corría pidiéndole permiso a la otra pierna al mismo tiempo que reía como candidata a reina de algo. Sandra la ayudaba y también se disponía a marcharse; cuando me dirigía a despedirme de ambas Sandra volteo a mirarme, se sonrojo y de los nervios no se dio cuenta que el vago al que trataba de levantar le pasaba sus manos por las piernas, al darme cuenta me acerque a Sandra la tome del brazo acercándola para despedirme, cuando ya estaba lo suficiente cerca la envolví por la cintura para así poder mirar sin que ella se percatara por encima de su hombro y así aplastarle cruelmente la mano al tipo (me dio un poco de risa eso) con mi pie sin que Sandra se diera cuenta, el tipo le quito la mano de encima, era obvio por lo fuerte que se la pisaba. Sin soltar a Sandra retrocedí unos pasos para alejarla del tipo, me separe de ella la mire le sonreí y le dije – un placer
Sandra- ojala y te vuelva a ver palabras que le decía a toda persona que conocía sin compromiso alguno, me volteé hacia Lisette quien como lo mencione antes y al contrario de Sandra pateaba al que pillara en el suelo haciendo se levantaran más rápido me despedí y me dirigí a la puerta, tome mis cosas y cuando me disponía a salir, alguien me tira de la chaqueta y girando por encima de mi hombro me encontré a Sandra quien con la mirada fija en mi espalda me dijo “ojala y yo también te vuelva a ver” cuando me termine de girar me dio un beso en la mejilla y se volvió a ayudar a Lisette quien hizo como si no hubiera visto nada, abrí la puerta y me fui.


Esas actitudes nerviosas las palabras entrecortadas y lo demás, a mi en ese entonces no me parecía raro ya que por mi forma de tratar a las personas yo no me daba cuenta de absolutamente nada, además no me fijaba en esas cosas solo lo hice una vez y nada mas que una vez con otra persona y me resulto imposible de superar asíque lo deje.


FIN FLASH BACK

Así es
–dijo Lisette rápidamente


¿Y que con eso?-pregunte-(esto ya me tenia preocupada, que tenía que ver Sandra en todo esto, y porque el favor me lo piden a mi)


Bueno lo que sucede es que Sandra está enferma (Lisette con la mirada llena de ira preguntándose porque el mundo era tan cruel) ella tiene leucemia prosiguió, yo sentí que al momento en que me lo dijo y ladeo la cabeza con los ojos cerrados le arrancaban ese algo que todos tenemos y cuando perdemos nos vemos inevitablemente en un túnel, la esperanza, se lo detectaron hace unos días y pues se sabe que no vivirá tanto como todos queremos, y... (Interrumpí)

Lo siento mucho por ella pero, que tengo que ver yo aquí -dije con un tono de voz áspero.

Abatida por lo que sucedía me respondió triste, tú tienes que ver aquí, ya que el favor consiste en que te hagas…. la pareja de Sandra…

Qu…e...que- dije muy sorprendida.

Sunovia, que te hagas su novia…

Y ¿por qué yo?

Sahian prometiste que escucharías antes de cualquier cosa, por favor *:cumple: lo que prometes-decía Lisette quien de las tres era la única que hablaba, y a la cual la voz ya se le estaba quebrando cada vez mas.


Esta bien...lo siento –dije al notarlo-

Mmm -aclaraba su voz- Bueno te lo pedimos a ti por la única y exclusiva razón de que Sandra desde que te vio aquel día en la fiesta dijo haberse sentido tan viva tan feliz tan embobada con tu persona, tan… no se(este “no se” salio con rabia de la boca de Lisette) que las tres pensamos que como lo que le va faltando ahora es tiempo para vivir y
dijo que se sentía tan viva, ¡tan todo! a tu lado que decidimos esto, y pues aquí estamos, no creas que ha sido fácil para nosotras(para ella mejor dicho-pensé-) y no creas que pensamos que es fácil para ti, al contrario, nunca se nos hubiera pasado por la mente hacer esto, pero las circunstancias nos han llevado a tomar esta decisión, y digo decisión y no idea ya que si por mi fuera yo le daría la vida que se le esta extinguiendo sin importar que la mía terminara antes…pero es a ti a quien quiere y anhela desde lo mas profundo de su tibio corazón y por lo tanto heme aquí suplicándote que le cumplas su posible ultimo deseo y la hagas tan feliz como se lo merece (lo sabía,Lisette la quiere) callose una lagrima de los ojos de Lisette, que recorrió su mejilla quemando su camino
procurando dejar una marca inolvidable , al notarlo la abrazaron Mayra y samanta, las cuales debían de saber lo difícil que era para Lisette.


¿Que dices?... preguntaron ahora las otras dos chicas con una voz cortante y fría mientras abrazaban a la tercera que ya lloraba desconsoladamente.

Pues…yo…yo……………… esto me dejaba en un shock aterrador, la verdad es que nunca pensé que me llegarían a pedir algo así nunca en mi vida. Pero por otra parte al ver a Lisette en esa posición, haciéndose a un lado para hacer feliz a la persona que ama, un esfuerzo o cooperación de mi parte seria lo mínimo en esta lamentable situación.

Y… ¿que dices Sahian?-Preguntaba con un hilo de voz Lisette-.

Me acerque a Lisette abrazándola tiernamente, ¡¡ACEPTO!!, Lisette se abrazo
con fuerza a mi volviendo a llorar y dándome las gracias. Después de unos
segundos me dijo, tu no le debes decir que nosotros arreglamos esto ¿vale?-


OK-respondí- (¡pero que acabo dehacer!)

Y otra cosa Sahian dijo Lisette, si la haces sufrir te las veras comigo entendiste, dijo tratando de componer su tono de voz.

Lo entiendo…claro que lo entiendo… Dije casi para mi misma.

Espero la hagas muy feliz-dijo Lisette mirando al suelo.

Lisette…-dije despacio- la are tan feliz como lo hubieras hecho tú de haber estado en mi lugar ahora mismo, ¿entiendes?

Ok, me dedico un tierna sonrisita y se marchó, unos pasos mas adelante se detiene y voltea diciéndome ¡Ey¡ sahian… hoy debes empezar, así que ve a su departamento e inventa algo convincente .

Me quede ahí parada sin asimilar nada aun – me encontraba como dentro de un profundo pensamiento el cual avanzaba lentamente y yo metida en el era como la fruta de la jalea.

Cuando logre salirme de mi jaleosis momentánea, logre profundizar lo ocurrido y pensé…

No se como llegue a esto, yo con otra mujer que no es Alicia, ¿por que dije que si? porque me volviste tan blanda Alicia...¡¡¡MALDICION!!!...¿por que? - grite mirando hacia el cielo con una mano en mi frente-


continuara...
Volver arriba Ir abajo
shizuru
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 24
Localización : santa fe
Cantidad de envíos : 108
Fecha de inscripción : 11/01/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 14:38

muy linda tu historia sigue asi...

PD pon la conti pliz
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 14:53

Muchas gracias Alex, por compartir tu historia, ya estaba ansiosa por leer alguno de tus escritos!! ^^
Esta muy bonita la historia, me encanto, espero que la continues pronto!!

Por cierto... Ahora que lo pienso, me parezco un poco a Sahian en su forma de ser...XDDDDD!!!
Otra vez muchas gracias, espero la conti y pues...
Saludos y que estes bien!!! n_n
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 15:40

yes yes yes!!1 sta alucinante!!!!
plis subi la conti prontikoooo
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 16:59

*Miya* escribió:
Muchas gracias Alex, por compartir tu historia, ya estaba ansiosa por leer alguno de tus escritos!! ^^
Esta muy bonita la historia, me encanto, espero que la continues pronto!!

Por cierto... Ahora que lo pienso, me parezco un poco a Sahian en su forma de ser...XDDDDD!!!
Otra vez muchas gracias, espero la conti y pues...
Saludos y que estes bien!!! n_n



uyyy vere a medida que publique si el como se desenvuelve la personalidad de Sahian sera la tuya tambien.mmm que interesante sera descubrir eso XD

gracias por el animo!
te cuidas
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 17:00

shizuru escribió:
muy linda tu historia sigue asi...

PD pon la conti pliz




asi lo hare no se preocupe!!
gracias :)
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 17:02

Shikat escribió:
yes yes yes!!1 sta alucinante!!!!
plis subi la conti prontikoooo




estoy en proceso para cumplir esa peticion
gracias por el comentario
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/3/2010, 17:11

XDDDD... Si, eso habrá que verlo a medida que transcurra la hitoria!!! n_n
Sip, apuesto a que sera muy interesante!!
Es un placer!! ^^
Tu tambien cuidate!!!
No leemos!! °w°
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 13:38

aqui va otro pedazo de la historia (dejen sus comentarios XD)
y reitero las disculpas si hay oraciones pegadas pero todo se cambia al pegar la historia aqui.

cuidense :)


Las clases terminaron al fin… me había pasado las horas restantes pensando en
lo que había pasado y tratando de descubrir que era lo que tenía que hacer
ahora. Al salir del liceo me disponía a ir donde Sandra, al menos eso creía,
pero me invadía un miedo un rechazo, lo lógico a pensar en ese momento es ¡era mujer por dios!, pero ese no era el verdadero punto, me sentía una traicionera, yo no podía hacerme su novia. No podía ser la que le diera por ultima vez la vida que se le acababa,
ser la que le robaría el amor que ella está dispuesta a entregarme, entregarme
con cada uno de sus besos, con cada uno de sus abrazos, ese amor que yo no guardaría para mi cuando ella no estuviera a mi lado…yo soy la que podría
darle felicidad, pero una felicidad “Falsa “, falsa porque siendo que ella me entregaría toda su verdad, siendo que me entregaría todo lo que ya no podrá volver a entregar a otra persona, “ cuerpo, alma y amor”. No puedo simplemente decir, sí yo lo hare! Porque no me causa remordimiento ni sentimiento alguno hacerlo, no puedo. Pero entonces, ¡por que tenía que aceptarlo!


Desistí y en vez de ir a su departamento me dirigí a un parque que quedaba cerca del
liceo (pero que a la vez también podía hacerme llegar a su apartamento) amaba
ese parque era tan pacifico tan acogedor y a la vez introspectivo, sobre todo
en otoño haciéndolo más perfecto aun. Me senté a los pies de un árbol “nuestro árbol solíamos decirle” era el mas grande eh imponente pero a la vez, el primero en dejar caer sus hojas para mostrar con su desnudez que también podía ser débil. Me quede viendo como aquellas hojas caían, me fije también que en una banca a una distancia considerable del árbol y de mi, había una mujer sola sentada en ella, compartimos la misma soledad en este lugar pensé. Estuve una hora ahí bajo el árbol, ya me moría de frío, la mujer de la banca ni siquiera se movía y además traía solo una camiseta. Me
levante para irme y me dirigí hacia donde ella ya que por ese lado del parque se salía, cuando estuve a un metro de ella me percate de que era Sandra la que se encontraba ahí sentada, tiritaba pero por lo lejos que me encontraba no lo había notado ni un poco, me acerque mas, su cabeza la tenia agachada y no se movía de su posición, solo tiritaba, me agache para poder ver su rostro y…!mierda ¡no puede ser- dije- acercándome rápidamente hacia ella, estaba inconsciente y le sangraba la nariz, tenia su pecho todo manchado de sangre y estaba fría. Levante su rostro tratando de despertarla, apenas abría los ojos y parecía no estar conciente de lo que pasaba.



Mierda, mierda, ¡¡¡MIERDA!!! ¿Que hago? Sandra despierta por favor –empecé a gritar
desesperada- me saque la bufanda y la puse bajo su polera para que la sangre no
la siguiera helando, le puse mi abrigo y aun le seguía gritando que despertara,no sabía qué hacer no había nadie cerca, ella no reaccionaba.



¡¡Alguien ayúdeme! Grite y lagrimas brotaban de mis ojos como aquella vez.

FLASH BACK

Alicia no me hagas esto por favor –lloraba-…¡¡Alicia!! Resiste…lo siento tanto, por
favor resiste…ya no vuelvo a hacer esta estupidez pero por favor aguanta…¡¡alguien
ayúdeme!!Por favor….que le están robando su vida por mi culpa (con un hilo de voz).


FIN FLASH BACK…

Su apartamento quedaba a varias manzanas del parqué y este es bastante grande y tendría que cruzarlo entero para llagar a su casa -me dije sin esperanzas-….mierda!! –Grite otra vez- ya sin pensarlo mas la tome en brazos, pesaba bastante no soportaría
mucho así, no se como pero me la puse en la espalda entrelazado sus brazos helados y lánguidos por mi cuello(a caballito como suelen decirle) me largue a correr a su casa, tenía que hacer algo,
Sandra despierta por favor –seguía gritando en busca de una respuesta, ¡¡Sandra!! Despierta por dios te lo suplico no puedes terminar así, te mereces algo mas…por favor tu puedes, despierta, yo ya lloraba desconsoladamente mientras corría, no se podía morir alguien mas en mis brazos…

De...j...ja.mm...me aquí, yo vine a morir aquí en el lugar que mas me gusta…. (Con un hilo de voz)

¡Sandra! -grite aliviada y con mas ganas de llorar- no te voy a dejar morir, si de mi
depende voy a hacer que no solo un lugar sea el que mas te gusta lo prometo, ¡no te voy a dejar! le dije muy segura de mis palabras; ya estábamos cerca del apartamento, al llegar busque las llaves en los bolsillos de Sandra, no las encontraba. MALDICION!!!...no me la van a ganar otra vez…no!


Pateé un par de veces la puerta, histérica y enfurecida logrando abrirla, subí
directamente al baño llene la bañera y metí a Sandra dentro, le saque la polera
con sangre, el abrigo y la bufanda, dejándola solo con el sujetador dentro de la bañera, no se podía mantener sentada en ella y se hundía, yo apenas tenia fuerzas para evitar que no se hundiera pero me eran insuficientes de todos modos así que me metí con zapatos y todo dentro sentándome y poniendo su espalda contra mi pecho, abrazándola
fuertemente para que no se hundiera. Después de un rato ya no estaba fría y recobraba la razón pero estaba aun lánguida y débil, no intento en ningún momento liberarse de mi atadura de brazos los cuales la rodeaban fuertemente.


Casi la pierdo-pensé- casi vuelvo a perder a otra persona, esta vez no pasara o por lo
menos me esforzare para por lo menos poder hacerte feliz a ti….


Llevábamos veinte minutos dentro de la bañera ella se encontraba mejor, ya se sentaba por cuenta propia pero estábamos en la misma posición en la que quedamos al
comienzo cuando estaba inconsciente, no me dirigía la palabra ni yo a ella después de todo nos habíamos visto solo una vez, no pude evitar ponerme nerviosa pero me atreví a hablar primero.


Sss…Sandra-dije a modo de susurro-

Ella dio un salto de susto al oírme y no respondió…

Sandra, repetí posando mi frente en su espalda- ¿estás bien?...respóndeme…

Seguía sin decir nada, no movía un músculo, nada.

Sandra…respon...no alcance a terminar ya que se volteo y se me quedo mirando con unos ojos que denotaban tanta tristeza que me dejaron perdida, puso sus manos sobre sus muslos y bajo la vista, yo ladee mi cabeza para poder darle a entender que quería ver su rostro y que me alegraba que se encontrara bien entregándole así mismo una tierna sonrisa, ella levanto levemente la cabeza y al verme en tal posición se quedo
sorprendida y asimismo su quedo pegada a la mía provocando que enrojecieran completamente sus mejillas, al notar esto yo esboce una sonrisa y acaricie su mejilla con mi mano y le dije.


Me alegra que te encuentres mejor, no sé que hubiera hecho si se te ocurría
dejarme…


Su sonrojo fue evidente, depuse de todo yo le gustaba, no me respondió nada por lo que le sugerí que nos saliéramos de ahí.

Creo que ya es tiempo de que nos salgamos de aquí ¿te parece? volví a ladear mi cabeza ya que ella había vuelto a agachar la suya por lo acababa de decir momentos atrás.

No la deje responder y me puse de pie en frente de ella, mi ropa estilaba chorros de
agua que caían a la bañera haciendo un pequeño escándalo ya que por mi altura
caían mas fuerte
Salpicando más a Sandra. Me agache a pedirle disculpas por mojarla mas pero no pude ya que tenia la polera del liceo pegada al cuerpo denotando cada forma de el, al igual que el pantalón y la verdad me impedía un poco el movimiento, al mirar a Sandra me di cuenta que estaba embobada mirando lo apegada que tenía la ropa y era tan obvia que lo hacía mordiendo levemente su labio inferior, me puso bastante nerviosa con esa acción. Yo suelo hacer deporte y por eso no tengo mayor problema con mi cuerpo y eso no es que me dedicara a tallarlo de perfección pero tenía lo mío. Me miraba casi desnudándome con la vista, provocándome por primera vez un sonrojo y nerviosismo evidente, debido a mi desfavorable posición no tuve más que enderezarme y
desviar la vista sin saber que hacer, nunca había estado tan nerviosa ni cuando estaba con Alicia por lo que seguía sin mirarla, de pronto sentí que me tomo la pierna y luego se agarro de mi cintura para ponerse de pie, yo pensé que estaba atacando o haciendo algún movimiento ” para”(perturbarme mas) por lo que hizo que volviera a mirarla y para cuando lo hacía ella ya estaba lo suficientemente cerca de mi boca, era obvio que ya había notado mi nerviosismo, como no hacerlo, teniéndola ahí tan cerca empecé a sentir su respiración, note que ya no estaba fría y moviéndose levemente para rozar casi imperceptiblemente su nariz por mis mejillas me estaba provocando la muerte, sus ojos expresaban deseo y buscaba provocarlo en mi haciendo que me pusiera mas nerviosa y colorada aun, como se aprovechaba de mi debilidad y que rápido recupera las energías pensaba en ese momento; no tuve más opción que desviar mi rostro para ponerlo en su hombro y agarrarla por la cintura, no había necesidad de acercarla porque ya estaba lo suficiente cerca, cuando la levante para sacarla de la bañera no pude evitar sentir todo el roce de su cuerpo en el mío y un escalofrió recorrió insistentemente todo mi cuerpo haciéndome bajar hasta mi temperatura (demonios esto me resulto peor pensé) la deje en el suelo y agarre una toalla que había en el lugar y me dispuse a secarla, estaba tan
nerviosa, ahora no me explicaba como no reaccione antes a su cuerpo a sus
roces, la desvestí casi completa para meterla a la ducha ¡Por dios! que tarada-
me decía, y ni siquiera me había incomodado, no le daba importancia, pero ahora no sabia como rayos pedirle que se quitara el pantalón.


HAAAAAAA...gritaba en mi mente mientras miraba el techo sin saber cómo hacerlo, baje de nuevo la cabeza trague saliva y le dije.

Ssaa…n...dra...quítate el pantalón, siquiera la mire a los ojos ya que me hacia la concentrada en secarle el cabello.

Mmm...

¿?....por qué no responde.

Y por qué no me lo sacas tú como lo hiciste con la demás ropa, tomo mis manos que
se encontraban en su cabeza para detener lo que me entretenía y ver mi reacción.

Eran las primeras palabras que pronunciaba desde que llegamos y son un reto.

Este, es que yo lo hice…yo… No me lo creía me volvía a poner nerviosa.

No dijo nada y empezó a sacarse el pantalón, ya cuando se disponía a sacar al fin una pierna pierde el equilibrio. Cayo apoyada en mi pecho y sus uñas en mi abdomen con las cuales me estaba provocando un daño muy doloroso.

Hayyy!!! Sandra me estas… por favor me lastimas con tus uñas dije un tanto enfadada, se separo de mi yo le tome un brazo y me agache a quitarle el pantalón, no me percate de que la mano con la que le tome el brazo al momento de bajarla lo había hecho pegada a su cuerpo hasta llegar donde se encontraba la otra que le quitaba el pantalón, le provoque escalofríos lo note (me tenía que tocar a mi también, aunque fuera sin querer) la miraba desde abajo luego de sacarle el pantalón, mantenía mi cara de enojo y dolor por las uñas y me levante quedando frete a frente.

Lo siento me dijo un tanto triste, yo no respondí, ella se acerco y me levanto la polera estaban sus garras marcadas en mi abdomen paso su mano por las marcas que me había dejado, la quite y la tome en brazos sin pronunciar palabra y me dirigí a la habitación, no fue difícil llegar ya que era la única habitación cuya puerta era diferente, entre y la
deje en su cama le dije que se tenia que cambiar la ropa mojada que le quedaba antes de volver a enfriarse; le pregunte secamente donde estaba, me miro asustada y triste parecía querer llorar (me di cuenta y me dije solo un poquito mas de hacerla sufrir y paro)


¿Donde? volví a preguntar con el mismo tono (solo un poco más)

Por ahí, apuntó un mueble del rincón del cuarto, me dirigí a el y de ahí saque la
ropa interior y del mueble de al lado saque una polera y pantalón para que se pusiera, me acerque y se la tire, póntela rápido le dije y camine hacia la puerta dejándola sola(solo un poco mas me decía), yo aun estaba mojada pero no tenia frío, al bajar la escalera me di cuenta que la puerta estaba abierta y para mas remate había echo volar los tornillos de la cerradura por las patadas que le di, me acerque y saque de mi pantalón una placa de metal que siempre traía porque se me olvidaba sacarla del bolsillo tome los tornillos del suelo y los atornille como pude y cerré la puerta, me dirigí al baño a secar el agua y
tomar la ropa mojada y manchada de sangre para llevarla a la lavadora que estaba en un rincón del baño, termine de secar y me dirigí a la habitación para ver si Sandra ya estaba lista, entre muy despacio para que no se percatara que la miraba, estaba en la misma posición que la deje al salir pero ahora apretaba la polera contra su pecho y tenia la
cabeza gacha, yo me asuste ya que creí que estaba otra vez inconsciente, me acerque y mirándola bien me percate de que no había sangre ni tiritones, al contrario, ahora se escuchaban sollozos (solo un poco mas me decía, aguanta un poco mas) me acerque y con la misma cara de enojo de hace rato le levante el rostro y le pregunte porque aun seguía vestida así, al ver su rostro pensé que ya me había pasando con esto de hacerla
sentirse mal, estaba enferma y mas encima la trato mal. Sus ojos estaban húmedos y rojos y ahora lloraba más fuerte y me pedía perdón por ser tan molesta pero que no me preocupara porque pronto se iba a ir lejos y no molestaría a nadie. (Se suponía que yo no sabía que ella estaba enferma)


Maldición… ahora si que metí la pata a fondo me dije triste de mi actitud infantil. Ella
seguía llorando y disculpándose, se sentía muy culpable por haberme marcado el estomago, se veía feo pero no era para tanto me decía, me aleje de la cama ella creyó que me marchaba porque aun estaba enojada, su mirada era de miedo y tristeza al mismo tiempo, yo retrocedí dos pasos de la cama suspire y me volví a acercar poniéndome de rodillas en ella, empecé a cambiarle la ropa ya que en verdad podía enfermar así, me miro extrañada y no sabia que decir, debo aceptar que me ponía como tomate el solo hecho de pensar verla completamente desnuda asíque le puse la polera primero y metí por debajo de esta mis manos para desabrochar el sujetador y retirarlo cuidadosamente, ella me miraba y también se encontraba algo mucho ruborizada, yo solo la miraba de vez en cuando riendo y desviando la vista para que no notara lo que en verdad me pasaba, le
pedí que se pusiera de pie quedando mas alta que yo ya que estaba sobre la cama, yo aun arrodillada la mire con la mayor tranquilidad que podían denotar mis ojos, me disponía a ponerle el pantalón pero aun me faltaba sacarle algo, sin dejar de mirarla a los ojos pase mis manos por su cadera para poder sacar lo que me faltaba, no se veía nada ya que la polera era bastante larga y ancha para ella, cuando por fin encontré su braga la deslice lentamente hasta llegar a sus tobillos, desvié mi vista de la suya para sacar el primer pie de esta, ella apoyo su mano en mi hombro para afirmarse -estas fría- le dije al sentir su mano, lo siento respondió triste, en verdad lo…volviendo a querer llorar, le
puse el pantalón y me aleje de la cama, retrocedí dos pasos nuevamente y al ver que seguía con la cara con lagrimas me saque rápidamente la polera mirando donde se encontraba la marca y luego la mire a ella quien avergonzada por lo que hice volvía a decir lo siento con lagrimas en su garganta.


Ya basta de disculpas, me acerque y tome su mano para acercarla a mi y susurrarle
al oído, basta Sandra, me separe y le dije, ahora no estaría mal que me prestaras algo para (mire mi abdomen), la mire y dedique una sonrisita para que dejara de llorar, pose mi mano en su mejilla para terminar de darle a entender que no estaba enfadada, toda sonrojada se bajo de la cama salio de la habitación volviendo enseguida con gasas y alcohol este ultimo me iba a doler y no quería asíque le dije.


Esto…Sandra con las gasas me basta el alcohol no es necesario.

¿Eso crees? me dijo acercándose y poniendo su mano cerca de la herida y empujándome repentinamente a la cama, se sentó sobre mí parecía haber en ella una fuerza que no aparentaba y que al mismo tiempo no me dejaba escapar.

No por favor me va a doler decía yo con voz infantil.

Ella río y siguió con lo suyo.

¡Hey…! Por fin te veo reír, ¡hay! grite luego que me puso la gasa con el alcohol, que mala eres te dije que no era necesario el alcohol, uno ayudándote y mojándose toda por ti y tú me haces esto, no dijo nada y se tiro encima mío susurrando un gracias, no sabes cuánto te necesitaba. Me abrace a ella envolviéndola en mis brazos y completamente sonrojada por ese “no sabes cuanto te necesitaba…” nunca nadie me había necesitado siempre era yo la que estaba en busca de algo, saliendo de mis pensamientos me acorde que aun tenia puesto los pantalones mojados dándome vuelta y esta vez dejando a Sandra abajo y a la vez provocándome una posición no muy cómoda ya que quede rozando levemente mis labios en su mentón, me separe rápidamente y nerviosa reclamándole el porque no se salio de encima de mi si estaba mojada y le hacía mal (sin pensar se me escapo ese te hace mal)

¿Cómo? Decía Sandra.

Esto…emm…que le digo pensaba con los ojos abiertos mirándola. Pues porque después del frío que pescaste afuera hasta el punto de sangrar por las narices, te puede ser más
perjudicial resfriarte (estuvo cerca)


Bueno pero no es para que te alteres decía Sandra, casi nunca enfermo soy muy fuerte,
y además estabas tan confortable que aunque me hubiera mojado entera y por
horas no te lo hubiera dicho –riéndose-


Al menos logro hacerte reír -susurre para mi-

¿Qué?

Me acerque y le toque el pantalón, al menos no te di tiempo de mojarte, la mire y la abrace, quería preguntarle porque quería morir ¿me lo diría? pero pensándolo mejor no lo haría.

Por que me abrazas, me preguntaba Sandra escondiendo su rostro tiernamente en mi pecho.

Porque creí que te iba a perder y porque eres igual de confortable para mi como lo soy
para ti -le bese la cabeza me separe y le dije- otra vez te estoy mojando.


No me importa decía Sandra tratando de abrazarse a mi otra vez.

Espera un poco, si vamos a estar así es mejor que me prestes ropa para,cambiarme antes de que me enferme y no te pueda venir a ver, ¿no crees pegajosa?


continuara...
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 14:19

Nyuuu... Me gusto mucho la conti, ha estado muy bonita!! n_n Muchas gracias Alex!!^^
Ahora... estoy preocupada por Sandra, me da pena que este enferma... T_T Pobrecita!!!
En fin... esperare con ansias la continuacion!
La historia va muy bien!!
Y no te preocupes porque el texto sale "pegado", no hay problema, se puede leer perfectamente, eso es lo importante... Mientras que podamos disfrutar de la historia el resto es lo de menos!! XD
Saludos
Nos leemos!!!
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 15:53

stoy de acuerdo con mi hijitha!!! no imxta si sale epgado = se lee!! ejeje!!! gracias x la conti!1 spero el siguiente cap!!
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 17:05

Nyuuuu... Mami, te extrañaba mucho, hace tiempo que no hablamos... Te envie un mensaje hace poco, pero no estoy segura de si te llego... Bueno, luego hablamos en otro lado porque sino estoy dejando Spam... XD
Gomen Alex! Estare a la espera de la conti!! n_n
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 21:43

*Miya* escribió:
Nyuuu... Me gusto mucho la conti, ha estado muy bonita!! n_n Muchas gracias Alex!!^^
Ahora... estoy preocupada por Sandra, me da pena que este enferma... T_T Pobrecita!!!
En fin... esperare con ansias la continuacion!
La historia va muy bien!!
Y no te preocupes porque el texto sale "pegado", no hay problema, se puede leer perfectamente, eso es lo importante... Mientras que podamos disfrutar de la historia el resto es lo de menos!! XD
Saludos
Nos leemos!!!




aaaaa entonces si quedaron algunas pegadas, que decepcion ¬¬
gracias por tus comentarios miya dan ganas de seguir publicando, llevo bastante escrito pero del solo hecho de saber que tengo que acomodar el texto me da peresa XD
de todos modos hare ese esfuerzo!!! porq me gusta leer a mi tambien lo de las demas :)

cuidate tambien saludines!!^^
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   29/3/2010, 21:45

Shikat escribió:
stoy de acuerdo con mi hijitha!!! no imxta si sale epgado = se lee!! ejeje!!! gracias x la conti!1 spero el siguiente cap!!





muchisimas gracias tambien por el animo y haer que no se pegue pero son tantos reglones que alguno se me tiene que pasar ^^

se cuida saludines!!
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   30/3/2010, 12:00

Bueno Alex, tampoco es para tanto solo quedaron 1 o 2 palabras pegadas, no tiene porque estar perfecto, XD como ya dije... mientras que se pueda leer no hay ningun problema!! ^^
De seguro da pereza, pero hazlo por tus lectoras!! XDDDD...
Saludos para ti tambien!!! n_n
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Nosiempre fu mentira....   2/4/2010, 18:28

Bueno señoritas aqui va otra parte de la historia, pensare mejor la proxima publicacion y la hare mas larga porq a pedazos se pierde el hilo de la historia a mi parecer (estaba volviendo a publicar lo anterior por equivocacion XD) espero les guste y a leer!

saludines!! ;)


No soy pegajosa dijo infantilmente. Corrió de la nada, busco polera y pantalones me miro y corrió a su cama subiéndose a ella y me dijo -lo justo aquí es que ahora me dejes a mi
cambiarte la ropa ¿no crees? rió sarcásticamente.


Hee...estas toda creída que porque ahora estas conciente me puedes obligar a hacer lo que tú quieras, yo no estoy inconsciente que fue la única razón por la que te cambie la ropa (a veces es recomendable cerrar la boca saben)…a y además porque me enterraste tus garras tratando de hacerlo sola. La mire victoriosa mientras se ponía roja por recordarlo y susurraba por lo bajo algo que no alcancé a oír.

¿Qué? que habrá dicho, me acerque y le tome la ropa, en eso ella levanta la cabeza y me dice mirándome dolida.

¿Solo por eso lo hiciste, porque estaba inconsciente? y sale de la habitación corriendo encerrándose en el baño sin esperar mi respuesta.

Pero que le pasa ahora -me dije un tanto enojada- ya sabía que le gustaba y
que espera algo más de mí que esta simple compañía, o uno que otro abrazo, ella no sabe que yo estoy al tanto de todo lo que le pasa y de lo que siente por mi y se que lo que acabo de decir fue una estupidez también y que no se cerrar la boca pero además yo tampoco me había dado cuenta que sin querer le había dado un poco de esperanzas con el solo hecho de haberme cruzado en una fiesta con ella, y más aun después de saber lo que le pasaba el haber aceptado tener una relación falsa con ella y desistir mas tarde o encontrármela en el parque inconsciente y sola, sin nadie con quien compartir lo ultimo que le quedaba de vida, sin saber que la persona que mas anhelaba se cruzaría sin querer con ella la protegería y ayudaría siendo que huía, le di sin querer esperanzas para seguir viviendo un poco mas de tiempo, pero también a la vez le hice darse cuenta de que el tiempo no le alcanzaría para conquistar el corazón de quien ama y que sus últimos días no los pasara con esta estúpida que le gusta. Estoy dando y arrebatando de manera aun más fácil las ganas de vivir que había recuperado. ¿Que debería hacer? la hago
feliz sin siquiera saber si puedo hacer eso, o simplemente desaparezco y dejo que todo pase como tiene que pasar, que difícil, que difícil…


Me dispuse a cambiarme la ropa y luego ir a buscarla, pero pensándolo mejor me quede con el pantalón mojado y tome la ropa seca para dirigirme al baño, la puerta estaba cerrada con pestillo y solo se lograba escuchar un leve sollozo.

Sandra-dije desde fuera del baño, ¿me puedes abrir la puerta?

Es mejor que ya te marches se oyó desde dentó…tu no eres nada para mi solo te he visto una vez, y no te incumbe mi vida.

*(Supieras que se que te gusto niña malcriada me dije tristemente...)*

¡Que fuerzas tenia esta chica por dios! me dolió escuchar eso, logro hacer que otra vez me sintiera poco importante para alguien después de que dijo necesitarme tanto, aunque debo aceptar que yo sola me lo busque.

No parece que yo no te importe, puede que nosea nada para ti, pero tu para mi si eres importante, lamento que el haberte desvestido haya sido para salvarte la vida pero era lo que mas me importaba en ese momento….siento ser así de egoísta, lo siento (de verdad me había sentido herida, de leve a grave)

….

¡¡¡Sandra!!! -Grite- ya no se oía nada dentro y me asuste, ¡¡Sandra ábreme!!! Volví a gritar, otra vez no, ¿qué hago? Sandra responde por favor responde, golpeaba fuertemente la puerta.

Me hice para atrás y me dispuse patear esta puerta ahora, la abrí y ahí estaba ella abrazando su cuerpo arrodillada junto a la bañera con un cierto aire de felicidad debido a lo que le dije creo yo, al verme entrar su cara cambia de asombro a duda, creo que estaba tan concentrada dándole vueltas a lo que dije que no me escucho el escándalo para poder entrar al baño. Me acerque y la levante tomándola de los hombros para verificar que estaba bien y preguntándole si lo estaba mientras la levantaba, no me respondía solo me miraba perdida.

¡¡DESPIERTA!!-grite-… ¿me puedes responder?

Estoy bien no te preocupes, muy bien… decía desviando la vista.

¿Y porque no me respondías? ¿Acaso me quieres matar de un susto?

Lo siento dice agachando la cabeza y mirando la ropa que llevaba en la mano.

No pasa nada respondí.

¿Por qué no te has cambiado aun? Pregunta simulando desinterés.

Pues porque…

no me dejo terminar, tomo la ropa y se dispuso a ponérmela, me deje ya que, buscaba que lo hiciera para retribuirle lo mal que la hice sentir, me senté en el borde de la bañera y me deje hacer, yo estaba completamente mojada, ropa interior, pantalones y Sandra no dudo en quitarme el sujetador pero sin ponerme la polera como lo hice yo con ella, solo se acerco parándose entremedio de mis piernas pasando su cabeza por mi hombro para ver lo que hacia y soltándolo sin perder más oportunidad, al mismo tiempo
yo sentía unos labios fríos rozar mi cuello, los cuales no tardaron en volverse calidos y suaves provocando que se erizara toda mi piel, deslizaba suavemente el sujetador por mi brazo para sacarlo, pero no sin antes asegurarse de hacerme sentir el contacto de sus manos en todo lo que recorría el sujetador , me ponía nerviosa, no sabía si responder o levantarme y huir. Tiro lejos el sujetador sin deshacer la posición que tenia, seguía en mi cuello y ahora sus manos se apoderaban de mi espalda y la recorría con la yema de sus dedos casi traspasándome el calor que de ella iba escapando peligrosamente, me tenia completamente tensa ni aun siendo mujer podría dejar de sentir algo con esas provocaciones, pero a decir verdad aun me rondaba por la mente que le
entregaría de mi una mentira dándole a entender que la quería y eso le dolería mas que morir a mi parecer y me era un obstáculo para decidirme a corresponderle. Tome la polera de su mano y me la puse sin mirarla siquiera, me levante provocando que me diera unas disculpas; lo siento no era mi intención, no se que estaba pensando, nada había sonado menos convincente ese día que esas palabras. Me desabroche el pantalón me quite las bragas y me puse el buzo que estaba en el suelo, mi posición era mas difícil ya que no sabia como actuar bien, después de todo yo ya tenia asumido que le gustaba, pero supuestamente no lo sabia, asíque no se si hacerme la ofendida o decirle que no se preocupe. al final no opte por ninguna de las dos y le tendí la mano para llevármela a la
habitación, una vez ahí le pregunte si tenia hambre o necesitaba algo o que llamara a alguien, en vez de recibir respuesta de lo que le preguntaba, algo triste me pregunto -¿acaso ya te marchas?


Si me voy, creo que ya deben de haber llamado a mi casa por no haber asistido a las clases que tenía justamente hoy en la tarde y deben de estar preocupados y además tú dijiste que querías que me marchara dije seriamente. No me miro y agacho la cabeza apretando con sus manos el cubre cama y diciendo que eso era solo muestra de su estupidez que no le hiciera caso porque nada de lo que me dijo era cierto levanto su rostro completamente colorada, mirándome fijamente parecía pedirme a gritos sin
siquiera emitir sonido que me quedara con ella. casi se podía oír de su silencio lo que me pedía con su mirar, mi reacción luego de ello fue completamente atolondrada me acerque y le dije que la vendría a ver cuando quisiera y a la hora que quisiera y le deje mi celular escrito en un papel encima de un mueble al lado de su cama. Puedes llamarme si necesitas cualquier cosa pero me tengo que ir ahora, ella desvío la vista sin pronunciar palabra alguna, después de un segundo volvió a mirarme y me dijo -entonces antes de irte ¿te puedo pedir algo de comer? Claro sonreí y me dirigí a la cocina, parecía conocer mas bien que mi propia casa su departamento, pero la verdad es que el de “ella” era prácticamente igual a este. Cuando iba bajando las escaleras me percato que de mi bolso sonaba algo, el celular me dije- y me apresure a contestarlo.


¿Alo? Del otro lado de la línea se escucho una respiración entrecortada y un, te necesito Sahian quédate hoy conmigo luego se corto… (Su voz sonaba sincera y calida). Debo admitir que hizo que me faltara aire para respirar, me enterneció y dolió tanto al mismo tiempo que me arrodille en el piso con el celular entre ambas manos diciéndome a mi misma… en estos momentos…pero también se merece que la amen como ella esta dispuesta a amar, me quede ahí hasta que fui a la cocina, prepare algo para comer lo
deje en su cama, no me referí a lo sucedido por teléfono, me despedí y me marche dejándola sola, ella de seguro encontrará a alguien que le retribuya todo lo que esta dispuesta a entregar, porque yo no puedo hacerle esto. Me marche con la intención de no volver a acercarme a ella y a terminarlo hablando al otro día con Lisette.


Antes de cruzar el umbral de la puerta de su habitación para marcharme me toma por la cintura pegándose fuertemente a mi espalda.

¡¡¡Me gustas!!! se oyó de la boca de mi captora, me gustas tanto que en estos momentos que estoy pasando en mi vida no sabes cuanto representas (yo si lo sabia..) ni te imaginas lo que te necesito, desde que te vi en esa fiesta sentí que eras lo que justo ahora necesito y que antes de los problemas por los que paso ahora, busque y no logre hallar; me gustas y te….quiero, lamento haberte hecho sentir incomoda con mis acciones y las insinuaciones de hace un rato pero, pero…-me voltee a abrazarla- no había notado que unas lagrimas ya se le habían escapado de sus ojos -bese su cabeza y le dije- ya te dije que dejaras de disculparte ¿no es así?(ains…como me gustaría decir que también yo te quiero, pero no es nada fácil y menos aun forzar los sentimientos).

Sandra… dije con un tono bajo -agradezco lo que sientes por mi, pero… (me tiritaba la voz) no creo poder corresponderte como tu esperas que lo haga, ni siquiera se si podría retribuir todo lo que estuvieras dispuesta a entregarme porque simplemente no se si pueda hacerlo, además, eres mujer y pues…yo también lo soy y es mal visto todo esto (excusas, tontas excusas) no se que mal momento estés pasando ahora (mentía por supuesto) pero lo único que podría ofrecerte es mi amistad, no es mucho ni lo que creo que esperas, pero es lo mas sincero que te puedo dar en estos instantes(y así era) yo se
que para eso tienes a Lisette quien te quiere mucho pero, acepto -dijo sin dejarme terminar, no es lo que quiero pero es mucho comparado a no verte mas dijo secándose las lagrimas, mas aun si sabes que te quiero, volvía a decirlo pero esta vez trataba de hacérmelo creer metiéndomelo con su mirada por la mía. Estaba claro que aceptaba mi amistad como un reto, un reto para conquistarme, yo también me atenía a eso al ofrecérsela por lo cual me arriesgue, de todos modos no hubiera sido capaz de dejarla sola, puedo pensar en hacer muchas cosas pero soy una cobarde y eso es lo que más seguro tengo de mi misma y además menos podía dejarla sola después de lo que le prometí cuando me la encontré en el parque, yo al igual que ella necesitaba de alguien y no podía negar el que me gustara que ese alguien a quien ella necesitara fuera yo.


Me quede parada metida en mis pensamientos… … … … … … (Bastante metida en lo que pensaba), no me percate de lo que hacia Sandra hasta que me vi involucrada en ello

Pe… pe… ro Sandra… (Me encontraba toda sonrojada y nerviosa)

¿Qué? Tenia que despedirme como lo hacen las amigas (mirada perversa)

Pero como amigas no como, como… Mientras pensaba se había subido en una caja que tenia a su lado y me beso supuestamente como lo hacen las amigas en la mejilla, pero no fue así y me mordió la comisura del labio inferior dejándome mas que perturbada porque no lo había visto venir. Aun no me tranquilizaba por todo lo ocurrido hace rato atrás y odiaba que me desequilibrara con esos comportamientos, yo pensé que se iba a tardar unos cuantos días en insinuarse con sus perversiones, recién lloraba y se lamentaba de todo y ahora esto, al parecer me equivoque. Después de unos minutos y para quedar a pate (las dos en la misma posición para que me entiendan mejor) me acerque con la mirada fija en la suya he hice un ademán de tomar su cintura para atraerla hacia mí, nunca la toque por supuesto, pero logre dejarla tan nerviosa como ella a mi ya que ella tampoco esperaba algo así de mí, craso error porque odiaba sentirme en desventaja y de esta forma yo no me sentía como la presa, que era obvio que sería siempre yo. Bueno luego de la intimidación mutua me dispuse a marcharme, pero ya no con la intención de dejar de verla, seria muy cruel, además ya tiene claro que de mi tendrá solo amistad, aunque no estoy muy segura de que sea fácil, sobre todo si hago pasar a Helena (mi madre) otra vez por esto de las preferencias sexuales; aunque…ni siquiera le he preguntado si es gay o algo.

Sandra, tu…eres gay? La suelto en seco esperando respuesta inmediata.

No…

Entonces ¿como dices que te gusto si no lo eres…?

Y eso que tiene que ver -me dice sin expresión alguna-

Pues…¡hay! (no se que responderle a esta simpática)

No tengo que ser una lesbiana declarada para que me gustes, acaso no se te paso por la mente que tu puedes ser la excepción y la única causa por la cual me gustan las mujeres y paso a ser lesbiana -decía muy segura de sus palabras-


Y me corrijo no me gustan LAS mujeres, haciendo énfasis en “las” sino que me gustas tú y nada más.

Wauu…que manera de dejar clara su posición, ojala yo tuviera esa habilidad, me iría esplendido en los debates y presentaciones del liceo.

Y que... ¿no me vas a decir nada? Me preguntaba dándome a entender que lo había dejado todo bastante claro.

No, respondí, he ice una ademán con mi mano como despedida y me marche.

*Más tarde….*

Llegue a mi casa, y en la mesa de la entrada había una nota que decía “fuimos a la casa en la playa a arreglar los tramites de las cuentas y los negocios de tu padre” sabemos que eres responsable asíque confiando en ello nos quedaremos un tiempito por acá,
cualquier cosa llámanos, pero trata de evitarlo lo que más puedas ya que no queremos saber nada de la ciudad.


¡Qué lindo!...un tiempito por allá, llámanos pero evítalo ya que no queremos saber nada de la ciudad… (Nótese mi rencor) ¿No se si se habrán percatado que yo estoy dentro de la ciudad? ¿Ni de mi quieren saber? Pfft, podría decir que ya nada me extraña de esta
familia, pero en algunos casos somos una familia común y silvestre como todas y otras veces (como esta) no lo se…creo mejor Me iré a dormir no puedo pedir entender lo de mi familia si ni siquiera aun me acostumbro a estar sin ti Alicia...no puedo pedir mucho
después de todo.


**********************************************************************************************************


Mi nombre es Sahian Alessandri Martínez tengo 12 años, vengo de Pucón me mude aquí con mis padres y me han inscrito en este colegio, no esperen nada de mi y no espero precisamente que me traten bien.

Señorita Alessandri!! Como se le ocurre dec… ¿ya me puedo ir a sentar? la interrumpí

Si no quiere tener problemas va a tener que cuidar sus modales señorita. Profesores siempre tratando de hacer notar su autoridad diciendo la última palabra, puede sentarse, me miro fijamente.

¡¡Gracias!!

Me dirigí a mi asiento no mire a nadie mientras movía la silla que me correspondía junto a otra chica a la cual solo mire de reojo y me pareció detestable al instante, se oían unos murmullos de todos lados, creo que fue por mi mala forma de presentarme, pero yo no iba dispuesta a establecer relación alguna, me odiaba y me bastaba así, por lo que no quería hacer amistades que trataran de cambiarlo. Las clases siguieron después como si nada, aburridas pero eso es siempre igual, solo esperaba el recreo para poder respirar, pero algo fue diferente…

¡¡Hola!! Me llamo Alicia Rivero, decía la chica sentada a mi lado

Yo la mire extrañada, daba por hecho que por la forma que me presente nadie me dirigiría la palabra, no conteste y gire la cabeza otra vez dirección pizarra.

¡¡¡NO ME PIENSAS RESPONDER!!! Me dijo más alto

La mire entre enojada y sorprendida, solté una risita y me volví al pizarrón.

Sonó el timbre para el recreo, me moría de hambre no conocía nada y no quería recorrer, por lo que me fui a sentar bajo un árbol alejado de los pabellones de clases, cerré los ojos para poder respirar tranquilamente, en eso que ya estaba a gusto algo me roza la mejilla, algo frío provocando que de un salto dispuesta a golpear al que se atrevió a interrumpir mi paz. Para mi sorpresa era otra vez la gritona esa de mi clase, Alicia creo se
llamaba…


Demonios que no me dejas en paz tú tarada, dije con tono áspero.

Pero…pero… si yo solo te traje algo de comer, ya que pensé… (No termino ya que se le empezaron a caer las lágrimas)

Hmm.....….la hice llorar demonios, pero ella se lo busco nadie se lo pidió, aunque por otra parte me muero del hambre.

Ya basta de llorar estas bastante grandota para eso no crees. Yo no era de pelear ni de tratar mal a las personas, pero eso cambio ya que solo era cuando me consideraba feliz y plena, me separaron de lo que quería por lo tanto todos obtendrían de mi lo que yo no sabía dar y era resentimiento y agresividad, nunca lo había hecho y por esa razón a veces me excedí, pero no quedaba de otra que practicar para aprender. Toma tus cosas y lárgate a lavar la cara no quiero que te vean así cerca de mí y hazlo pronto porque tengo hambre y necesito que me muestres donde esta el casino, me di la vuelta y me reí silenciosamente… (Ya eran dos veces en un mismo día) me doy Vuelta y veo a una chica unos centímetros mas baja que yo, cabello ondulado y cobrizo, mas menos largo, ojos grandes y marrones que parecieran desnudarte y dejarte completamente vulnerable y débil pero que a la vez te decían que estaban ahí para ti cuando los necesitaras, una figura esbelta y fina, algo sensible por lo que alcance a percibir, corría a toda velocidad hacia los baños como se lo ordene. (Ella sería sin yo saberlo mi escape de la soledad)

Ya volví dijo agitada y con una sonrisa enorme que no me explique por qué la tenia, ten, me extendía la lata de bebida que me había hecho saltar al sentirla en mi mejilla hace un rato.

Y eso…-pregunto con cara de nada-.

Es para ti -me responde desdibujando su calida sonrisa en su rostro-.

Odio la gaseosa dije secamente (mentira pero se supone no estoy acostumbrada a
ser simpática) ¿donde está el casino?


Bajo la mano con la gaseosa, miro al suelo (pensé que lloraría, pero no fue así) apretó la gaseosa y camino sin dirigirme palabra ni mirada alguna, apunto a un salón mirando al lado contrario de donde apuntaba y me dijo -ese es el casino y se largo enojada a mi parecer.

continuara...(?)


Última edición por alexandra el 3/4/2010, 20:34, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   3/4/2010, 12:51

Nyuuu... me olvide de comentar, lo lei ayer y me olvide... T_T No se donde tengo la cabeza!! XD
Me gusto mucho la continuacion, la historia se pone cada vez mejor.
Cada vez se nota mas lo confundida que esta Sahian, pobre no sabe que hacer en esa situacion en la que esta... U.U
Tambien estuvo bueno que ya empieces a contar quien es Alice y porque es tan nombrada por Sahian, estaba intrigada con respecto a ello...
Y por ultimo... no me gusto el signo de pregunta al final del continuara... XD Tiene que continuar... Please continua... X3
En fin... muchas gracias por seguir compartiendo la historia, estare a la espera de lo que sigue... Porque tengo fe en que la seguiras... =P
Saludos Alex!!
Cuidate!
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   3/4/2010, 19:36

Sip Sip e acuerdo con mi hijitha!!
sta fenomenal!! sigue asi con la conti sisisisi
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Nosiempre fue mentira...   3/4/2010, 21:12

Bueno aqui otra parte gracias por los comentarios señorita miya y a su hemana tambien ^^ ahora las actualizaciones no las podre hacer tan pronto porque empiezo el lunes a estudiar asique si tardo no me linchen.

cuidense saludines a todas !*

Taimada, dije mirándola alejarse, me dirigí a comprar algo para comer; el trascurso del recreo paso sin mas, rápido y monótono además la chica no se me volvió a acercar.


Al entrar al salón sentí una mirada de odio que me seguía hasta mi asiento, si, efectivamente era ella, nada más y nada menos que la tarada que tenía por compañera de asiento, no le di importancia y deje que trascurrieran las horas que faltaban y me marche a casa.

En casa****

Llegue….dije al abrir la puerta, algo inútil ya que nunca había nadie en ella, tire el bolso al suelo, daba igual de todos modos nadie me regañaría por ello ya que para variar estaba
sola.


Mi día consistía en la escuela hasta mas menos la 4: 30 PM, llego a las 5: 00 PM a mi casa, nunca hay alguien que me espere en ella, nunca llega alguien a salvarme de esta soledad, por lo que me daba un baño comía lo que fuera y me tiraba horas en el sillón
a esperar que pasara mi tiempo y este día no seria la excepción, al menos eso creía….


Din dong (timbre de la casa)… ¿eh? ¿Qué? Me levante del sillón algo extrañada y me dirigí a la puerta casi por inercia sumergida en miles de preguntas. Abrí la puerta sin siquiera preguntar quién era antes, para cuando vi de quien se trataba las preguntas desaparecieron y llego el asombro, ¡TU! era la tarada que tenía como compañera de asiento, Alicia, ¿qué hace aquí? Esta toda sucia, y tiene una mejilla lastimada… ¿pero que
demonios le paso a esta chica? (me preguntaba sin dejar mi cara de asombro)


Ehhh…decía ella mirando el suelo, y otra vez Ehhh….ya cuando iba por la tercera a mi se me agotaba la paciencia y para cuando me disponía a cerrarle la puerta en la cara escuche unos sollozos por lo que me detuve quedando toda nerviosa sin saber qué hacer. Lo cierto es que podía serrarle la puerta y no tomarla en cuenta pero había algo raro ahí, además eran ya casi las nueve de la noche, la situación en mi mente ahora era saber cómo le hacía para descubrir lo que le pasaba sin que creyera me importaba.

¿Se puede saber que haces tú aquí? dije seriamente… ….…. Aguardando respuesta… …..

Seguía llorando y además tiritaba, no de frío ya que era verano aun, de repente se abrazo a si misma y levanto el rostro dejándome ver el rastro de sus lagrimas por sus mejillas sucias de tierra y sangre…sangre...¡¡¡SANGRE!!!! ¿Pe…pero qué demonios te paso en la cara? me acerque tomando su rostro con mi mano para mirar mejor, es que yo….y
volvían los sollozos. La verdad aunque no quisiera admitirlo me preocupaba por
lo que la jale del brazo para entrar a la casa emitiendo un rápido “adentro”, la lleve a la sala, al sillón específicamente y me fui a buscar el botiquín, cuando volví me encontré con la sorpresa de que se había marchado dejando la puerta abierta y que además había tropezado con mi bolso ya que estaba fuera de la casa y no donde lo tire, tardé un poco en reaccionar por lo que sin querer le di ventaja para huir. Salí corriendo tras ella, no sabia para donde se había ido pero corrí al paradero más cercano por alguna razón; en la carrera hacia el paradero me preguntaba que diablos hacia yo corriendo por ir a buscar a esa pegajosa, lo cierto es que no tenia la menor idea del porque, pero estaba lastimada rara y no podía ser tan cruel así que seguí corriendo hasta llegar al paradero de micros (buses de transporte) ¡pero no había nadie ahí!, mire por todos lados y no estaba, me
dispuse a volver creyendo se había marchado algo enfadada conmigo misma por ser
tan torpe en ese tipo de situaciones y un tanto enojada porque se marcho así, sin más. Tomé un camino más largo a casa, por el cual había una plaza que vi hace unos días atrás al llegar al nuevo”hogar”, supuestamente un hogar, miré hacia los columpios de la plaza casi mirando al vació sin fijarme en nada, en eso me detengo en una sombra que se balanceaba en uno de esos columpios, ¡demonios esta chica!-me dije un tanto ofuscada, pero me alegro saber que se encontrara bien- me acerque dispuesta a llevármela a casa esta vez para curarla, para cuando me agache a mirarle el rostro sentí como se
le notaba en la respiración el que estuvo llorando todo este tiempo ya que se le entrecortaba y no se arriesgaba a emitir sonido alguno. Pensé que iba a huir nuevamente, pero solamente se limito a parar el balanceo y me siguió a casa, sin siquiera yo haberlo mencionado, al llegar se quedo en el umbral de la puerta mirándome algo confusa y nerviosa creo porque no estaba segura si lo que yo quería era que entrara o que se fuera y era comprensible ya que después de todo le había demostrado mi agresividad cotidiana tanto en el colegio como en la casa, agresiva, ruda, mala y tantas otras. El que la estuviera tratando sin pesadeces hasta sin palabras, ya que no había mencionado nada desde que llego, tenia que parecerle extraño de alguna u otra forma. Al verla parada ahí no sabia como reaccionar, lo cierto es que podía simplemente pegarle un
grito para que supiera que la iba a ayudar y la vez también mi forma de ser
para con ella no cambiaría, o lo contrario que sería comportarme civilizadamente y no gritarle y tratar de ser un apoyo. No opte por ninguna de las dos, me quede parada frente a ella y le dije.


Creo que mi casa en si no es acogedora, pero también creo que el umbral de la puerta lo es menos aun, ¿no crees? vaya que raro me resulto decir eso, hace bastantes días que no hablaba como la gente. Me miro y dedico una pequeña sonrisa pero con un deje de tristeza que la acompañaba aun sin saber yo porque, entonces entró y serró la puerta, fuimos al salón donde había dejado el botiquín para curarla, tomé su rostro y note que bajo la herida habían unos moretones que ya casi no se veían, no le di mucha importancia en ese momento y me dedique a curarle la mejilla, al terminar me puse de pie la mire con mi rostro característico de frialdad suspire y finalmente pregunte.

¿Qué te ha pasado que estas en estas condiciones deplorables? (demonios como me hubiera gustado no haberla tratado así de mal nunca)

… … ….

¡¡Responde!!

…agachaba nuevamente el rostro… …


Que respon...TE SEGUI!!!(Meinterrumpió gritando) me sorprendió…


Como que me seguiste… ¿por qué? ¿Para qué? estaba confundida.

Porque yo quería saber donde vivías, que hacías en tu tiempo libre, quería saber algo de ti…

¿Ehhh? de mi…mas sorprendida aun.

Aja…

Y no crees que te tomaste mucho tiempo para ello, ¿sabes la hora que es?

No se…

Pues van a ser las diez de la noche, y tu estas fuera de casa y mas encima toda sucia herida y llorando ¿por qué?

Ya te dije porque- me dijo triste- además…me perdí y tratando de encontrarte me cruce con unos tipos que me persiguieron y al salir corriendo tropecé y caí, los tipos me alcanzaron (comenzaba a llorar de nuevo) y uno me dio una cachetada por huir y empezó a… a… tocarme –se le caían las lagrimas- yo... Pensé que iba a terminar violada, pero uno de los tipos le dijo al que me tenia agarrada que me soltara que venia alguien por
lo que me arrastraron no se adonde y me dejaron…-ya no contenía el llanto- me volví hasta donde me encontré con los tipos, y me dispuse a buscarte, me guíe por los camiones de mudanzas que habían ya que como llegaste hace poco y así llegue hasta aquí…


Maldición, maldición, maldición, ¿y todo por venir tras de mi? ¿ para conocerme? que tarada eres no ves que pudo haber pasado algo ¡peor! (me sentía mal, como demonios se suponía que debía sentirme si lo que le paso fue todo por querer saber de mi) me arrodille frente a ella le seque las lagrimas, que tonta eres lo sabias –le dije mientras pasaba mi mano por su mejilla- se dejo de llorar después de un rato y dijo que se marchaba, algo estúpido ya que era tarde y con un simple y tajante “ni lo pienses” me levante y le avente el teléfono, llama a tu casa y di que te quedas aquí o lo are yo, no te voy a dejar marchar después de lo que te paso. Llamó a su casa la regañaron pero ya nada se podía hacer, le dije que tomara un baño y le preste un pijama, antes de que se metiera al baño la agarre del brazo y mirando al suelo le pregunte.

¿No te alcanzo a hacer nada el tipo verdad? Levante el rostro un tanto triste y avergonzado.

No –dijo esbozando una sonrisa-

¿Por qué te ríes eh?

Porque después de todo si estoy logrando saber de ti

¿Y que se supone sabes de mi ahora?

Pues...que no eres dura como aparentas -se suelta de mi agarre y se mete al baño cerrando la puerta-

¿Eh?.. Me puse de espaldas a la puerta del baño sentándome en el piso mientras soltaba un suspiro, para cuando ya me encontraba sentada siento que desde dentro Alicia también se sentaba en el suelo y se empezaban a escuchar nuevamente sus sollozos, yo me quede helada ya que hace unos segundos me había brindado la sonrisa mas calida que le había visto y ahora lloraba, se le escuchaba tan triste, ¿de verdad no le paso nada mas?- me preguntaba- ¿o es que acaso quedo con miedo? me levante y por ir dándole vueltas a estas preguntas se me fue el cuerpo y caí en la misma posición que me encontraba momentos antes, golpee la puerta de paso dándole a saber a Alicia que me había quedado ahí, en tres tiempos los sollozos pararon y no se escucho nada más que el agua de la ducha caer. Yo me levante rápidamente y me largue a prepararle algo de comer, ya que seguramente, bueno obviamente no debía de haber comido nada. Para cuando salio del baño paso rápidamente a la habitación ya que se oyó como corrió, la casa era de dos pisos y el baño estaba arriba, subí a decirle que le había preparado algo de comer, iba algo desconcentrada por alguna razón,(es la costumbre por estar sola, tiendo a caminar por inercia) entre a mi habitación sin siquiera preguntar si podía, y era obvio si no estaba acostumbrada a hacerlo, encontrándome con un cuerpo desnudo que me daba la espalda y al que me quede completamente idiotizada mirando, pero no porque me gustara andar mirando cuerpos de mujeres sino que por las marcas que tenía en su espalda, muslos y brazos. Alicia se dio cuenta que la miraba y voltio y se tapo con la toalla, gritándome ¡¡¡PERVERTIDA!!! yo no tome en cuanta lo que dijo hasta que me grito que saliera, por lo que me sonroje retrocediendo dos pasos y luego dije…es mi habitación sabes y siento no haber tocado pero se me olvido…-que estupido sonó eso pero así soy yo- ¡además no te estaba pervirtiendo con mi vista sabes! y me volví a sonrojar ¿entonces porque te quedaste ahí parada como idiota…?

Pues…pues… (Se lo digo o no) pues…es que te he visto esos moretones que tienes en todo el cuerpo, Por eso…y salí de la habitación pegue un portazo y al estar afuera grite.

! Ahh ¡…y te prepare algo para que ¡comas! baja antes de que se ¡enfríe! espero que te atragantes rechine entre dientes y baje a la cocina.

Oí unos pasos por la escalera, más rápidos al principio pero algo indecisos al final
de su recorrido, la cocina….


Le acerque el plato sin mirarla con mi cara apoyada en la otra mano, no dijo palabra alguna, solo se limito a comerse el sándwich que le prepare, no era nada del otro mundo, sino que lo que yo como todos los días, a la misma hora y misma cantidad.

No me dirigió mirada alguna en todo el rato que estuvimos en la cocina mientras le hacía compañía, al comer trataba de averiguar desviando miradas haciéndose la tonta para saber si la miraba, esperando mi respuesta, pero decidí no decir nada por el momento ya que se podía atragantar con el sándwich.

Luego de que termino de comer se disponía a ir no se a que parte ya que no era su casa pero parecía querer salir de mi vista, no resulto ya que le dije “alto” me debes algo –con tono serio y mirando hacia abajo-

….no te debo nada, después de todo tú no eres nada mío, solo compañeras de curso, nada mas (esto lo dijo bastante triste, debo confesar que desde ese momento entendí o sospeche que ella tenía un problema y necesitaba de alguien, pero no me terminaba de enterar el por qué, por qué teniendo esa personalidad podría estar en busca de alguien, ¿acaso no tenía a nadie, amigos, algo?)

Pues es cierto -respondí finalmente- no soy nada tuyo, y no te exigiré nada, vámonos
a dormir, ya que quiero que te vayas pronto -me había enojado bastante- vamos.


Subimos las escaleras y la deje en la habitación de mis padres, no emitió sonido alguno, sólo entro y cerro la puerta, lo cierto es que me sentía mal por ser así, pero la verdad
tenia mis motivos y además mi vida era un asco, todo me sucedió de la noche a la mañana ya estaba resignada, era difícil mantener esa actitud agria pero no podía evitarlo ya.


Al otro día me levante temprano a pesar de que no había escuela, era la costumbre, no dormía mucho, me duche y fui por el desayuno, se me paso por la mente el que ella se hubiera levantado mas temprano que yo y se hubiera marchado, me quede un rato dándole vueltas a la situación y cuando ya me traía loca corrí por las escaleras y
despacio abrí la puerta y me metí a la habitación, ya eran casi las siete de la mañana, y ahí estaba como sospeche, dormida, estaba destapada y al acercarme no pude dejar de mirar los moretones que tenia, por lo que sin percatarme me encontraba sentada a su lado extendiendo mi mano para poder tocar esos manchones que estropeaban su blanca piel. Me preguntaba por qué demonios estaba así, pero como ella se encargo de aclararme no era quien para meterme, me levante y salí del cuarto, ya faltando poco para las diez siento pasos arriba, era extraña la sensación de sentirse acompañada otra vez, ya que últimamente me la pasaba sola, era extraño, era…..¿agradable? quizás un poco si, pero como se supone que se demostraba que me agradaba, era difícil, incluso me daba vergüenza, si después de todo yo no era así porque lo elegí al llegar aquí y ya se lo había demostrado en estos días que lleva conociéndome, no sabía ser así porque decidí olvidarlo, en eso aparece Alicia y me dice algo nerviosa que se va, yo quede
algo sorprendida ya que estaba alterada no se había peinado ni nada, era como
si al llegar el día el mundo se le viniera encima, por qué.


Espera-le dije- ¿ni siquiera vas a comer algo? ¿Qué te pasa?...sé que no soy la mejor compañía pero no es para que te levantes así, ¿no?

No es eso -me respondió- es que debo irme ya.

Pues hubiera bastado con que te levantaras más temprano si se te hizo tarde ¿no crees?

No es eso, es que… (Era obvio que no sabía que decir)

Pues no te vas sin comer, y ve a darte una ducha ya que estas toda despeinada y traes el colchón pegado en la cara, sin mencionar que no has comido y además yo te acompañare a tu casa. Esto último la asombró y en cierto modo la turbo ya que trató de evitarlo, cosa que era inútil ya que lo haría de todos modos. Soltó un suspiro y se fue al baño, después de un rato bajo y se sentó a comer nuevamente un sándwich, era mi especialidad y lo mas fácil por lo demás, algo más resignada aunque en su rostro se veía preocupación y miedo dije.

Cambia la cosa refiriéndome a su apariencia- con tono sarcástico- ahora que ya casi terminas nos podemos marchar.

Me miro algo enojada por molestarla, pero de alguna forma mi actitud para con ella iba cambiando ¿por qué? Hasta hoy no me explico por que, pero se veía un poco mas calmada. Ya cuando acabó de comer salimos de la casa, la verdad la acompañaba porque me sentía culpable por lo que le paso, después de todo si fue por mi culpa, más si dijo que quería saber de mi, hay que ver las estupideces por las que se arriesga.

¿Por donde fue que te encontraste con los tipos?-pregunte después de un rato de largo silencio-

Pues por esa esquina dijo desviando la vista y apuntando…

Ya veo dije volviendo al silencio.

El transcurso en el bus fue igual de silencioso, lo diferente era el grado de preocupación y nerviosismos que tomaba el rostro de Alicia, y no sabía por qué, al bajarnos del bus ya su rostro pasaba a resignada tristeza por lo que pensé que podía ser porque yo iba
a dejarla y quizás le causaría problemas, me pare en seco en medio de la calle y le dije mirándola algo ruborizada por ser tan lenta a veces para comprender situaciones.


Creo que te dejare hasta aquí…

Eh… se quedo como turbada, pero se notaba algo mas de serenidad en su actuar…

Bien me voy – me acerque y le di un beso en la mejilla- nunca había hecho eso con alguien que no fuera de la familia y menos desde que llegué aquí, pero la verdad era un acto de cortesía también asíque no tenia nada del otro mundo eso era obvio, aunque para Alicia no causo mas que asombro y una sonrisa (que por lo demás me tranquilizaba un poco) ya que en el colegio no paro de sonreír y en mi casa era igual o más sombría que yo, y eso solo la conociera hace dos días y la verdad se me hacia extraño el que dejara de hacerlo, me dijo adiós y se marcho. Me quede parada sin pensar en nada, lo único que se me venia a la cabeza era soledad, de un momento a otro decidí seguirla para ver donde vivía, al llegar a la esquina donde acababa de doblar me detengo para mirar como una espía y me encuentro con un hombre de edad fuera de una casa, tenía un toque de hipocresía en su perfil y daba a entender que era alguien responsable, común, pero que a mi me inspiro un miedo horrible y desagrado por lo demás, me lleve una gran sorpresa al ver que donde se encontraba el hombre era donde vivía Alicia, que por lo demás agacho la vista y por un empujón del hombre que quizás era su padre entro a la casa quedando todo completamente normal, al menos eso creía yo…

*************************************************************************

Suena el despertador, un nuevo día, valla que el día de ayer fue largo y difícil….demonios que fue difícil…esa chica está enferma y loca

Me levante eran las 6: 30 AM tenia que ducharme y largarme al liceo, no tenia mucho tiempo bueno si tenía, pero tenía que evitar encontrarme con cualquier persona que me conociera, o mas de alguna estupidez iba a hacer, ya no era como cuando pequeña, aislada agresiva, poco sociable, bueno aislada aun lo soy pero porque me gusta mi espacio.

Salí de casa, llegue al liceo, no me encontré con nadie, las primeras horas de clases pasaron sin más, hasta el recreo.

Hola Sahian- se acercaba Lisette algo curiosa- ni idea

Hola...- ¿qué demonios quiere aquí? Me decía para mis adentros

¿Y?...

Y ¿qué?

Como te ha ido con Sandra boba… (Ya suéltalo)

A era eso… (Quede en blanco sonrojada) pues nada…

Mmm....... Entonces si lograste algo no, decía con un deje de tristeza en su rostro

…. Que se suponía debía decir, como decirle que si, pero sin hacerla sentir peor de lo que se debe de estar sintiendo ahora.

Pues nada del otro mundo solo uno que otro encontrón (con eso me refería a las tácticas de Sandra…) pero luego todo normal, aunque no ha pasado nada ok, -le aclare-


Me da igual lo que haya pasado, si no me importa… (Seguro que me creería eso, si sabia que ella quería a Sandra) pues bien adiós –se marcho sin más-

El segundo periodo de clases fue normal, rutinario, como todos, ahora lo que me esperaba a la salida era lo que me sacaba de toda rutina, y era ir donde Sandra.

Las clases terminaron, y ya después de haberme hecho la idea toda la mañana me dirigí donde Sandra, de solo caminar por el parque se me venia a la cabeza todo lo ocurrido ayer, fue de lo mas extraño que me ha pasado de un tiempo acá.

Ding dong – toque el timbre del departamento de Sandra- ¿no piensa abrirme?

Ding dong… ¿qué demonios estará haciendo?

Se oyen pasos desde dentro y un ¡¡¡ya van!!! que se acerca a la puerta abriéndose y dejando ver finalmente a…..

Te esperaba – y siento como me jalan hacia adentro y cierran la puerta tras de mi-

Eh…
estaba algo impactada por lo que mis ojos veían, ya que nunca me habían recibido de esa forma…. (Marcando ocupado)… … .…

continuara O_o
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   3/4/2010, 23:10

Muy buena conti!
Snifff... esta vez estoy triste por lo que le paso a Alicia. Pobres los personajes de tu historia, les pasa de todo, espero que al menos la historia tenga un final feliz!
Y pues... No problem, aunque tenga muchas ganas de una continuacion, los estudios estan primero, asi que primero estudia y luego nos subes la conti! XD
Saluditos y mucha suerte con tus estudios!! n_n
(repeti muchas veces la palabra estudio...XD)
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   4/4/2010, 11:24

jeje!!1 si muxos tudio!1 jeje!!!

pero la conti stuvo genial!! aunk si m dio penita alicia1!!
pobre xikitha!! weno weno speroe l siguiente capitulo
Volver arriba Ir abajo
Dandelaion
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 22
Localización : Curacavi cityy
Cantidad de envíos : 2
Fecha de inscripción : 04/04/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   4/4/2010, 18:46

mi vida!!!! esta muy tierna tu historiaa!! no c komo no me la mostraste antes ¬¬ maalaa!!
Volver arriba Ir abajo
Dandelaion
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 22
Localización : Curacavi cityy
Cantidad de envíos : 2
Fecha de inscripción : 04/04/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   4/4/2010, 18:51

te amooo!
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   4/4/2010, 18:59

Dandelaion escribió:
mi vida!!!! esta muy tierna tu historiaa!! no c komo no me la mostraste antes ¬¬ maalaa!!







es que me daba verguencita...
pero ahora sabes
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   7/4/2010, 15:49

zthe i la contii??
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   8/4/2010, 00:24

Shikat escribió:
zthe i la contii??




creo me tardare un tanto ya q mi hermano con sus juegos le metio un virus al pc y se comio todos los archivos que tenia su usuario y el mio y solo me quedo el respaldo que no actualizaba desde hace meses asi pongo al dia el respaldo lo corrijo y publico
Volver arriba Ir abajo
Dayana Hernandez Garcia
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : en alguna parte de tu corazon
Cantidad de envíos : 112
Fecha de inscripción : 10/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   8/4/2010, 14:39

no te preocupes te esperare una eternidad subela cuando la tengas
Volver arriba Ir abajo
darsteffi
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : Venezuela-guarenas
Cantidad de envíos : 63
Fecha de inscripción : 22/10/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   9/4/2010, 11:18

Me gusto mucho!!
continua!!
Volver arriba Ir abajo
http://www.metroflog.com/darnis_1
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   9/4/2010, 21:29

Sip... estamos a la espera de la continuacion!!
Espero que te haya ido bien con los estudios Alex!!!!!
Y no te preocupes por la tardanza del fic, esperaremos el tiempo que sea necesario, pero no te olvides de nuestra continuacion... n_n
Cuidate mucho, nos leemos! ^^
Volver arriba Ir abajo
Shikat
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : Peru - Lima
Cantidad de envíos : 841
Fecha de inscripción : 04/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   25/4/2010, 10:29

Contiiiiiiii
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   25/4/2010, 16:39

Sip... Conti Please!!
Te estas demorando mucho Alex!
Y ya quiero saber como sigue...
Volver arriba Ir abajo
pinkmeza
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Caracas, Venezuela
Cantidad de envíos : 22
Fecha de inscripción : 06/11/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   25/4/2010, 16:47

iop tambien espero la conti
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   25/4/2010, 18:51

lo siento, pero no tengo internet en casa y me ha dificultado todo, la continuacion la tengo pero no la puedo subir hare esfuerzos para tenerla en la semana!

juro que la tengo escrita y que la subire pronto
cuidense señoritas BYE!*
Volver arriba Ir abajo
Dayana Hernandez Garcia
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : en alguna parte de tu corazon
Cantidad de envíos : 112
Fecha de inscripción : 10/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   26/4/2010, 16:17

tu tambien cuidate y no te preocupes se te entiende y no jures tampoco no es necesario te creo chao nos vemos luego mejor dicho nos leemos luego bye
Volver arriba Ir abajo
Dayana Hernandez Garcia
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : en alguna parte de tu corazon
Cantidad de envíos : 112
Fecha de inscripción : 10/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   28/4/2010, 17:00

la verdad no se que hacer tu ya no nos quieres y yo que te amo mucho por tu forma de escribir y mucho mas
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   30/4/2010, 17:32

Dayana Hernandez Garcia escribió:
la verdad no se que hacer tu ya no nos quieres y yo que te amo mucho por tu forma de escribir y mucho mas




NO ES CIERTO QUE YA NO LAS QUIERO.
siento mucho no subir nada aun, pero aun no me vuelve el internet para subir y un monton de lios mas, pero apenas me vuelva les publico unos 3 capitulos de ua para que no me detesten
cuidense chicas!! y lo siento otra vez
Volver arriba Ir abajo
*Miya*
YLS BRONZE MEMBER
YLS BRONZE MEMBER
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : En algun lugar de este inmenso mundo!!!
Cantidad de envíos : 1233
Fecha de inscripción : 07/07/2009

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   30/4/2010, 17:46

Espero que de verdad no sea cierto... =P
Igual aunque sea cierto, te queremos igual!! XDDDDDDDDDDDDDDDDD

Okey, espero que sea asi... 3 capitulos por el tiempo que estuvimos sin conti!


No hay problema, la verdad... yo tambien se lo que se siente no tener internet, y no poder subir una continuacion!


En fin, tu tambien cuidate mucho!
Saludos!!
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   4/5/2010, 00:53

jaja, me llego el maldito internet, asiq mañana sin falta publico la continuacion!
se cudan chicas y perdonen por demorarme otra vez XD
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: No siempre fue mentira...   4/5/2010, 23:17

UYYY creo que la hora que me la pase arreglando el texto no sirvio, no me subio la conti(solo a mi me pasa) y llegue tarde al preu ¬¬. gracias a dios el lenguaje es lo mio y me fue biensito XD
Bueno despues de una larga espera aqui va la continuacion, es una buena noticia creo, pero tengo una mala y es que me cortaran el net otra vez asique me volvere a tardar, de no ser asi les colgare prontito.
Disculpenme chicas por tardar tanto en verdad.
(dato: para que no se confundan, estos--->*** hacen separacion de tiempos; el tiempo de Sahian alicia y el de Sahian Sandra)
Disculpen cualquier error, y a leer ;)

— ¿Que te pasa? — me pregunta algo burlona, tratando de disimular muy mal la situación que muy amablemente me creo.
—Yo…— (Baba) no, no es cierto, no estaba babeando, estaba distraída mirando….o si.
— ¿Me dirás que te pasa? o te vas a quedar ahí parada pervirtiéndome con tu vista.
—Eh… ¿qué? (eres la segunda que me lo dice) como que pervirtiendo con mi vista…yo (que se suponía tenía que decir).
—Lo que oíste… (Victoria)
—Nada que ver si yo solo… (Por que demonios no sé qué decir)
—Ves, ni siquiera tienes excusa alguna, sólo me perviertes con tus ojos y adem...
— Ya quisieras (al fin)
— ¿Eh? ...
—Eso, que ya quisieras que te estuviera pervirtiendo con “mis ojos” —le dije con un muy pesado y burlón tono.
—…

No dijo más y solo procedió al plan “B”, puede que sea una estupidez de mi parte pero la verdad es que le puse así a su acción evasiva en contra de mi respuesta. Sucedió que cuando toque la puerta para que me abriera, antes de recibir alguna respuesta que me confirmara que estaba en el departamento, se tardo bastante, y cuando me dejo entrar ocurrió algo impensado para mí débil mente.
—Ya abro—se oyó después de un rato aguardando por sus señales; hasta ahí todo bien creí. Cuando me abrió la puerta, yo estaba con la cabeza gacha pisando una hoja que me entretuvo el tiempo que llevaba parada ahí afuera, entre sin mas salvo por un pequeño detalle… yo no miraba al frente mientras caminaba dentro del departamento. Ya para cuando estaba mitad fuera y mitad dentro me jalan obligándome a levantar la vista; no puedo negar que me lleve un buen espectáculo cuando levante la vista.
Ella estaba... ¿semidesnuda?, estar con bragas y una camisa desabotonada, y además sin sujetador es ¿semidesnuda?... queda a su juicio; en lo que a mi respecta, así me abrió la puerta y hasta ahí me llego el todo bien porque para mi si era semidesnuda.
Es un tanto obvio que por semejante escena me justifique el que haya quedado algo turbada, si más que mal, no todos los días te abren la puerta en esa facha, nadie con dos dedos de frente lo haría por lo demás, excluyéndola a ella claro, pero no lo supe hasta ahora.

— ¿Qué demonios intentas hacer así Sandra?
—Oye Sahian—me dice en un tono algo avergonzado y bajito mientras se acerca más y más a mí.
Yo por mi parte, un tanto acorralada ya que cada que se acercaba llegaba mas y mas rápido contra la muralla, le respondí un—mmm—de esos típicos que salen involuntariamente por nerviosismo y terminas tragando saliva reiteradas veces. Todo por la mala posición en la que estaba, porque se me notaba estúpidamente en la cara y porque era obvio que no sabía que mas decir.

—Sahian tu…eh, quiero decir yo…
— mmm…— (Odio que hagan eso pensaba en ese instante)
— No es fácil decir esto como si nada y tan rápido, pero para mi eso del tiempo que hay que darle a estas cosas, ha cambiado un tanto este ultimo tiempo y por eso Sahian, quiero saber si ¿Crees que yo sea capaz de enamorarte tanto como tu a mi? Necesito una entrada…da igual si es la ventana o la mismísima entrada del perro, pero una entrada para lograrlo…

Esto lo dijo ya muy cerca de mí, solo medio paso más y podría sentir su cuerpo sobre el mío. Ya el nerviosismo era un sentimiento pequeño y tonto comparado con el temblor que sentía en todo mi cuerpo y que peligrosamente no me dejaba moverme a mi antojo, me convertí de a poco en una mujer petrificada y débil por aquella pregunta que no sabía responder. Me empeze a hundir en un mar de problemas.
Sandra me apretó el polerón (remera) creo que por los nervios que ella también sentía, y me miro fijamente a los ojos, que por lo demás estaban algo tristes debido a mi falta de respuesta; su mirada provocaba que desviara reiteradas veces la mía, estaba fija reclamando dicha respuesta que yo no sabia dar y que me estaba significando la perdida de un tiempo valioso. Después de un rato esquivando sus ojos, así de improviso el momento de miradas silenciosas se volvió una situación de silencio incomodo, de esos que mientras mas tiempo dejas pasar, tu conciencia te pasa la cuenta sin medir siquiera si lo resistirás o no, te hace caer en cuenta de que dejaste pasar la oportunidad justa, y que no te diste cuenta de que lo era hasta que se te paso—que porquería son esas situaciones— ves todo terrible porque oportunidad como esa no habrá; la perdiste y se acabo.
Acababa de perder el momento de responderle algo, y como suele ser, pasó, y ya solución rápida y fácil no tenía. Tal pregunta me desequilibro como si nada, así como el viento a un equilibrista profesional—inevitablemente—, remeció todo mi cuerpo desde el estomago hasta la punta de mis dedos, ¡todo!, como un choque eléctrico, pero causado por emociones, pecando de conciencia y haciéndome sentir un tanto descontrolada y anhelante por sentirlo nuevamente—masoquista— no, masoquista no soy, solo interpreto los deseos de mi cuerpo, soy sincera.
Mis espasmos eléctricos me dejaban claras unas tantas cosas, no todas pero la gran mayoría. Sentía que mi cara ardía desde el momento mismo en que me hizo la pregunta,
— ¿Podré hacer que me ames como yo a ti? Me dejo muda y sin poder pensar gran cosa, fue increíblemente raro y agradable; y aunque esto me duro solo hasta que sentí su frente contra mi pecho, ya que logre oír unos pequeños sollozos de su parte, seguí sin saber que responderle.
— ¿Que hago? —
Al oírla llorar me obligaba a pensar una respuesta para la pregunta, pero… ¿qué hacer si aun no la conseguía y llevaba un buen rato ya pensando?
Para mi era obvio que esto pasaría, pero con la diferencia de que no causaría nada en mi, ningún remoto sentimiento, ni una sola duda, y podría así responder sin remordimiento alguno —no Alicia, no creo que puedas— pero esto no fue como lo creí, esta años luz de distancia de serlo por lo demás, se supone que las dudas eran sobre que hacer par no dañarla mas, pero si se empeña en hacer este tipo de cosas, con este tipo de preguntas, y provocando este tipo de sentimientos, es casi inevitable que yo con mi poca labia para relacionarme con cualquier persona de alguna u otra manera, pueda darle una respuesta acertada y además sin dañarla.
—soy un nudo— me pregunto qué hago con la chica en esta situación, cómo lo abordo ¿Qué se supone debo hacer para poder darle un final feliz, o algo que la merezca? si alguien me explicara como le hago para lograrlo, pondría atención como nunca en mi vida…pero nadie explica estas cosas, porque se las arreglan solos claro esta, yo tengo que arreglar sola mi problema—suena sencillo— pero representa un problema mas para mi, porque nunca afronte uno solo en lo que llevo de vida.
No se responder ni la mitad de todas las preguntas que tengo en la mente, estoy entre una y la nada misma. Puede que no haya sido nada lo del choque eléctrico, y me ayudaría que fuese así, ya que solucionaría el problema de dudas que me atacan por ello, pero no puedo, quiero engañarme pero no puedo, fue algo muy fuerte y es imposible hacer como que no sucedió nada.
Creo que si le contara a alguien la situación, omitiendo algunos detalles claro, como por ejemplo que se trata de una mujer, y que no trae ropa la mayoría de las veces que la he visto, y cosas así, me diría que pusiera los pies sobre la tierra, me preguntaría a que le temo que no hago nada, si mas que mal, no esta en juego mi alma ni nada por el estilo, no me van a cortar los pulgares ni mucho menos, ¡¡arriésgate!!, saldría de su boca, nunca tus decisiones te hacen salir siempre de ganador, por lo que no deberías de tratar de controlar lo que te toque, solo basta con un poco de responsabilidad y ya, lo que sea que te toque, simplemente que sea.
Suena un tanto simple, pero generalmente, si le preguntas a alguien que te estima y ve que la situación representa una oportunidad de que seas feliz, o puedas tener una experiencia “instructiva” por decirlo de algún modo, siempre te va a alentar a que te arriesgues, te va a dar ese empujoncito incondicional que muchas veces hace falta; claro, aunque a veces si le preguntas a una persona que resulta ser un tipo de amigo o amiga que te tiene ganas y lo ignorabas por completo, la respuesta va a variar gradualmente, esto ya que si bien no te quieren compartir siguen siendo tus amigos (as) y quieren que seas feliz, independiente de si es con ellos o no, y también hay excepciones a esta buena voluntad pero, no terminaría nunca y no es el tema principal.
— ¿Arriesgarme? —pero si eso hago.
Me planteé la situación de “arriesgarme” luego de pensar en varias cosas y empiezo por decirme. Yo para arriesgarme primero pienso en mi posición, me afecta o no me afecta, puedo o no puedo, es necesario que yo, o no es necesario. También me preocuparía por saber si sería capaz de entregar lo que se me pida, comprender la situación y todo eso, en pocas palabras, si se trata de Sandra, debería saber si podría amarla como ella a mí; aquí me doy cuenta de que dentro de una pregunta con posible respuesta se me agrega una de las otras preguntas sin respuesta y luego otra y otra y me voy al carajo porque si no me decido completamente por alguna vez en mi vida, y en vez de eso estoy mitad si y mitad no, las respuestas serán imposibles.
Ahí esta la respuesta—me equivoque—…eso es salir ileso, no arriesgarse, de un momento a otro todo lo que pensé sobre lo bien y responsable que era por Sandra se quebró en el suelo. Arriesgarse para mi era todo lo contrarío, estaba completamente perdida, y si yo lo creí así, las respuestas serán erróneas también; esto me demuestra que a veces no hace mal replantearse una situación.
No todos se replantean las cosas, en mi caso, si yo no lo hiciera, tendría las mismas dudas sobre Sandra pero con el proceso al revés, pensaría que sí me arriesgaba por ella siendo que hacia lo contrario, y en ese caso obtendría una respuesta equivoca, si no me replanteara este tipo de cosas Sandra moriría feliz creyendo que yo correspondí y le entregue el mismo sentimiento que me entrego, el tan difícil pero reclamado “amor” —justo lo que ella quiere— pero, entonces ahí quedo yo, completamente jodida e infeliz por haber entregado una mentira, y aunque no sería cualquier mentira sino que una que dio felicidad… de todos modos sería mentira, y que además me daba a pensar que me estaba arriesgando.
Me repito en mi mente ¡lo evitare! ¡lo evitare! pero, ahora teniéndola aquí, justamente en la situación que debería usar para evitarlo no hago ni una maldita cosa, ni una sola ¿y por qué?—¡¡¡tantas preguntas!!!! — porque soy desesperante, es la razón por la que tiende a largarse a llorar, entre tanta cosa que se me pasa por la cabeza, no respondo sus preguntas ni las mías.
No la miraba a la cara para no caer mas bajo agregándome más preguntas que responder, su llanto me desarmaba como el agua a la arena, y si seguía así pronto iba a desaparecer hasta el mínimo orgullo que formaba parte de mi cuerpo.
—Haber Sahian tranquilízate— dije impotente, se sincera contigo misma, tu sabes lo que quieres mejor que nadie y es sencillo, solo es un si o un no, nada mas que eso y sales casi ilesa. ¡Pero por que casi! (Grite en mi mente)es obvio que si llora sin yo haberle dado alguna respuesta valla a saber quien, como será cuando le responda y es una verdad; otra verdad es que mi mente me odia ya que ni auto reconfortarme puede.
Me decidí a tratar al menos de calmarla, y darme al mismo tiempo, tiempo para poder entregarle una mejor y nueva respuesta, ya que ahora todo cambiaba de escenario, debido a lo que acababa de entender sobre arriesgarme.
—Ey…— dije con tono sereno—Ey…—repetí mientras mis labios besaban tiernamente su cabeza tratando de reconfortarla, pero aun así, seguía llorando y no se dignaba a mirarme.
—Ey…—repetí una vez más, pero esta vez tomando su rostro con ambas manos y besando su frente, sin cambiar nuestras posiciones, yo entre ella y la pared.
Los sollozos fueron cesando gradualmente, al cabo de minutos solo quedaba rastro del llanto en su respiración entrecortada, pero no se dignaba a mirarme aun.
—Huf…— (respiración) tome aire nuevamente y con mis manos aun en su rostro hice que me mirara, quedamos frente a frente, al mirarla pude avisar el rastro de sus lagrimas y el acompasado de su respiración mientras se decidía a mirarme.
Rozando uno de sus labios, volví a pedir su atención consiguiéndolo esta vez, desvíe mi rostro dejando mi mejilla contra la suya, me acerque así a su oído y susurrándole solo un—quizás —Baje la mano que se ocupaba de su mejilla para rodearla por la cintura, con la otra mientras, terminaba de abrazarla contra mí y la pared.

—Maldita mi indecisión y mi mente le reclamaba a mi cabeza en esos momentos—.

Espere desde ese momento algún reproche, pero no me dijo ni reprocho nada por lo que ocurrió momentos atrás, no emitió sonido alguno, al abrazarla completamente a la pared y a mí, prefirió no decir ni hacer nada a mi parecer, nos quedamos ahí, ella por su parte tal y como me había abierto la puerta, semidesnuda con un plan y su respectivo respaldo, y yo muda y sumergida en un nudo de preguntas sin respuestas, y contra la pared y ella sobre mí por un rato…

*************************************************************
Luego de ver que Alicia entraba a su casa, esperada por un hombre que no mostraba muy buen semblante, que se veía enojado pero aparentaba una preocupación hipócrita, como justificación que cuartara el enojo y con muchas preguntas, me devolví por donde mismo llegue ahí. Mientras caminaba, una de las preguntas que mas podía sacar en limpio era la de por qué me interesaba o me movía la curiosidad por descubrir que pasaba con Alicia, era extraño pero entendible a la vez, ya que, por alguna razón, ese interés causaba que mi día fuera menos monótono de lo que venia siendo desde algún tiempo acá
—me da algo que hacer— y…a quien quiero engañar, ella me importa y ahí esta mi respuesta, aun creándome una apariencia agreste, no era ni será nunca el no preocuparme por alguien mi papel.
Llegue a la casa y me dispuse a ordenar el cuarto donde había dormido Alicia, mientras iba de aquí para allá en la habitación ordenando y esas cosas, llegue al baño, pensé que Alicia había dejado todo tirado, toallas, ropa, todo, pero lo había dejado muy limpio, incluso más de lo que estaba, lo note ya que el baño de la habitación de mis padres estaba en desuso por su ausencia y con un poco de polvo, me extraño un tanto al estar en el y advertir lo del polvo asíque fui al cesto de la ropa sucia, al sacar las toallas para llevarlas a lavar me encontré con una que no tenia precisamente la suciedad característica, sino que estaba estilando, (muy mojada) y con manchones rojos amarillentos que trataron de lavar.
Me pare junto al canasto y tome la toalla, esto puede ser…sangre… ¡sangre! — ¿Pero de? …Alicia.
—Maldición—tire la toalla, la situación ya me sobrepasaba en todo límite ¿Qué se supone le esta pasando? Primero ver esos rasguños y moretones en su cuerpo, y ahora sangre, es demasiado para mi, que se supone haga yo ahora…
— ¿Acaso dije que hago yo? —Increíble, esa molestosa me tiene preocupada; tarde o temprano se iba a hacer inevitable…
Dándole vueltas al asunto, llegué a la conclusión de que como era fin de semana, tendría que esperar hasta el lunes para poder verla y quizás preguntarle de todo lo que tengo dudas, y la verdad siquiera se si le preguntare.
— ¿Que le ocurrió en mi baño? ¿Quién era el tipo que la esperaba en la puerta de su casa? ¿Por qué la extrema preocupación y nervios cuando la acompañe a su casa? —
Quizás, por una de esas cosas de la vida reciba una respuesta concreta para pensar, pero…ahora que digo pensar, si le pregunto lo del tipo, me preguntara como lo se, y no tengo que saber eso supuestamente, me veré obligada a inventar alguna historia y no soy nada buena para inventar, seguro me descubrirá se enojara y no me responderá lo primero que le pregunte, será un caos con todas sus letras, terminare igual o peor a como me presente frente a ella; queriendo saber respuestas y no obteniendo ni una sola, ya que tengo que tener muchos puntos presentes, y mas de uno se me olvidara frente a ella, es seguro.
—Ni hablar de la tercera pregunta— ¡Wau! es increíble lo incapaz que puedo llegar a ser que ironía.
Me he convertido en una bola de trabas, y todo por meterme en lo que no me llaman, ya es obvio que con su idea de seguirme para conocerme, he terminado yo queriendo conocerla, y lo acepto, quiero además saber porque esos cambios de personalidad, que es lo que le ocurre dentro de su casa que es distinta, por qué tienes esas heridas repartidas por todo tu cuerpo; quiero saber todo de ti, ya que eres muy distinta a lo que muestras por fuera Alicia Rivero, y me intrigas por entera.

Era fin de semana, domingo para ser exacta, y ciertamente no tenia nada que hacer, absolutamente nada, la casa no tenia nada interesante, no me acogía para nada estar ahí, pero nunca salía de ella, porque simplemente me desagradaba estar vagando como cualquier cosa. Esta vez eso no me detuvo para poner una excepción en mi regla, que más que una excepción, es para justificar que me muero de ganas por descubrir que pasa con Alicia, pero sin perder mi característico desinterés claro esta.
—Y si, lo admito… me avergüenza reconocerlo y por eso are como que no lo acepto aun, aunque es obvio que ya se me escapo de las manos.
Salí a dar una vuelta para que el día se pasara más rápido, es una buena opción siempre, — ¿donde voy? —le pregunte al viento, salí de casa y me largue a caminar, al llevar una cuadra (calle) me pare—a quien engaño—terminare donde Alicia de todos modos, tonta mente invecil, no se esfuerza en engañarme siquiera un poco para que no me sienta tan...tan… (Es verdad lo que decían soy muy fácil) ¡Mierda!—exclame—. Seguí caminando y al llegar a la esquina habían unos tipos en el suelo que trataron de levantarse al verme pasar, pero no podían ya que estaban ebrios, pase de ellos cuando se me vino a la cabeza el que pudieron haber sido los que agarraron a Alicia —¿cómo comprobarlo? — ¡celular! Les saque una foto, de seguro Alicia recuerda quien le hizo esos arañazos en la cara y cuerpo, aunque… no estoy segura si todos fueron por lo de ayer. Me largue a caminar otra vez, dirección obvia, pero al menos ya no sería tan vergonzoso porque tenia un motivo excusa.
—No sé, quizás deba ir a mostrarle la foto a la pesada de Alicia, para comprobar si eran estos los tipos que le hicieron daño ¿o quizás mañana en la escuela? No, no me juntare con ella ahí o se creerá que somos” amiguis” ¿que hacer? ¿Ir o no ir? (esto era solo para no sentirme tan fácil porque es obvio que iría de todos modos) Ahora no tengo nada que hacer así que creo seria mejor salir de la duda de inmediato así que voy. (Fácil)
*******mas tarde*********
Me encontraba fuera de la casa de Alicia.
— Ahora como le hago para, hablarle y el que me vea aquí y todo eso, ¡todo!, por qué demonios soy tan complicada.
Tome aire, me acerque a la puerta, y antes de poder darle un golpecito alguien abre quedándose pegado a mi y por poco me tira al suelo.
—Ey!!!!....pero ten cui…(¿que mierda le paso?)
—Eee!!! —expresión entre terror y asombro
—Oye…pero ¿qué te paso? y no me vengas con que era por conocerme porque yo ahora te he dejado en tu cas...a… fue el. (Ese hombre pensé).
— ¿Eh? ¿Quien?, no se de que hablas, apropósito iba a hablar contigo.
(Me cambia el tema)…. ¿y para que? acaso no aprendes (¿Estuvo llorando?)
—Pues…para darte las gracias por cuidarme y soportarme cuando se supone no te interesa nada (¡que se olvide de la pregunta, que se olvide!)
A... —secamente—eso...pues no importa, pero no me cambies el tema.
—Bueno yo iba a tu casa por esa razón solamente así que adiós... —se volteo (no puedes ayudarme Sahian, así que es mejor que no sepas nada, solo yo y nadie mas).
(No me huirás tan fácil) — ¡Espera! yo también vine por una razón, —abrí la puerta, con el brazo me metí a su casa y la cerré tras de mi quedando apoyada en ella (me refiero a la puerta), me miraba atónita, nerviosa, aterrada, era como si nadie hubiera pisado su casa antes, ¿miedo? ¿Por qué?
— ¿Alicia? ¿Que te pasa? no te pongas así, ¡si no soy un ladrón mujer!
—Es que mi padre no esta y no le gusta que se meta cualquiera a la casa sin su permiso y… (¿Que hago?)
—Que escusa mas rancia, si no soy cualquier persona somos compañeras de curso no, eso me convierte en conocido, además aun no te he dicho a que vine.
—Pues dime rápido y te vas (lo siento...)

(Ahora se lo que se siente ser tan cortante, muy feo) Que simpática —reclame—pues vine a mostrarte algo.
Mientras me disponía a sacar mi celular del bolsillo me empuja la puerta y quedo en el suelo.
¡¡Alicia!! (¿El tipo le grita así? ¿Quien se cree que es?) Al verme en el suelo, calla y mira fulminante a Alicia dejándola completamente callada y tiritando.
Lo de callada era comprensible y casi aceptable pero lo de los tiritones me causaba asombro porque nunca había visto que alguien provocara ese efecto en otra persona(al menos no en esas circunstancias). Me levante y me voltee tratando de actuar lo más normal, como si no me hubiera percatado de lo que vi, lo mire como particularmente he aprendido hace no mucho —despreciándolo— y al mismo tiempo me hacia la que no quebraba un huevo (inocente y despistada) y lo salude.
—Buenas tardes— me llamo Sahian y soy compañera de clases de Alicia (veremos que hace ahora), el mira a Alicia y luego a mí, cambia su expresión a una hipócrita mueca de agrado que no me trague ni tragare nunca y me responde— ¡Buenas! — me llamo Víctor y soy el padre de Alicia, un gusto pequeña.

—Hija no me habías hablado de ella ¿o si? — Sin esperar alguna respuesta de mí se dirige a Alicia.
—E...lla llego hace unos días a la escuela y fue quien me dejo quedarme en su casa pa...pa responde mientras desvía su vista temerosa de la acusante de Víctor.
— ¡A ya veo! — estoy sorprendido (como no, pensaba yo)pues debo agradecerte por aquello ya que era muy tarde y estaba preocupado.
(Si claro, se le nota en la cara) Pues si, no la podía dejar salir luego de lo que le paso antes de llegar a mi casa.
(¿Que le paso? Pensó víctor) Si, no hubiera sido buena idea, te lo agradezco mucho… Sahian ¿no?
Si, Sahian (ya veo, el no sabe que le ocurrió)

Alicia no pronunciaba palabra alguna, no quiso mirarme, y al voltearme a mirar a su padre alcance a percibir la mirada acusante y enfurecida que le mandaba una vez más ¿por que? aun no lo tengo claro.
— Bueno señor víctor me preguntaba si podía hablar un momento con Alicia, tenemos un trabajo y no nos hemos puesto de acuerdo para hacerlo, ya que yo estaba ocupada terminando de mudarme y todo eso, es más lento sin la familia ayudando. Me asegure de acorralarlo para hablar con Alicia decidida a no dar pie atrás.
— Creo que ahora no es buen momento—vamos a salir y…!es solo un momento¡—interrumpí— no tardare nada lo prometo! (que infantil podía llegar a ser)
— Esta bien Sahian puedes—sonríe— y esta demás decir que eres bienvenida a esta casa cuando quieras. Ahora vayan, pero que sea rápido porque ya nos tenemos que ir ¿está bien Alicia?

(Sigue soltando esas risitas hipócritas, me irrita) no dude que ocupare esos cuando quiero muy a menudo—reí—.

Cuando quieras –sonrío- (niña impertinente)

¿Eh? (Sahian cállate)...a si papa, si…

Tome a Alicia del brazo, vamos rápido para no retrasar mas a tu padre y muéstrame tu habitación, tu ya viste la mía (éramos como dos buenas amigas supuestamente).
Alicia me miraba extrañada pero no se atrevía a nada, era completamente distinta a cuando estaba en el colegio o sería más acertado pensar ¿fuera de esta casa?
Ya en la habitación Alicia seguía nerviosa sin saber que hacer, creo quería preguntarme lo que pretendía pero no se atrevía, me decidí entonces a mostrarle la foto, razón por la que estaba ahí y marcharme luego, ya había averiguado mi cuota diaria de Alicia. Metí la mano a mi bolsillo, el celular no estaba, maldición ¿por qué ahora? —gruñí— Alicia solo me miraba, me hice a un lado y baje por el celular donde me tiro Víctor, ya que antes de eso aun lo traía, al llegar abajo lo vi, estaba junto a la puerta, me agaché a recogerlo cuando escucho que fregan algo en la sala de el lado, me asome a ver y estaba víctor arrodillado en la alfombra de la sala fregando afanosamente una mancha carmesí creo, por la alfombra era difícil saberlo bien, aunque casi puedo asegurar que era “ese” color, enfatizando el ese para referirme a que estoy casi segura de que es el de la sangre. Subí a la habitación nuevamente y aun no armaba el rompe cabezas que traía en mi mente, le pedí a Alicia me dejara su baño un momento, cuando estaba dentro e iba a cerrar la puerta me dan otro portazo, esta vez ella quien como llevada por el diablo me pidió que saliera casi a gritos, poniéndose frente de mi para tapar mi vista.
— Es inútil—le dije— puedo ver contigo o sin ti.
Yo era mas alta que ella y alcanzaba a ver de todas formas; en eso que miro me encuentro con la pieza que faltaba de mi rompecabezas… — sangre otra vez —me dije resignada, la tenía la ropa que estaba a un lado de la tina, y también el lavabo, sin dejar de mencionar que víctor la limpiaba de la alfombra allá abajo, y era el baño de Alicia, por lo que esa era su sangre, una ecuación directamente proporcional y muy obvia. No dije palabra alguna, solo atine a agarrarme la cabeza, debido a lo que acababa de armarse para mí en esos momentos dentro del baño. Por el silencio de ambas oímos los pasos de víctor que se acercaban por las escaleras, tome aire y mire a Alicia a los ojos, traía encima el peso de mi presencia marcado en su cara, traía miedo y resignación a lo que fuese que le estaba pasando, y quizás hace cuánto arraigado a su presencia, yo, por mi parte acababa de notarlo, ya que se había encargado de esconderlo perfectamente con su confortable sonrisa, — ¡que estupida soy!—me reclame.
La mire de manera diferente a la que le había dedicado desde que la vi por primera vez, yo no quería darle a entender que le sería un problema (aunque parecía estar haciendo lo opuesto) me sentí una intrusa ahí frente a ella por esto, me creí la persona que estaba en el lugar y momento equivocados en menos de un segundo y aunque no quería darle mas peso del que ya tenía a la situación, mi tonta mente empezó a decirme reiteradas veces lo desdichada que era Alicia, me creaba su contexto de sufrimiento tan realmente espantoso que me hizo caer por entera en la acción de compadecerme de ella, mientas al hundirme en mi mutismo la miraba, me di cuenta de que debió de leer ahí mismo en mi cara esto que pensaba. No quería que notara lo que podía estar transmitiendo en ese momento, pero además de fácil soy un libro abierto, y mas aun cuando me encuentro con la guardia falsa que yo misma invente, baja. Creí se iba a ofender y enojar por notarme en ese plan con ella, pero no hizo mas que suspirar e intentar contener el llanto; creo que por no saber que pasaría conmigo ahora que sabía gran parte de lo que sucedía, yo no me compadecía de ella en esos momentos, de hecho aquellos eran solo pensamientos vagos, pasajeros y estúpidos, trucos que me juega mi mente cuando no soy lo suficientemente capaz para ponerle mi propio sello, para pensarlo como en verdad lo es y no me doy cuenta.

— Sahian… ¿que pretendes ahora mirándome así con lastima?, lo haces como todos los que supieron de esto de alguna manera, ¿que pretendes? …¿que pretende mi vida que me envía otra persona mas de la cual desilusionarme y desistir?...
Me quieres seguir hundiendo Víctor, hasta en situaciones que desconoces puedes hacer algo para dejarme sintiéndome mas sola cada vez…

Mirar a Alicia era como un golpe seco al cuerpo, me hacia remorder la conciencia por pensarla débil aunque fuera de manera vaga pasajera y estupida. Decidí hacer algo y empecé por acercarme y poner ambas manos sobre sus hombros, al agacharme para mirarla directamente a los ojos, me pregunto que era lo que hacia.
— Alicia—Puedes empezar a leer lo que continua luego de ese maldito momento de debilidad en el que te di a entender que era como los demás al pensarte débil, y notes en verdad que fue mi error y que si soy diferente.
En ese momento mientras mi mirada estaba clavada en la de ella para que no se saltara ningún renglón de lo que leía en mi, pensaba en que, alguna vez alguien debió de saber la verdad sobre la situación de Alicia y mirado con mi misma estupida cara, dándole a entender que era una pobrecita y débil muchachita o cosas así; una mirada que la perjudicaba y la hundía más en su miseria, pensamientos que no la ayudaron en nada claro esta. Pero creo que al menos yo, si mas que mal tengo esta cara no la pienso como débil ni pobre, se me viene a la cabeza porque no se como abordarlo aun, y no me explico como lo hace ella por lo demás— que es tema aparte— pero la veo frente a mi ahora, y si ha soportado se que me estoy equivocando al dejar que se me venga siquiera un poquito esa imagen de debilidad de ella a la cabeza, porque es todo lo contrario y mucho mas, muchísimo mas, es una chica fuerte.
Pegue mí frente a la de Alicia, sujetando su cabeza con una de mis manos.

—Alicia— espero me hayas entendido siquiera un poco, siento mucho no ser tan fuerte como pudiste creerme para no decepcionarte nunca, pero al menos intento reivindicarme.

Por un momento la note ahí frente a mí y me sentí enfadada conmigo, me sentí tan triste porque quizás a cuantas personas recurrió, la pudieron haber ayudado aunque fuese dejándole saber que eran su apoyo y todo, pero no ya no están, quizás ella luego de verlos retirarse juzgo muy duro y no pudieron seguir con ella, a saber, pero yo caí dentro de ese mismo grupo hace nada y me enfada mucho.
Al imaginar a Alicia en esta situación me pierdo un poco, ya que perder a quienes consideras apoyos infalibles es caminar sin futuro, porque implica que tu pasado y presente fueron pilares falsos, no se si esas personas que pudieron haber ayudado a Alicia; y si es que existieron al menos un par de ellas o una al menos, hayan representado un pilar fundamental para ella, eso no lo se, pero a lo que voy, es que en esa situación nunca se sabe que camino tomar, y en el caso del problema que lleva en su vida Alicia, tenia todo para ser un mal camino; me refiero a problemas conductuales, de convivencia, negativismo etc. pero no fue así, sino que todo lo contrario y eso me llena de una reconfortante sensación de parte de ella, me hace querer ser mejor persona—aunque no soy tan mala—.
Por mi parte Salí mas librada ya que mi egoísmo personal es novato y me cegó solo un mínimo tiempo, además si lo miras psicológicamente cualquiera lo vería como mi rebeldía de pubertad, la única diferencia en mi caso es que yo no tenia necesidad de esto antes de conocer a mis padres hace algunos meses, pero me la cree porque tenia pilares que creí infalibles pero me resultaron falsos también, provocando que me perdiera por un tiempo, encontrándome ahora mismo, después que alguien consideró que ya era tiempo suficiente de estar un tanto mucho ciega.

— ¡Si que eres fuerte! —exclame sin perder la posición de hace un rato, no te imaginas lo fuerte que eres Alicia.
— No se que pretendas darme con eso Sahian—respondió conservando también la posición, no entiendo mucho de ti.
—No hay mucho que entender mensa, es solo cosa mía—sonreí
—Así lo veo, nunca soy lo mínimamente importante, siempre me toca ver desde afuera, nunca me incumbe…— deshizo la posición que teníamos.
Al notar que se sintió desplazada de mí, me asegure de retenerla un último momento y susurrarle—no me es importante el que entiendas porque se trata de mi y no de ti…y no me gusta nada no pensar todo el tiempo en ti.
—… (que cosas dices Sahian…)

Después de menos de un minuto que paso en esto, que por lo demás parecieron horas interminables, y esperando me halla entendido si quiera un poco; aunque de no ser así no tardara mucho en descubrirlo ya que voy a estar en adelante para hacérselo saber. Nos separamos. Yo ya sabía todo o al menos lo suficiente, salí del baño jalando a Alicia e hice como que jugábamos con un cuaderno y por eso los gritos, al llegar víctor nos quedo mirando y yo aproveché para decirle que ya estaba listo todo y que nos juntaríamos a hacer el trabajo lo antes posible, me despedí para marcharme de una vez, Víctor bajo y dispuesta para seguirlo y marcharme me volví a Alicia y la abrace.
— Esperare a que llegue rápido mañana para volver a verte, así que no llegues tarde— me separe y me fui.
Era difícil dejarla ahí sabiendo parte de lo que le pasaba, pero al menos teniendo a este mínimo ser esperando por ella, la sangre perdida los moretones los rasguños y esa preocupación se alejarían por un rato, y aunque al separarme todo regrese, yo me are rápida y no llegare tarde para ella.
*************************************************************

Seguíamos abrazadas y apoyadas en la pared, ya no se oían sus sollozos, creo que había logrado calmarlos— ¡gracias a dios que puede hacerlo! — es muy difícil pensar claramente en soluciones con alguien llorándote cerca y mas encima semidesnuda.
Sentí que sus manos dejaban de rodear mi cintura como lo habían estado haciendo durante un rato, ahora sus dedos empezaban a rozar mi estomago, me tocaban por sobre la camisa, su cabeza seguía apoyada en mi pecho, yo de un momento a otro empecé a sacar mis manos de su cintura, pensaba acariciar también parte de su cuerpo, quería hacerlo, pero al sacarlas se quedaron inmóviles sin tocar nada, ella lo noto y al parecer no le gusto nada, sus manos se detuvieron y de mi estomago pasaron a apoyarse en la muralla, se volvieron a oír sollozos y con las manos en la pared y un impulso se alejo de mi unos pasos atrás, miraba hacia un lado con la cabeza en alto como cuando te resistes a aceptar que llorabas o volvías a hacerlo; tratando que las lagrimas volvieran por donde salieron pero no lo lograba. Bajo la cabeza sin dejar de mirar hacia el lado, parada frente a mi tenia la camisa mas abierta que antes, dejándome ver parte de sus seños y su abdomen perfecto, cuando hice ademán de acercarme a ella, levanto una mano dándome a entender su enojo, me moví de todas maneras y esta vez me dirigió una mirada fulmínate, llena de dolor y enojo mas que nada; se debe a los esfuerzos que ha hecho, como el estar semidesnuda para mí, dispuesta a darme lo que le pida, pero yo no le doy nada concreto, y esto era un claro.¡¡Por qué!! De su parte ¿por qué no me tomas en cuenta? Me devolví a la pared agachando la cabeza, ella dejo de mirarme y bajo la mano que había levantado en mi contra, en ese instante me lance sobre ella tomándola de las muñecas y poniéndola contra la pared, tenia sus manos por arriba de su cabeza, al soltarla, deslice las mías por sus brazos, llegando de sus senos hasta su cintura, empecé a caminar dirección escaleras, yo dirigía sus pasos ya que la llevaba de espaldas al camino que yo tenia en mente, subimos tres escalones y al cuarto resbalo; debido a mi intento por evitar un golpe termino sentada en dicho escalón y yo arrodillada uno mas abajo. Para cuando levanto mi vista, me encuentro con que tenia la panorámica completa de su cuerpo, aun con algo de ropa lo que se veía era mas que lo cubierto. Me levante, terminamos de subir las escaleras, llegando a su habitación aun la llevaba de espaldas, por lo que al acercarnos a su cama ella quedo tendida de inmediato en ella, la blusa abierta de par en par con una cara de ¿esto es verdad? y una respiración agitada que se oía claramente. Entre los rastros de las lágrimas se dejaban notar los tonos carmesí que le habían subido al rostro cuando se percato de que ya la había visto casi completamente desnuda. Me deje caer sobre ella poniendo mis brazos a cada lado de su cuerpo, me acerqué peligrosamente a su cuerpo desnudo, y para cuando ya estaba completamente sobre ella, mi boca empezó a morder su labio inferior.
—Quiero sentir algo parecido a la electricidad anterior—.
Mi lengua mojaba su labio cada vez que dejaba de morderme, me resultaba extasiante y excitante crear tal escena en mi mente y llevarla a cabo con ella; la bese, sentí su lengua con la mía cada que me acercaba luego de tomar un poco de aire, respondió cada uno de los besos que le di, incluso sin moverse de donde la tenia me dominaba por completo. No movió ni un solo centímetro de su cuerpo fuera de su boca y brazos, con ellos me retenía contra ella, impidiéndome alejarme mas de lo que lo hacia para tomar aire y continuar besándola. Parecía de esos sueños de los que si te mueves despiertas, y ya no puedes continuar pero lo intentas una vez mas porsiacaso y sigues en lo mismo.
De un momento a otro, quise poner mi mano en su mejilla y me detuve a mirarla ahí bajo mi cuerpo, en eso que la alcanzo ella decidió hacer su propio movimiento poniéndose sobre mi, sin darle importancia siquiera al que la viera desnuda ni cosa por el estilo; por mi parte yo ya había tocado todo lo que refería a su cuerpo y no traía ropa. Y por su parte, ella comenzó a desabotonar lentamente mi camisa, mientras su lengua recorría mi cuello hasta llegar al lóbulo de mi oreja y quedar equiparadas, creo. Paso luego a mi boca llegando a mi mentón, luego otra vez el cuello y mas debajo de el…Mientras ella terminaba de desabotonar mi camisa, yo ya no sabia que hacia— (no era mi intención llegar a tanto pensaba) —solo quería comprobar lo que sentía con un beso.
—perfecto momento para recordarlo no creen—
Me encontraba con un sueño de mujer sobre mi, empezando a desvestirme para seguir besando, probando y tocando lo que en la posición anterior le faltaba, me encontraba en la fantasía erótica de mis sueños, pero aun así, el momento no era el indicado para terminar tal fantasía. Me levante y mirándola a los ojos la deje con cuidado en la cama, me pare frente a ella y me percate de que mi estado era excitado crónico—reí por semejante autodiagnóstico—con mi antebrazo procure secar el sudor de mi frente y advertí que además de mi excitación crónica estaba hirviendo. Sin siquiera haberme dado cuenta que la situación daba para mucho mas, — quizás esta sea la primera y ultima vez que me pueda separar de alguien que me deje en estas condiciones— al notar como ya estaba con la camisa a medio sacar y los pantalones desabrochados (de eso no me percate) di dos pasos atrás, al mirar a Sandra ahí en la cama ya sin la blusa y con los hot pants que especialmente traía para provocarme ya por las rodillas, trate de calmar mi respiración y me senté junto a ella.
— Me marcho ya Sandra, es muy tarde y vivo muy lejos de tu departamento y además… ¿que haces?
— No te vallas— dice con un tono sexy, y pasando su lengua por mi cuello hasta llegar a mi mentón, me muerde.

—¡¡Aaa !! eso me dolió— dije sin poder separarme, me tenia atrapada entre sus brazos, era caprichosa y estaba acostumbrada a conseguir lo que quería siempre, pero esta vez no seria así... Ahí entre sus brazos la tenía tan cerca que sus ojos me reflejaban haciéndome mas fácil el hacerle entender que no forzara las cosas.
—Estoy asustada— no de lo que acabo de hacer, solo son besos, sino del que termines odiándome y haciéndote mal por ser poco honesta, con eso ultimo me solté de su agarre y me empecé a arreglar la camisa que ya casi se salía al igual que los pantalones. No me dijo nada mas, pensé me iba a reprochar el que le digiera que eran solo besos, pero no lo hizo, creí me interrogaría por lo que le dije de ser honesta, pero pensándolo bien ella no era honesta conmigo tampoco, a pesar que yo sabia que estaba enferma no lo era.
Salí de su departamento dirección… mi casa; tarde en llegar, ya eran las once de la noche y tenia deberes, pero los deje y me acosté a dormir. Al día siguiente llegue tarde al liceo, me dormí en clases y para cuando estaba sentada fuera esperando la segunda jornada Lisette se me acerca a preguntarme como voy con todo lo de Sandra.
—La verdad no se como voy, o si lo se; ¿voy mal? No se—
Ahora algo nuevo se me ha plantado en la cabeza y es egoísmo, pero no mío sino que de ella, ya que quiere enamorarme y si lo logra y luego se va, la que quedara mal seré yo…nadie mas que yo, ¿y que se supone haga en ese caso? ¿Largarme a reír??

—No preguntes— le dije a Lisette, dedicándole la mirada mas fría y cortante que había puesto a alguien en años. Y me marche de ahí.
Al terminar el liceo, por inercia me fui donde Sandra, creo que la que no entendía nada era yo, la verdad siempre fui lenta para entender incluso con Alicia, muy lenta…
Al llegar decidí salir a alguna parte, cine helado no se, pero fuera de esa casa, quizá a la mía seria mejor que en la suya; aunque tuviera que traerla de vuelta aquí. Entre a el departamento y no se oía nada, subí y ahí estaba ella tirada en su cama con un cuaderno abierto sobre ella; eran las cuatro de la tarde y ella ahí tirada en ropa interior con la ventana abierta y la puerta sin seguro; si le queda tan poco debería aprovechar su tiempo, y ser mas cuidadosa…
— que cosas digo—si soy yo quien se lo desperdicia, además debe de estar destruida al saber que morirá, lo sorprendente es que se ve incluso mas fuerte que yo; parezco la desahuciada y ella quien me da algo en que ocupar mi tiempo, es risorio.
Me acerque a la cama y apoyé mi brazo por uno de sus costados para ver si dormía, ella se encontraba tendida de lado casi en posición fetal, cuando me acerque para poder ver su rostro ella se voltea quedando frente a mi cara de susto por tan repentino movimiento, ella dormía, parecía cansada, como si hubiera trabajado un mes entero —creo que me equivoque en pensar que no se notaba el que estuviera enferma— físicamente se le nota, pero cuando esta despierta despide una energía y ganas de vivir que me acongojan, ya que ni yo las tengo, y aun me queda por vivir. De pronto vuelve a voltearse pero esta ves queda sobre mi mano, se despertó y volviéndose para ver de quien se trataba se quedo inmóvil, al verme tan cerca de ella me separe poniéndome de pie fuera de la cama, ella se incorporo muy rápido riendo por mi forma de actuar.
—Hola— dijo de una manera de lo más tierna, y esa mirada desnudante que la caracteriza.

—Buenas— no crees que deberías preocuparte de dormir mas cubierta, puedes enfermar mensa.
Me arrodille en la cama sacándome la chaqueta que traía, ella miraba cada movimiento que hacia, empecé a tratar de ponérsela, toque su espalda desnuda dándole a entender que metiera los brazos para que se cubriera; yo frente a ella y con sus piernas entre las mías, me quedaba solo subir dicho cierre para dar el trabajo por terminado. Al momento en que lo hacia, mí cabeza que seguía la mano que lo subía para no lastimarla, ya que no traía camiseta, termino el recorrido antes, subí entonces la cabeza y dije—listo—. En eso que digo listo, una lengua roza la comisura de mis labios (tipo gatito) y luego se mete en mi boca, convirtiéndose en un beso inolvidablemente irrespirable.

— ¿Eso es un saludo no crees? … y gracias por la chaqueta dijo volviéndome a besar.
—Lis…lisssss…listo
Quede casi muda, me baje de la cama, creo que me había puesto completamente colorada, eso de hacer de gatito para saludar y luego el beso…dios!! si que sabe manipular situaciones me dije ya lejos de ella y su lengua.

—Espera a la despedida— insinuó bajando el sierre que tanto me costo subir.

Que le habrá pasado a esta mujer durante las horas que no estuve, no tengo idea, pero de que los cambios de personalidad son extremos y drásticos ¡por dios! Que lo son.

—Ehhhh...easte….veremos, ya vístete que saldremos de aquí, y abrígate porque hace frío OK.
—¿Donde iremos? (Pregunta muy tiernamente)
—Espera a que salgamos, nunca se sabe le dije abriendo la puerta del cuarto y saliendo de el.

Ya en la puerta del departamento, esperaba que saliera, la verdad sabía que haríamos en mi casa pero ya que, después de todo, no creo que le interese mucho un tipo de entretención que no sea yo—reí—mirando al cielo.

—Estoy lista— dice desde la puerta
—Muy bien va…mos (que testaruda es, le dije que se abrigara y ni en cuenta me tomo, pero se ve preciosa y creo que eso es lo que ella espera piense quien la vea).
— ¿Que pasa? ¿Me veo mal?.
—No, para nada, doy media vuelta y empiezo a caminar, absolutamente no…
— ¿Dijiste algo??
—Eh!!! No, vamos, empezando a caminar.
— ¿Puedo cierto?? Me dice al tomar mi mano luego de alcanzarme.
Ladeo mi cabeza para mirarla, encontrándome con esos ojos penetrantes que no me permitieron negar —por supuesto testaruda, mi mano es toda tuya…

Todo transcurrió lento a medida que me la pasaba con ella, era como si en vez de aprovechar su tiempo lo desperdiciara haciéndolo mas largo y nada productivo, ella me hablaba de lo que veía por el camino, yo apenas respondía, decidí que quería un helado, se que era tonto un helado en época fría pero me había acostumbrado a hacerlo. interrumpí a Sandra preguntándole si le apetecía comer uno, después de un rato nos encontrábamos en un banco de un parque, ambas con dos helados gigantescos, bueno yo casi acababa el mío y Sandra se estaba muriendo de frió por testaruda, al ver que ya casi no comía sino que tiritaba empecé a comerme su helado, ya quedaba menos y al pasar una ultima vez la lengua por el helado me encontré con la de ella, quien con la boca con helado me volvió a besar, era increíble como encontraba momento para conseguir besarme sin que yo pudiera advertirlo primero, me estaba pareciendo de lo mas normal encontrar sus labios en los míos, pero aun solo parecía…no se sentía.
Casi al llegar a mi casa Sandra se detuvo en una plaza que había ahí cerca, se empezó a balancear en uno de los columpios (pero que hace pensé) se balanceaba muy lento tocando con la punta de los pies el suelo, se veía muy tierna ahí sentada, en el mismo columpio que se sentó Alicia la primera vez que llego a mi casa, luego de huirme por decirme que me había estado siguiendo. Me empiezo a acercar al columpio y de un momento a otra Sandra agacha la cabeza, al llegar a su lado y agacharme para ver que le pasaba ella suelta las cadenas del columpio y pone las manos entre sus piernas, levanta la cabeza con los ojos apunto de dejar escapar las lagrimas, detiene el balanceo y agacha otra vez la cabeza (y ahora que le pasara??) inclinándome mas de frente al columpio para poder mirar su rostro, subió la cabeza nuevamente y note que ya no se veían esas ganas de crear un plan para hacerme caer en sus juegos, sino que había pena en su mirada, se había vuelto triste en un par de minutos nada mas(será por su estado de salud acaso…) ahí inclinada mirando como ya no reía tome las cadenas levantándome para poner mi mejilla en la suya.

—Que pasa…
—Sabes sahian, esta es la primera vez que alguien a quien por lo menos conozco por mi propia cuenta, me da un día así…
— ¿Así como??(No estoy entendiendo nada)
—Que me saca de casa, me invita un helado con este clima (ríe dejando caer una lagrima) la verdad no solo un día, esta semana dentro de todas las rarezas que pasaron, ha sido única y especial. Además estar aquí contigo precisamente, es mas especial aun, ya que siempre he querido estar en uno de estos (se refería al columpio) con alguien que sea especial para mi, no importa que ya sea mayor y no lo haya hecho con mis padres, de los cuales no se nada por lo demás, ni con nadie que yo quisiera estar. Ahora puedo después de todo y… al final….estar con alguien que quiero y que es una estupenda compañía (ríe tiernamente)
— (al final eh….) No soy tan buena compañía como quisiera Sandra, le susurre al oído… me puse de pie frente a ella extendiéndole la mano para ponerla de pie junto a mi. Pero espero poder—la abrace— de alguna forma— seco sus lagrimas— extender ese final…

Salimos de la plaza y por fin llegamos, ya era tarde y daban casi las seis, abrí la puerta y me adentre en mi casa, aun espero que alguien me reciba, alguna persona, no una nota con un “nos fuimos de viaje” pero eso ya casi no importaba. Me dirigí al salón cuando me doy cuenta de que mi compañía no me seguía, me asomo para ver la puerta de entrada y ella estaba ahí mirando el suelo con las manos cruzadas como niña pequeña…como alguna vez llego Alicia aquí. Me inquietaba el mirarla y que me diera a recordar el pedazo mas feliz de mi pasado, si bien no era la misma persona, esta era igual de encantadora que ella…incluso mas…
Me acerque a la puerta le tome de la mano y al mirarnos me reí diciéndole que estaba en su casa, que no me la comería ni nada parecido así que entramos y nos dirigimos a la sala, quedamos en silencio un rato ya que ninguna de las dos sabia que decir, estábamos como extrañadas, creo que nos habíamos acostumbrado ambas a su departamento y era entendible ya que ni yo me logro acostumbrar a mi propia casa. Después de un rato mirándonos las caras, decidí hacer algo…

— ¿Hace hambre no Sandra?
—Ahora que lo mocionas, además de ese helado no hemos comido mas, bueno yo he comido más que tú, me mira pícaramente.
— ¿Mas que yo?? ¿Por??
—Porque además del helado me comí unos cuantos besos tuyos…
—Ya caí (como me hace caer en sus juegos)
Cambie rápido el tema poniéndome de pie; entonces ¿que te apetece comer? no se que habrá en la despensa ya que no suelo comer mas que lo que compro de camino a casa, el tan majestuoso y rápido de preparar sándwich, así que si me esperas iré a ver que tengo para cocinar y decidimos alguna otra cosa en caso de no haber nada OK??
—Esta bien, ve y no te tardes que tengo mucha hambre.
En eso me voy a la cocina y me agacho para abrir la puerta de la despensa…como pensé no hay mas que telarañas y arroz, esto no servirá mucho (me levanto) iré a decirle a Sandra que no hay nada mas que insecto…sss

— ¡Sandra! ¿Que haces tras de mi? (Maldición me asusto)
— (ya veras a lo que vengo) acorralarte! dijo ya teniéndome sin escapatoria; me dejo contra el mueble, rodeándome, completamente acorralada, ella completamente pegada a mi cuerpo, rozando con sus labios y la punta de su nariz mi cuello, mentón mejillas…dejándome su respiración marcada por donde se decidía a pasar, me estaba matando lentamente con este tipo de situaciones que inventaba, ya lo que sentía no era una completa nada, sino que el comienzo de algo, ya el resistirme me era mas difícil, desde que la bese que no se que hacer, ya el sentirla se me estaba haciendo familiar, agradable en todos los sentidos que pudiera imaginar, ya me tiene (reí)

—Por que te ríes? me pregunto enojada, ¿acaso crees que esto es un juego y tu eres la pieza principal? crees que es gracioso lo que yo hago, ¿que me humillo ante ti?
Se sentía ofendida, malinterpreto mi risa, pero por otro lado es mejor que diga lo que le parece, porque nunca se descifrar lo que se le pasa por la cabeza, y creo que no aprenderé si sigo así…

—Calla tontita, no te pongas a la defensiva, menos si eres la que esta atacando desde el principio; me referí al acorralamiento del que era victima, ¿acaso me crees capaz de burlarme de ti, de encontrar gracioso lo que haces?(No recibi respuesta)

Luego de decir esto, de apoco empecé a hacerla retroceder. ¿Se te pasa por la cabeza el que yo piense que te humillas por mí? Porque ni lo había pensado, es mas, si lo dices, es porque tú lo piensas así, y si lo haces, eso es otra cosa ¿no crees?? Se percato de que la estaba haciendo retroceder y se quedo mirándome sin saber que responderme.
— ¿Pero sabes que? le dije ya teniéndola contra la pared, con mi boca cerca de la suya y con un tono bajito casi como respiración. Si este es un juego Sandra…me encantaría ser esa pieza principal, porque eso implicaría, la mire a los ojos, que tus serias la que provocaría mis movimientos, reí otra vez.
— ¿Te sigues riendo? solo sabes jugar, tú y tus problemas para expresar lo que sien… … … … …tes…
—A veces es mejor cerrar la boca sabias le dije algo agitada. Malinterpretas todo tontita, solo malinterpretas…
—Yo…yo…Malinterpreto porque me das a entender que no sabes nada, que lo que piensas es indescifrable, y además ahora llegas y me besas como si nada.
—Para que veas lo que se siente, y el que te bese, por casualidad ¿no te dice algo como que no estoy jugando contigo? puse cara de o es cierto. más bien quiero ser parte de tu juego, pero debes aprender a leerme Sandra, de hecho pensaba que lo hacías, y que yo debía aprender de ti; yo estoy intentando aprender a hacerlo contigo, porque para mi eres indescifrable también.Te has convertido en mucho...
—...
—Bueno basta de charlas le dije mientras me separaba de su cuerpo, tengo mucha hambre y tendremos que comprar algo para comer, así que espérame, ya vuelvo OK
—Esta bien….
Volver arriba Ir abajo
Dayana Hernandez Garcia
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : en alguna parte de tu corazon
Cantidad de envíos : 112
Fecha de inscripción : 10/03/2010

MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   5/5/2010, 10:22

dios te bendiga amada mia sabia que no nos defraudarias pero que bueno te quedo espero la conti por lo pronto estare leyendo y leyendo otra vez si es necesario se agradece la conti
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: No siempre fue mentira...   

Volver arriba Ir abajo
 
No siempre fue mentira...
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 10.Ir a la página : 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente
 Temas similares
-
» Enorme mentira de Moratinos
» Presentación del libro La Mentira y sus Mochilas de Miguel A. PIzzio.
» El capitalismo siempre ha existido, un "mall" de 3500 annos!
» aquí todo es un cuento y mentira, las cooperativas están llenas de medallas y galardones, fotos del líder etc., menos de productos. ...
» Hasta siempre

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Yuri's Lyrical Secrets :: Historias Originales :: 18+-
Cambiar a: