Yuri's Lyrical Secrets

Para quienes hacemos y disfrutamos del Yuri
 
PortalPortal  ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1 ... 9 ... 14, 15, 16, 17  Siguiente
AutorMensaje
utena
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Costa Rica
Cantidad de envíos : 49
Fecha de inscripción : 12/08/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/4/2011, 18:34

enjendro del demonio, ese junior ojala que pase a la otra vida ¬¬


contiiiiii, muy buena historia owo quiero lemon x'D entre vero y su novia owo

me encanta, muy buena conti y entre mel y ami xD
Volver arriba Ir abajo
Ekaryl
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : cartagena, colombia
Cantidad de envíos : 423
Fecha de inscripción : 25/07/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/4/2011, 21:19

muy buena contii.. y ese junior que le den su merecido...
Volver arriba Ir abajo
Yulia
Administrador
Administrador
avatar

Femenino Edad : 36
Localización : en el lado oscuro de la luna
Cantidad de envíos : 1592
Fecha de inscripción : 25/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    24/4/2011, 00:11

omg que fuerte o.o

kede al borde dela silla ¬¬

ese junior ¬¬ tks kiero contiiiii
Volver arriba Ir abajo
harukatenou
Administrador
Administrador


Femenino Edad : 31
Localización : Venezuela
Cantidad de envíos : 250
Fecha de inscripción : 12/02/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    24/4/2011, 00:32

definitivamente hay que castrar al niñito ese, porque es una hijo de....
Excelente conti, esero no tardes pa la siguiebte eh
Volver arriba Ir abajo
Naisha
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : españa
Cantidad de envíos : 96
Fecha de inscripción : 07/02/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    24/4/2011, 05:26

xDD llego a ser yo y lo tiro al rio
-"oh, donde esta Juniro?"
-debajooo del maaarr, vive cantando lalalal~~

xDDD enfin

contiii^^
Volver arriba Ir abajo
Yun Yun
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 31
Localización : Elche City
Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 11/09/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    25/4/2011, 17:10

Vaya vaya, tiempo sin pasar por aqui. He de decir que lo echaba de menos, y que la conti sigue siendo tan atrayente como siempre. Espero no tardes mucho en actualizar, quiero saber ya que pasara, que eso de tanta calma de repente... no se... no quiero pensar mal.. jeje. Espero que no nos pongas muy de los nervios con lo proximo que vendra.

Saludos de Elche City!
Volver arriba Ir abajo
JACKY
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 22
Localización : Mi cazita... XD
Cantidad de envíos : 84
Fecha de inscripción : 03/12/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    26/4/2011, 00:24

Woow yo a ese mocoso yo ya lo hubiera
Matado seguramente una bala. Entre los ojos jajajaj
Cof , cof
Te quedo increíble yo creo u espero q todo se aclare y lo echen a ese desgraciadito jejejeje[b]
Volver arriba Ir abajo
ais
En Camino
En Camino
avatar

Cantidad de envíos : 212
Fecha de inscripción : 06/05/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    26/4/2011, 01:25

que cabron! que jodido #$&·$%%$%&%!!!

ya quiero leer la continuacion.

me olvidaba de decir que esta ha estado genial
Volver arriba Ir abajo
tiempo
Lektor
Lektor


Masculino Edad : 25
Localización : en las calles buscando la felizidad de los demas
Cantidad de envíos : 15
Fecha de inscripción : 05/04/2011

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    27/4/2011, 00:04

hola soy lector nuevo :3
que desgraciado junior y aparte descarado como que me recuerda un persona (toño) a ese morro lo van acorrer de esa casa,
por cierto me encanta tu historia me la lei toda seguidita de lo enganchado que me dejaste desde el primer cap
Volver arriba Ir abajo
kelly_20
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : Venezuela
Cantidad de envíos : 40
Fecha de inscripción : 07/05/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    3/5/2011, 22:31

Waa que capitulazo! No puedo creer que javi ya supiera... D: ya quiero seguir leyendo!
Volver arriba Ir abajo
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    5/5/2011, 00:39

Wow tremendo capitulazos, Junior ese "niño" de por si no me daba buena espina, tienes que continuar lo más pronto posible.

Espectacular auto, mujer tienes que enseñarme de mecánica a como de lugar *-* O abrir un blog o que se yo...
Volver arriba Ir abajo
Ekaryl
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : cartagena, colombia
Cantidad de envíos : 423
Fecha de inscripción : 25/07/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    5/5/2011, 19:38

contiiii
Volver arriba Ir abajo
Natsuki_sapphire
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 24
Localización : España
Cantidad de envíos : 43
Fecha de inscripción : 29/06/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    30/5/2011, 14:26

Conti plis!!!!!!!!!! El niño ese no me da buena espina desde el principio y encima Javi se lo calla, me muero de ganas por saber ke pasara!!!!
Volver arriba Ir abajo
Chiquijacky
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 24
Localización : en la luz de la oscuridad
Cantidad de envíos : 10
Fecha de inscripción : 17/05/2011

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    31/5/2011, 14:09

CONTI PLEASE!!!!!!!!!!!!!!! TU HISTORIA ES FANTASTICA Y ESPERO ANCIOSA EL PROXIMO CAPITULO, ESPERO Y LA CONTINUES PRONTO!!
OJALA Y MIA YA NO DEJE ESTAR A ESE CHICO CON ELLAS Y SOBRE TODO QUE POR SU CULPA NO TENGA PROBLEMAS CON JAVI!!!
HASTA PRONTO, Y CONTI, CONTI, CONTI PLEASE!!!!XP
Volver arriba Ir abajo
Yun Yun
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 31
Localización : Elche City
Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 11/09/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    7/6/2011, 16:27

Esperando ansiosamente la conti!!!!!

Saludos de Elche City!!!
Volver arriba Ir abajo
Farrukilla
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 27
Cantidad de envíos : 45
Fecha de inscripción : 30/08/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    21/6/2011, 13:14

conti plis, ya va siendo hora k estamos todos impacientes
Volver arriba Ir abajo
JACKY
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 22
Localización : Mi cazita... XD
Cantidad de envíos : 84
Fecha de inscripción : 03/12/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    21/6/2011, 14:43

continuacion por favor me dejaste toda extrañita continua...

Volver arriba Ir abajo
bakablack
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 27
Localización : España
Cantidad de envíos : 72
Fecha de inscripción : 31/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    22/6/2011, 17:10

Muchas gracias por los comentarios ¡! Y por la inmensa paciencia que estais teniendo conmigo. Muchas gracias de verdad. Espero que os guste el capitulo (especialmente largo) y espero poder tener más tiempo para escribir con más continuidad.

CONTINUA

Para cuando quise continuar arrepintiéndome de mis actos, y frustrarme sola, me quedé dormida, absoluta y completamente rendida, sin soltar ni por una milésima de segundo a las niñas de entre mis brazos.

No sé por cuánto tiempo estuve dormida hasta que una especie de fogonazo hizo que abriera mis ojos de golpe, asustada, por si era un disparo o a saber. Cuando mis ojos focalizaron la imagen frente a mí, me tranquilicé.

Estaba claro que no podría dormir tranquila nunca en la vida, nunca hasta que muriera, porque si ya me preocupaba con una novia y dos hijas, cuando tuviera cuatro… Siempre había peligro, por todas partes y a todas horas, y ya no solo por mi padre, por Toño, por el equipo ruso… ahora incluso por la gente de casa.

Me fijé mejor en la imagen frente a mí, y dejé de cavilar y dar vueltas al mismo asunto una y otra vez. Allí estaba Mel, con su adorada tripa y una cámara de fotos entre las manos.

-Porque dormís aquí ¿?-me susurró acercándose y acariciándome la mejilla.

Ah ¡! Ella no tenía ni idea de lo que pasó la noche anterior…

No le respondí, simplemente suspiré y me levanté, soltándome del abrazo de ambas niñas, tapándolas después con la manta.

Atentamente me fijé como Celia, aun entre sueños buscó el abrazo de Azahara, que enseguida le pasó los brazos alrededor.

-Qué pasa Amy ¿? Cariño… tienes mala cara.-me preguntó de nuevo Mel, en un susurró.

Y ahora que se suponía que debía hacer ¿? Decirle la verdad para asustarla ¿? O mentirle para que me acabara pillando ¿?

Agarré su mano y me dirigí con ella hacia la cocina, me preparé un café… intentando en vano buscar alguna manera de explicar lo ocurrido amenizando las cosas.

-Me estas asustando…-me susurró mirándome con preocupación.

Muchas veces el silencio… es peor que las palabras, asique me decidí a explicárselo todo lo que había pasado literalmente, sin florituras, sin decorar las frases o sin quitarle peso al asunto.

-Ayer Junior intento abusar de Alisa, Azahara y Celia. Azahara se comportó como una autentica heroína e intentó defender a Larisa y Celia… creo que no entendió muy bien lo que ocurría o lo que Junior quería… lo pille por el walkie tarkie, hablando de chupar su chupa chup´s y de que Celia podía ser su enfermera particular. Cuando escuche eso fui corriendo a la habitación de las niñas luego baje con Junior al jardín y decía que lo que intentó hacer no estaba mal hecho y que haber si era por envidia… no sé lo que me pasó, pero empecé a pegarle.-suspiré pesadamente, sintiendo como la mano de Mel acariciaba mi mejilla suavemente.-Luego aparecieron Alba y Laura, Laura me intentó parar, y cuando le expliqué lo ocurrido comenzó a pegarle ella también. El resultado fue… un Junior inconsciente y un Javi enfadado. Bueno… también está esto.-finalicé la frase enseñándole mis nudillos.

Mel me miraba fijamente, a los ojos, moviendo su mano de mi mejilla a mi cuello, para empujarme hacia ella y besarme con fervor, intentando absorber el dolor que sentía en ese momento.

-Se puede saber porque no me habéis despertado ¿?-me preguntó comenzando a agolpársele las lagrimas en los ojos, separándose lo mínimo de mi cara.

-Para qué ¿? Mel… no podías hacer nada, y ya estaba todo resuelto.-le contesté.

-Aun y así. Jo…-suspiró Mel abrazándome y rodeando mis caderas con sus manos, hundiendo su cara en mi cuello.

-Ya está todo arreglado, solo necesitamos hablar con Mia para que eche a Junior y estar más atenta a Celia. Aunque supongo que mientras esté con Azahara todo irá bien para ellas. Realmente fue Azahara la que la tranquilizó y la que la defendió ante ese cabrón…-le expliqué.

-Buenos días.-interrumpió la voz de Laura, que llevaba enganchada en el cuello a Larisa.

Le miré extrañada por llevar a esas horas de la mañana a la niña ya despierta alrededor de su cuello. Laura pareció entenderlo de seguida y suspiró.

-Azahara y Celia ¿?-me preguntó.

-Están en el sofá durmiendo. Larisa, quieres ir a dormir con ellas ¿?-le pregunté.

La niña, que aun me daba escalofríos parecía dubitativa, aunque no pudo esconder un bostezo. Miró a Laura y le susurró algo.

-Ahora vengo.-nos dijo Laura caminando hacia el salón con la niña. Al poco rato volvió sola y se sentó a mi lado.-La niña no se ha querido separar de mi en toda la noche. No quería separarse ni un milímetro, creo que apenas ha dormido.-suspiró Laura sonoramente mientras se preparaba un café.-Creo que no entiende muy bien lo que pasó… pero sabe que era algo malo. Nos preguntó anoche si Junior le quería hacer lo mismo que le hicieron los hombres de tu padre a su madre.-Laura le pegó un buche a su café.

-Y que le respondisteis ¿?-preguntó Mel.

Laura negó con la cabeza.

-Le explicamos que no las quería matar, pero que si se quería aprovechar de ellas de una manera muy mala y hacer algo que no debería, que quería hacerles daño.-le respondió.

Mel enarcó las cejas.

-Mel… mira, no sabíamos que decirle, y tampoco le hemos mentido. Ese hijo de la grandísima %$#%&/ las quería violar ¡! Asique creo que incluso hemos suavizado un poco las cosas. Porque si le explico a una niña de apenas 4 años la verdad, la voy a tener de colgante alrededor de mi cuello toda la vida, cosa que no me importa de momento, pero cuando llegue a cierta edad creo que no voy a poder con ella-explicó Laura claramente alterada.

-Esto es una mierda.-susurré.

Mel se apoyó en mi hombro.

-Que raro que no digas que todo saldrá bien.-me susurró.

Tenía razón, pero estaba cansada de ser la positiva, la que siempre sonríe, la que siempre lucha, la que siempre tranquiliza. Ya estaba hasta los cojones de tener que portarme bien con todo el mundo, cuando el mundo no dejaba de joderme viva. Joder lo que quería, a mis seres queridos.

-Buenos días.-saludó Alba, que besó a Laura suavemente y se sentó a su lado después de preparar un café.-Donde está Larisa ¿?-preguntó mirando de reojo la cocina.

-Durmiendo en el sofá con Azahara y Celia.-le respondió cortamente Laura.

-Pobre… no ha dormido nada en toda la noche. Me desperté a las cinco y estaba con los ojos abiertos como platos, mirando la almohada y sin querer soltar a Laura.-nos contó Alba pasando sus dedos entre los mechones de pelo que luchaban por taparle la cara.

-Ese niño se irá a la calle no ¿?-me preguntó Laura.

-No se Laura. Yo le diré a mi madre que lo eche, aunque…-suspiré pesadamente, dejando caer mi cabeza sobre la mesa.

-No te estarás arrepintiendo no ¿? Porque ya te dije, que lo que le hicimos al niño no era nada en comparación con lo que le harían en la cárcel si lo acusan de violación.-me dijo Laura.

-Ya Laura, pero Mia no puede echar a un pobre niño que no tiene hogar.-le contestó Alba.

-Pobre niño ¿? De verdad, soy la única que es consciente de lo que ese niño intentó hacerle a nuestras pequeñas ¿?-Laura cada vez se alteraba más y más, y su tono se agravaba a cada palabra.

-Laura, ese niño no tiene la culpa de que le enseñaran a comportarse de la manera que le enseñaron. Él ha visto como los hombres de su alrededor cogían a las mujeres y niñas como si fueran una especie de sirvientas. Eso es normal para él.-protestó Mel.

Parecía que iban a comenzar a pelear, pero de la nada apareció Mia.

-Buenos días, a qué viene tanta cara larga ¿? Estas bien Amy ¿?-me preguntó Mia.

-Sí.-le susurré levantando mi cabeza de encima de la mesa. En seguida sentí las manos de Mel alrededor de mi cuello, acariciándome.

-Ayer Junior intentó violar a las niñas.-soltó de golpe Laura, haciendo que a Mia casi se le cayera la taza de entre las manos.

-Qué ¿? Y donde está ahora ¿?-preguntó alterada Mia.-Y las niñas están bien ¿? Donde estas ¿?-continuó preguntando, mirando a todas partes.

-Tranquila, Junior está inconsciente, le pegamos una paliza y Javi se lo llevó a su cuarto. Las niñas están en el sofá del salón durmiendo.-explicó Laura.

-Y se puede saber porque no me avisasteis ¿?-preguntó Mia claramente enfadada y mirándonos primero a Laura y luego a mí.

-Para que te íbamos a despertar ¿? Ya lo habíamos solucionado todo.-le respondió Laura.

Mia apretó los dientes, cada vez más enfadada.

-Solucionado todo ¿? Dejando inconsciente a un niño de 13 años ¿? De verdad… es que ya no me entero ni de lo que pasa en mi propia casa o que ¿?-gritó Mia.

-Baja el tono de voz, las niñas están durmiendo.-le recriminó en un susurró Mel.

-Qué ¿? Hicimos mal en pegar a un niñato que intentó hacerles daño a las niñas ¿? Venga ya ¡! Es que en serio… que os pasa ¿? Porque de verdad que cada vez flipo más. Ese niño se merecía eso y más. Gracias a Dios que apareció Javi, porque sino… sino lo hubiera matado y no me habría arrepentido.-le contestó Laura.

Se veía muy alterada, y era normal. Se suponía que en esta casa estarían a salvo… y más bien lo contrario.

-Discutiendo no solucionamos nada, Laura, tranquilízate por favor.-le susurró Alba, besando su mejilla amorosamente.

Mia puso cara pensativa, supongo que intentaba buscar una solución adecuada para todos, para Javi, para Junior y para nosotras.

-Que os parece si mandamos a Javi y a Junior a la cabaña y traemos a Mónica ¿? Lleva mucho tiempo desintoxicada completamente y se comporta de manera muy adecuada. Nos vendría bien alguna mecánica más ahora que Sharon está en estado.-comentó Mia.

Miré a Mel, no parecía importarle. Aunque…

-Crees que es de fiar ¿? Porque como le diga dónde estamos a su padre…-comentó Mel apretando los labios.

-Le daré la opción de volver a su casa o quedarse con nosotras, como hago con todas las chicas. Si decide quedarse, les diré a Yeyo y a Sebas que la traigan tapándole los ojos, para que no sepa la ubicación. Sabrá que está en la playa, pero la costa es muy extensa y es técnicamente imposible que averigüen nuestra posición simplemente con ese dato. La verdad es que las veces que he estado con ella y compartido algunas palabras… no sé… me parece una buena chica y claramente está en desacuerdo con todo lo que ha hecho su padre y el de Amy… asique no sé, simplemente tendremos que estar un poco pendientes de ella.-le dijo Mia a Mel encogiendo los hombros.

Mia suspiró pesadamente, pasándose las manos por la cara para después beber un trago de café.

-Entonces ya está todo solucionado.-intenté tranquilizarme e intentar cambiar mi cara de zombi.

-No.-suspiró de nuevo Mia, haciendo que todas nos giráramos hacia ella con una ceja alzada. Ante nuestras caras ella continuó.-Tenía una misión para ti esta noche.-me señaló Mia.-Pero después de esto…-negó con la cabeza.

-Esto es un contratiempo… pero no hay que descuidar el trabajo.-le contesté pasando mi mano por el muslo de Mel, acariciándolo suavemente.

-Pero aun y así…-miró a Mel, como si buscara su permiso para informarme de la misión.

-Si quiere ir…-sonrió Mel besando mi mejilla.

Ya sabía ella de sobra, que cuando estaba agobiada, lo mejor para mí era salir de misión. Otra razón para sonreír y agradecer a Dios por haber hecho que Mel se cruzara en mi camino.

-Es que… eres una de las pocas chicas con capacidad que Armando no conoce. Necesito que confié en ti y le saques información. Esta noche necesito que vayas a la discoteca, con otras dos chicas, que harían como de tus “putitas” y llevas droga, con intención de conseguir algunas chicas a cambio. Te las traes y sigues investigando.-me informó brevemente.-Esta tarde te daré más indicaciones, había pensado que te acompañaran Clara y Lu, que harían de tus sirvientas.-finalizó.

Lu mi sirvienta ¿? Eso tendría que verlo con mis propios ojos.

-Será interesante ver el modelito que te tienen preparado para esta noche.-me susurró Mel al oído.

Como podía cambiar mi humor tan rápido esta mujer ¿? Hacía tres segundo estaba enfadada y frustrada y en ese momento solo quería ponerla sobre la encimera de la cocina y hacerla mía.

-Creo que será una misión graciosa.-le sonreí a Mia.

-Tendrás que hacer de jefa de una organización de narcotráfico, asique mira a todo el mundo por encima del hombro y trata a Lu y Clara como sirvientas.-me advirtió Mia.

-Tranquila, creo que seré capaz de hacerlo.-le contesté.

Esta misión tenía muy buena pinta.

Entonces llegó Javi, que no nos miró, preparó un par de vasos de leche y cogió un paquete de galletas.

-Buenos días Javi.-le dijo Laura, interponiéndose en su camino e interponiendo que desapareciera entre los pasillos.

-Desaparece de mi camino maltratadora.-le contestó Javi.

-No me da la gana, cabrón. Eres un hijo de %$#%&/. Sabías que tu hijito quería follarse a nuestras hijas.-le contestó.

Me quedé paralizada, de hecho todas nos quedamos paralizadas, a excepción de Alba, que intentó en vano empujar a su novia y apartarla del camino de Javi.

-Yo no lo sabía.-le contestó bajando la cabeza.

Había bajado la cabeza ¿? Mierda ¡! Estaba arrepentido y avergonzado… JODER ¡! Laura tenía razón y lo sabía.

Me levanté de mi sitio y caminé al lado de Laura, frente a Javi.

-No me esperaba esto de ti papa.-dije remarcando la palabra papa.

Javi me había dado consejos, había estado conmigo en momentos difíciles… era como un padre para mi, así que pensaba que tal vez llamándolo de esa manera entendería nuestro enfado.

-No llames papa a este desgraciado.-me susurró Laura lo suficientemente alto para que lo escuchara Javi.

Ambas sabíamos que le estábamos haciendo el peor de los daños, el psicológico, pero… se merecía una lección.

-Yo soy un desgraciado pero sois vosotras las que pegáis a un niño.-sonrió de medio lado.

Parecía una especie de competición, haber quien aguantaba más.

-Pegamos a un niño o a un violador ¿? Y si hubiera conseguido violar a las niñas ¿? Habrías dado tú la cara por él o habríais compartido a las niñas ¿?-preguntó Laura.

Se estaba pasando… y Alba acabó por empujarla con fuerza hacia ella y sacarla de la cocina a trompicones.

-Ahora también soy pederasta ¿?-Javi negó con la cabeza.-Mira, me comentó algo sobre el sexo, pero me dijo que eras tú la que le ponía cachondo, me dijo que le encantaría veros montándooslo.-nos señaló a Mel y a mi.-Le dije que a mí también me encantaría pero que era imposible y estuvimos bromeando. De eso a violar a tus hijas… bueno… no sé…-Javi parecía dubitativo.

-Lo sabías verdad ¿? Porque no nos dijiste nada ¿?-le pregunté alterada.

-Para que echarais al niño ¿? Pensé que simplemente estando algo más encima de él…-nos dijo Javi.

No entendía del todo la situación… vale, era un niño y estaba solo en el mundo… pero era un violador ¡!

-Desayunad rápido porque os vais a la cabaña. Os mandaré a un buen psicólogo para que hable con el crio.-le informó con seriedad Mia.

Él asintió y me esquivó, caminando hacia la habitación donde supuse se encontraba Junior.

-Me siento sucia.-bromeó Mel.-Aunque si dándole un espectáculo al niño deja de intentar violar a niñas… me sacrificaría por la causa.-comentó acercándose a mí de manera sugerente, quitándole hierro al asunto.

-Estoy segura de que lo harías.-comentó Mia entre risas.-Las embarazadas son las peores.-sonrió.

-De la manera en que lo has dicho… me entran ganas de ir a buscar al niño.-le susurró mordiendo el lóbulo de su oreja.

-No os paséis que estais en la cocina.-escuché a Lu, que no tardó en golpearme la cabeza.

-Tú calla sirvienta.-le sonreí.

Tenía ganas de que llegara la noche solo para poder mandar a Lu al 100%.

-Ya le has informado de la misión ¿?-le preguntó Lu a Mia. Que asintió a modo de respuesta.-Será la noche más larga de mi vida.-susurró sacándome la lengua.

-Tendréis que hacer el paripé. Tú de %$#%&/ que quiere follarse a su jefa y tú de jefa que se quiere follar a todas.-nos indicó.

Jefa que se quiere follar a todas ¿? Miré a Mel que sorprendentemente tenía una sonrisa de oreja a oreja.

-Es una misión… asique te doy carta blanca, aunque estaré espiándote desde casa.-me giño un ojo Mel.

Parecía haberse levantado de buen humor esta mañana. Espera… había dicho que me iba a espiar ¿?

-Sharon pinchará las cámaras de la discoteca. Asique tendrán visión completa de nuestros actos cariño.-me dijo Clara, que acababa de aparecer en la cocina con Vero y el pequeñín, pegándome un golpe en el culo.

-Todavía no estais en la misión, asique ten cuidadito con lo que haces con las manos.-le advirtió Mel, siguiendo con la broma.

Iba a ser una noche muy muy rara.

-Más le vale que tenga cuidado o a dormir al sofá.-rió Vero besando a Clara de manera pasional.

-Oye que os pasa a todas que tenéis las hormonas revueltas ¿?-preguntó Mia intentando esconder su sonrisa.

-Es el amor, que nos vuelve a todas locas.-rió Sharon entrando a la cocina frotándose los ojos y sentándose sobre Lu.

Miré a Mel, que hasta entonces no había dicho palabra alguna y parecía con cara pensativa.

-Que piensas ¿?-le pregunté.

-Que voy a despertar a las niñas y nos vamos al parque.-me dijo levantándose de la silla.-Ven y así nos vestimos.-me dijo.

Caminé tras ella hasta el salón y allí estaban Alba y Laura, mirando a las niñas, una abrazada a la otra.

-Nos vamos al parque, os venís ¿?-les pregunté en un susurro.

-Si la enana se despierta y quiere ir sí, sino mejor que duerma.-me respondió Alba.

Mel se acercó a Celia y Azahara y despertó a ambas niñas sin despertar a Larisa, que se había acomodado a la espalda de Azahara, agarrándola con fervor.

Parecía que Azahara se había convertido en la protectora de ambas niñas.

Celia enseguida salió del sofá sin tocar a sus dos compañeras y levantó sus bracitos para que la cargara.

-Nos vamos al parque.-le susurré. La niña me sonrió, hundiendo su cara en mi pecho.

-Vamos Azahara.-repitió Mel zarandeando levemente a su hija, la que simplemente se movía ligeramente alejándose de Mel.

Sonreí ante tal escena. La cara frustrada de Mel y la cara de victoria de Azahara cuando dejó de sentir las manos de su madre zarandearla.

-Déjame a mi.-le sonreí a Mel, dejando a Celia en el suelo después de besar su cabeza y agarrando a Azahara a pulso.-Vamos o te quedas sin parque.-le susurré al oído.

-Al parque ¿?-enseguida abrió los ojos.-Bien ¡!-sonrió.

-A desayunar y vestirse.-dijo Mel agarrando la mano de Celia, que en cuanto la solté se agarró a la cintura de Mel.

De vuelta en la cocina, Mel les preparó el desayuno a las niñas y comenzaron a desayunar tranquilas, entre comillas.

-Chicas, he llamado a Yeyo y Sebas, y están de camino hacia aquí con Mónica, Javi se ha ido hace apenas unos minutos.-nos informó Mia.

-Bien, Mel, ve a arreglarte y yo me quedo con las niñas, luego las subo para que se vistan también y nos vamos.-le sonreí.

Ella asintió y después de darme un casto beso se encaminó hacia nuestro cuarto.

Las niñas no tardaron mucho en terminar de desayunar, Azahara aun medio dormida y Celia… Celia me preocupaba. No decía una palabra, con su mirada perdida. Y ahora que la miraba fijamente… no me arrepentía para nada de haber pegado a Junior. De hecho, aunque Laura hubiera admitido que de no ser por Javi lo hubiera matado… en ese momento pensé que yo también habría sido capaz de asesinarlo sin ningún pudor.

Como podía haber dejado a mi niña, a mi pequeña, a mi princesa, en un estado tan demacrado ¿? Sus ojos ya no tenían luz, no tenían vida. Su cara de preocupación… incluso me parecía que tenía unas marcadas ojeras…

Empezaba a dudar que fuera buena idea ir al parque… aunque Azahara se veía claramente emocionada por ello.

Cuando terminaron de desayunar, agarré a Celia entre mis brazos y le di la mano a Azahara, subiendo hacia su cuarto. En la cocina, nadie habló ni con las niñas ni conmigo mientras estuvimos, aparte de la pequeña información que me había dado Mia. Tal vez porque nos veían cara de concentración o no sé…

-Venga, empieza a vestirte Azahara.-le demandé a la niña y miré a Celia, que seguía sin decir nada, con sus manos alrededor de mi cuello.-Celia, quieres ir al parque ¿?-le pregunté. Ella asintió.-Vale, entonces a vestirte tú también.-besé su mejilla dejándola en el suelo y encaminándome hacia mi habitación para vestirme.

-Mama… no te vayas.-me susurró Celia.

Me giré para ver a la niña, con lagrimones en sus ojos… como las madres del mundo podían ver a sus niñas llorar sin sentirse jodidamente culpables y frustradas ¿?

-Claro que no me voy cariño.-corrí a besar su mejilla.-Vamos, vestíos y luego me acompañáis a mi.-les dije tumbándome en la cama y esperando a que acabaran.

La primera en arreglarse fue Azahara, que no dudo ni tres segundos en tirarse sobre mí y tumbarse literalmente encima.

-Azahara, no me dejas respirar.-susurré simulando que me ahogaba, empujándola a otro lado del colchón.

-Si no te dejara respirar… tampoco podrías respirar.-me sonrió la pequeña volviendo a tirarse encima.

-Noooooooo que alguien me ayude…-reí levantándola de encima y volviéndola a echar lejos de mi.

-Soy como una sangojuela.-rió volviendo a saltar encima de mí.

Esta niña era muy graciosa.

-Se puede saber que haces Amy ¿?-me preguntó Mel entrando a la habitación.-Y Azahara cariño, se dice sanguijuela y no saltan, son como unos gusanos negros que chupan la sangre.-explicó Mel.

Azahara me miró con una sonrisa y comenzó a hacer el gusano.

-Ah ¡! Un gusano… que asco.-respondí poniendo una cara graciosa, o estúpida, según a quien preguntéis.-Celia… que hago con este gusano ¿? Porque si tu no lo quieres… lo dejamos en el bosque.-miré a Celia, que acababa de terminar de vestirse y subía también a la cama, tirándose encima de mi también.-Mel, ahora son dos gusanos.-hice un puchero.

-Creo que tres.-me sonrió tumbándose al lado.

Me encantaba estar así, las cuatro, juntas, sin asesinos, sin violadores, simplemente relajadas y pasando un buen rato.

-Mama… digo mami.-rectificó Celia.-Yo no soy un gusano, yo soy una mariposa.-sonrió Celia poniéndose en pie en la cama y simulando que volaba utilizando sus brazos a modo de halas.

Parecía que por un momento se había olvidado de todo lo pasado y volvía a comportarse como su habitual ser.

-Yo… tengo que confesar que también me dan miedo las mariposas.-le sonreí a Celia.

-Eres una cagada.-me sacó la lengua Mel.

-Sí… una cagada.-rió Azahara.

-Como os podéis reír de mi… menuda novia e hijas que tengo…-simulé un puchero.

-Mami… si viene una mariposa yo la espantaré por ti.-me dijo con seriedad Celia, tumbándose de nuevo y acariciándome la mejilla.

-Además mami… Celia no parecía una mariposa… parecía más un pajarillo aprendiendo a volar.-rió Azahara.

-Te dan miedo los pajaritos ¿?-me preguntó Celia. Negué con la cabeza, a lo que ella continuó.-Pues entonces era un pajarito.-me sonrió.

-Muy bien pajaritos míos… deberíamos salir del nido para que mama pájaro se vista y nos vayamos al parque.-dijo Mel movilizando a la gente.

-De acuerdo sargento, me voy a vestir y ahora vengo.-sonreí saliendo de la cama y corriendo hasta nuestra habitación, para vestirme y de seguida bajar.

Allí, una de las escenas más bonitas que mis ojos había visto en días. Mel estaba tumbada boca arriba en la cama, con la camiseta levantada, y las dos niñas con las cabezas sobre la tripa.

-Creo que he oído algo…han dicho Azahara ¡!-gritó emocionada la niña.

-Azahara… los bebes tan pequeños no saben hablar.-le recriminó Celia.

-Pero que lo he oído de verdad ¡!-insistió la niña.

-Creo cariño que lo que has oído son mis tripas.-rió Mel.

-Nos vamos o nos quedamos en el nido observando los huevos ¿?-les pregunté señalando la tripa de Mel.

-Podemos mirar los huevos en el parque.-rió Azahara saltando de la cama y agarrándose a mí brazo.

-Pues vámonos.-canturré acercándome para ayudar a Mel a levantarse.

Celia no tardó en agarrarse a mi pantalón con intención de que la levantara entre mis brazos. La agarré entre mis brazos y se agarró a mi cuello.

-Celia… podremos jugar a un montón de cosas y hay unos columpios así de altos y grandes.-le explicaba Azahara a Celia, totalmente emocionada.

Bajamos al garaje y me fui acercando hacia el coche nuevo… el súper cochazo nuevo.

-Mira a tu madre… parece una niñita pequeña con una piruleta.-oí que susurraba Mel.

Las niñas rieron.

-Reíros, pero espero que tengáis los zapatos limpios para entrar a MI coche nuevo.-les dije con seriedad a todas.

Ellas solo sonrieron y se metieron en el coche, poniéndose el cinturón de seguida. Conducí hacia el parque y para cuando quise darme cuenta estábamos sentadas en el banco, con una visión panorámica de las niñas.

En serio... el camino se me había hecho muy corto… teníamos que haber ido al parque de la ciudad de al lado… porque la verdad es que me podría pasar horas conduciendo.

-Hey ¡! En que estas pensando ¿? Seguro que en coches.-comentó Mel agarrándome la mano y poniendo su pierna sobre las mías.

-Has adivinado, estaba pensando en que mi coche es una pasada.-le sonreí

-Me voy a poner celosa y voy a tener que pinchar las ruedas de tu coche.-me susurró Mel acomodándose sobre mi hombro.

-No serías capaz de pinchar las ruedas de mi coche…más que nada porque con esa tripilla… si te agachas no creo que puedas levantarte.-le sonreí comenzando a tocar su tripilla.

-Mmm ¡! Me gusta cuando haces eso.-me contestó Mel posando su mano sobre la mía.

Era genial tenerla así, de esa manera tan vulnerable y con esa cara de relajación completa.

-Pues en ese caso lo haré más a menudo.-le susurré besando su cuello y continuando con las certeras caricias a su tripa.

Y así, entre conversaciones banales y caricias pasaban las horas, mientras de vez en cuando mirábamos como las niñas jugaban, alegremente en el parque. Hasta que una pregunta saltó a mi cabeza.

-Crees que Celia… lo superara ¿?-le pregunté a Mel, dibujando círculos en su abdomen con mi dedo índice.

Mel se humedeció los labios y ladeó la cabeza antes de contestarme.

-Realmente… supongo que sí, lo superará, pero necesita tiempo y distracción. Entre las clases y alguna que otra salida, al parque, al cine o a donde sea… supongo que mejorara. Si no, hablaremos con Mia para que nos dé nombres de algunos psicólogos.-me contestó Mel.

Suspiré mordiéndome el labio inferior.

-No te preocupes cariño, las niñas superan las cosas rápido. Lo único que podemos hacer es estar con ella, a su lado y para ella. Además está la ventaja de que Junior ya no está en casa y no tendrá que cruzarse con él.-me dijo Mel.

-Tienes razón… Celia es fuerte.-me intenté auto convencer.

Mel besó mi mejilla.

-No hará falta que te recuerde que no es tu culpa verdad ¿?-me preguntó con una ceja alzada.

Pobre mujer, era normal que estuviera cansada de repetirme una y otra vez la misma frase, teniendo en cuenta de que siempre me la estaba diciendo.

La pregunta es si realmente me sentía culpable… por un lado sí, porque había prometido a Celia que no tendría que pasar de nuevo por situaciones que envolvieran o recordaran su pasado, por otro lado… yo no era Dios y no podía estar en todos lados y saber lo que iba a pasar… aunque Patri me dio una pista.

-Amy, no ha sido tu culpa.-me repitió estornudando al final de su frase.

-Te encuentras bien ¿?-le pregunté mirándola directamente a los ojos.

-Sí, solo debo estar algo resfriada.-me contestó siendo interrumpida por la musiquilla de su móvil.

-Diga ¿?-preguntó.

……

-De acuerdo, en un cuarto de hora. Vale. Venga, hasta ahora. Besos.-terminó colgando.-Tu madre quiere que vayamos a comer, que ya vamos tarde.-me dijo mirando el reloj.

Las dos y media ¿? Madre ¡! Si que pasaba rápido el tiempo cuando lo pasas bien.

-Quédate aquí, ya voy yo a por las niñas.-le sonreí apartando su pierna de encima y besando su mejilla antes de correr hasta el parque y agarrar a Azahara por detrás, que estaba despistada.

-Mama ¡! Me has asustado ¡! Mira lo que hemos hecho en la arena, es un castillo grande.-sonrió señalándome una especie de montículo de arena.

-Nos vamos a casa niñas, hay que ir a comer, porque mami está embarazada y tiene hambre… yo no quiero que me muerda un brazo.-les expliqué.

-Mama nunca te mordería un brazo.-rió Celia.

Aun se me hacía extraño que llamara a Mel mama.

-Ya, pero por si acaso.-le sonreí agarrándola también y tirando de las dos niñas fuera del parque.

-Y luego a la tarde que haremos ¿?-preguntó Celia curiosa.

-Creo que a tu mama la van a arreglar para la misión que tiene que hacer esta noche.-respondió Mel uniéndose a nosotras mientras caminábamos hacia el coche.

-Tanto tiempo van a tardar ¿?-le pregunté con una ceja alzada.

Mel asintió y sonrió… no sé si fue por su manera de sonreír o por su manera de pronunciar la frase, pero un escalofrío me recorrió de arriba abajo.

-Si mama esta noche no está… podremos dormir contigo ¿?-preguntó Celia agarrando la mano de Mel y mirándola con esa carita de cachorrito.

-Por supuesto que sí cariño. Así ninguna se sentirá sola.-sonrió Mel besando la mejilla de Celia amorosamente.

-Puaj ¡! Mimos… pues yo voy a dormir sola.-dijo Azahara pegándose un golpe suave en el pecho, mostrando valentía.

Todas se subieron al coche y arranqué.

-Entonces supongo que cuando llegue a casa de la misión iré directamente a dormir con Azahara.

Todas reímos, y poca más conversación hubo durante el corto camino a casa, y más corto aun gracias a mi coche nuevo.

Al llegar a casa y entrar en la cocina para disponernos a comer todas estaban esperando sentadas en la mesa, con nuestros cuatro habituales sitios libres para que pudiéramos comer.

-Ya era hora.-protestó Lu, para variar.

-Donde habéis estado ¿?-preguntó curioso Alex, que se encontraba sentado al lado de Celia.

Al menos, el niño la despistaría y así no recordaría lo de la noche anterior.

-Hola.-me susurró Mónica, sentada entre Sebas y Laura.

Había engordado, pero tampoco demasiado. Aun recordaba la cara chupada de Mónica cuando estaba metida en las drogas y ahora había recuperado sus curvas.

-Hey ¡!-le sonreí a modo de saludo.-Te gusta la casa ¿?-le pregunté intentando mantener una conversación decente y dejar de sentirme tan incómoda.

-Sí, es una pasada la verdad.-me respondió algo incomoda.

-Vamos chicas, que aproveche.-dio Mia el permiso para que empezáramos a comer.

-Que aproveche.-respondimos todas.

-Esta es Mel, no sé si os conocéis. Mel, esta es Mónica.-las presenté.

Sabéis cuando estais en un lugar sentadas y por unos minutos desearíais poder ser invisibles ¿? O que la tierra se abriera y os tragase ¿? Pues era la misma sensación.

-Ya nos conocíamos.-me sonrió Mel.-Cuando estuviste atrapada en el equipo ruso subimos una vez a comparar información con Mónica, Yeyo y Sebas.-me explicó Mel.

Interesante… muy interesante…

-Oye, esta tarde Susi, Estefy y Audry se pasaran por casa para maquillaros, peinaros y traeros ropa para la misión, asique no salgáis de casa.-nos advirtió Mia a Lu, Clara y a mí.

-Viene Estefy ¿? Sí ¡! Seguro que pone música para que bailemos ¡!-rió Azahara pegando un par de palmadas, claramente emocionada.

Iba a ser una larga tarde… aunque merecería la pena por ver a Lu acatar mis órdenes sin protestar.

Mientras comíamos tuve la oportunidad de que me explicaran un poco más sobre Estefy y Audry. Estefy debía ser bastante simpática y agradable por lo que decían. De procedencia Argentina la encontraron en el almacén de un local de alterne desnutrida y en un estado claramente horroroso. Audry por el otro lado… debía ser fría y algo borde con todo el mundo, la encontraron en la calle, semi inconsciente después de que le pegara una paliza un chico al que intentó robar usando sus atributos femeninos.

Al terminar de comer, y recoger todo, los niños se fueron a jugar, mientras nosotras nos relajábamos en el sofá.

-Luego os daré carnets de identidad falsos, y solo tenéis que entrar y preguntar por Armando. Él os esperara en la sala vip para que le entregues la droga y supongo que te invitará a una copa.-comenzó a informarme en cuanto escuchó el timbre.

A los pocos minutos aparecieron Susi y Mar, con otras dos chicas. Por las indicaciones que me habían dado, supuse que la rubia de media melena que tenía a Azahara entre los brazos, era Estefy. Audry morena de pelo y con ojos castaños nos miraba a todas una cara algo extraña.

-Hola chicas.-sonrió Mar, saludando a todas, acercándose a Mel y a Sharon para tocarles las pancitas.-Que tal están los bebecitos ¿?-dijo Mar.

-Ella también está aquí ¿?-se exaltó Mónica levantándose de la mesa y señalando a Mar.

-Hay mucha gente en mi equipo, así que tendréis que convivir, de acuerdo ¿?-preguntó Mia agarrando el hombro de Mónica.

Enseguida Mónica volvió a sentarse.

-Bueno, ya que nadie nos presenta… me voy a auto presentar. Me llamo Estefy y me preocupare de vuestro maquillaje y peinado con Susi y esta de aquí se llama Audry y se encarga de la ropa.-dijo Estefy.

-Chicas… creo que deberíais empezar, porque tenemos muchas cosas que hacer y no hay mucho tiempo, así que vamos para el salón.-dijo Audry caminando hacia el salón.

-Cariño… Azahara, ahora tengo que arreglar el pelo a estas mujercitas, así que luego jugaré contigo, vale ¿?-dijo Estefy a Azahara, besando su mejilla y separándose de ella.

Fuimos al salón, a arreglarlo y acondicionarlo para la sesión de belleza y a partir de ahí todo fue puro aburrimiento. Horas de peinar, cortar, lavar, cortar, peinar otra vez, alisar, rizar, laca, espuma, ganchos, más laca…

Pero parecía que eso no era suficiente. Porque aparte de tener que estar horas sentada sin poder moverme, también estaba la sesión de música de la que me advirtió Azahara. Lo peor ¿? Es que la tal Estefy y Clara se habían llevado muy bien y andaban haciendo una especie de competición, a ver quien reventaba nuestros tímpanos antes.

Lo único que me había sorprendido era Mónica y Mar. Estaban ambas sentadas, hablando y riendo. No sé de qué estaban hablando pero por la cara que llevaban ambas… mmm… ahí había tomate.

-Mira para adelante.-me demandó Susi, que se estaba encargando de arreglarme el peinado.

-En serio… no entiendo esto. No se supone que somos suficientemente guapas ¿?-le pregunté.

-Claro que lo sois, pero tú piensas que una multimillonaria va a comprar prostitutas con vaqueros ¿?-me respondió la Audry.

-Somos sexys, guapas y vamos a hacer que pases una noche inolvidable.-me guiñó un ojo Clara.-Tú no opinas Lu ¿?-le preguntó.

-Yo no opino, porque estoy cansada y me quiero ir a dormir.-protestó Lu.

-Pues me da a mí que poco vas a dormir esta noche.-besó su mejilla Sharon mostrándole una pantalla táctil.

-Ves esto ¿? Aquí voy a ver con Mel, Vero y un enorme baso de palomitas lo que hacéis Amy, Vero y tú mientras os damos carta blanca.-le sonrió.

-Tomad los carnets falsos, no os he cambiado de nombres para evitar confusiones, la procedencia, apellidos y edad están cambiados. No creo que os pidan el DNI pero por si acaso… mejor prevenir.-nos advirtió Mia dándonos a cada una nuestro carnet.

Juro que cuando acabaron de arreglarnos estaba anocheciendo ¡! Y lo peor de todo es que aun no nos habíamos vestido ¡! Me miré a un espejo y… WO ¡! Madre de Dios ¡! No sé que habrían hecho conmigo pero… estaba realmente guapa, aunque algo sombría para mi gusto.

-Me gusta más la Amy sin maquillaje, pero estas muy guapa. Impones.-me sonrió Mel abrazándome por detrás.

-No me la despeines.-le recriminó Susi.

Mel alzó las manos y se separó de mí.

-Os venís a la habitación de alguna ¿? Así os probáis las ropas.-dijo Audry. Lu, Clara y yo la seguimos como si fuéramos unos corderitos caminando hacia el matadero.-Esto y esto es para vosotras.-señaló a Lu y Clara.-Y para ti tengo algo especial reservado.-sonrió de una manera muy macabra dándome una bolsa.

Unos pantalones vaqueros desgastados y rotos, un sujetador con diamantes y lo que parecía oro blanco y una torera… acompañados por unos taconazos de terror.

-Ya podrá mantenerse de pie en esos ¿?-preguntó Clara entre risas.

-Al final acabaremos en el hospital.-le reía la gracia Lu.

Malditas…

-Claro que sí. Que os pensáis ¿? Yo ya he andado con tacones en más de una ocasión.-les respondí. Y no mentía.

-Mira, los tacones me la resbalan, lo importante es que tengas cuidado con el sujetador porque vale tu vida y la mía juntas.-me explicó Audry.-Diamantes, topacios y zafiros, con oro blanco de 18 quilates, así que protégelo con tu vida.-finalizó.

-Oye, para que voy a llevar un sujetador tan lujoso si lo voy a tapar con una camiseta ¿?-le pregunté a la chica, la que me sonrió de medio lado y se acercó a mí con paso lento.

-Quien te dice a ti que vas a llevar camiseta ¿?-me preguntó.-Se supone que vas de reina del narcotráfico, a esas mujeres les gusta exhibirte, y Dios te ha dado un cuerpo que permite que lo hagas, así que iras mostrando este bonito sujetador y con una torera para que no pases frio.-me explicó.

-Ósea que voy a llevar más dinero puesto encima que dentro de mi cartera, no ¿?-le pregunté para asegurarme mientras comenzaba a ponerme la lujosísima ropa.

-Y para terminar te vas a poner estas gafas de sol. No te las quites.-me advirtió.

En las discotecas ahora se llevaban las gafas de sol ¿? Era estúpido ¡! Si normalmente en las discotecas ya está oscuro, con gafas de sol me iba a pegar la gran ostia, y como no protegiendo el sujetador para que no se rayara…

-Estas gafas son unas dolce y gabbana únicas en el mundo. Una reina del trafico lleva gafas de estas puestas y no se las quita ni para cagar, por si alguien la reconoce. Me has entendido ¿?-me preguntó claramente enfadada.

Y ahora se enfadaba ¿? Mierda ¡! Esta tía a parte de borde, también era gilipollas o que ¿?

Preferí no protestar y terminar de vestirme, con zapatos y gafas de sol incluidas. Me miré al espejo y… que sorpresa… sí, efectivamente, gritaba rica y peligrosa por todos los poros de mi piel.

-Madre mía Amy… ¡! Menos mal que me han dado carta blanca esta noche.-silbó Clara.

-Perfecta.-se limitó a decir Audry.

Me fijé en Clara y Lu, ambas vestidas igual, con una minifalda y un top de punto que les realzaba el pecho y unos tacones muy parecidos a los míos.

-Amy… esta noche dormirás conmigo ¿?-me preguntó Lu empujándome para que me sentara en una silla y sentándose sobre mi.-Te juro que no te arrepentirás.-me susurró al oído.

-Lu estás loca o que ¿?-le pregunté alterada.

Ella empezó a reírse sin parar.

-Me estaba metiendo en el papel imbécil.-rió Lu.

-Pues no dormiré contigo, porque Clara me lo ha pedido primero.-le contesté.

Ella se levantó y caminó hasta Clara, rodeando sus brazos alrededor de su cuello y besándola. Joder ¡! Se estaban besando ¡! Y que beso ¡!

-Pues creo que te vamos a compartir.-me sonrió de vuelta Lu separándose de Clara.

-Amy, no pongas esa cara de alucine. Tiene que ser normal que nos veas besándonos, o que te besemos. Recuerda que eres una adicta al sexo, que tiene drogas, dinero y todo lo que quiere, vale ¿? Tienes que actuar como si todo lo que vieras fuera normal. Recuerda que tienes un sequito de putas en tu casa dispuestas a limpiarte los diamantes del sujetador con la lengua.-me advirtió Clara.

Esto era muy raro.

-Bien, de acuerdo, solo es que se me hace raro.-le expliqué.

-Deberíais practicar un poquito, para que a vuestra jefa no se le note la vena monja.-le dijo a Clara señalándome y saliendo de la habitación.

-Tiene razón la chica borde.-contestó Lu.-Esto tiene que salir bien, porque a Armando no le gusta que le tomen el pelo.-finalizó.

-Os ayudaremos.-sonrió Mel entrando en la habitación con Sharon, Vero, Mia y Udham.-Estas… mmm… -Mel se mordió el labio inferior y me miró de arriba abajo, besándome suavemente para después separarse con rapidez y sentarse en la cama con las demás. Observándonos todas.

Si ya era incomodo besar a alguna de esas sola, con tu novia y sus novias mirando iba a ser diez mil veces peor.

-Está bien, vamos a ensayar.-sonrió Clara poniendo música y comenzando a bailar sola.

Cada día estaba más segura de que esta chica estaba loca, muy loca, aunque también era de destacar que era una loca feliz.

Lu sonrió de medio lado y se sentó en mi regazo, acercándose a mi oreja y susurrándome.

-Vamos a darles un free show a nuestras embarazaditas y ya verás cómo se calientan en seguida.-me dijo pasando una pierna por cada uno de mis lados y agarrando mis manos, posándolas sobre su cadera y bajando poco a poco hasta su trasero.-Imaginate que soy Mel.-me aconsejó.

-No sé si eso será una buena idea.-le contesté acercándome a sus labios, sin llegar a besarla.

-Eso es lo que le haces a Mel ¿?-me sonrió agarrándome de las tiras del caro sujetador y besándome.

Era distinto que con Mel, pero no besaba nada mal. Por algo tenía fama de mujeriega no ¿?

-Es normal que esto me guste ¿?-le preguntó Sharon a Mel.

Sentí como Lu sonreía en el beso, separándose de mí para acariciarme el mentón y acomodarse sobre mi hombro.

-Si es normal ¿? Joder, si me gusta hasta a mí y ninguna de las dos son mis novias.-sonrió Clara.

-Yo creo que ha parecido muy natural.-dijo Mia, creo que con cara de alucine.

-Me atrevería a decir que incluso demasiado.-rió Mel guiñándome un ojo.

-Tranquila cariño, creo que ambas tenemos muy claro que una relación entre nosotras no funcionaría. Verdad ¿?-le pregunté a Lu.

Esta se limitó a sonreír y levantarse de encima, empujando a Clara y tomando el control de la música.

-No tenéis ni idea de lo que es la verdadera música.-suspiró Lu cambiando de disco y poniendo la canción Bucky Done Gun de M.I.A.-Tengo que apoyar la música de mi país.-explicó sentándose de nuevo sobre mí.

-Anda, quita, ahora me toca a mi.-protestó Clara intentando empujar a Lu fuera de mi regazo.

-No se suponía que yo era la jefa ¿? Pues entonces quiero que me dejéis las dos.-protesté.

Me estaba empezando a agobiar. Tal vez la mejor opción era fumarme un cigarro.

-Pero tenemos que ensayar.-me sonrió Clara dándome un piquito.

-Lo haces sonar como si fuéramos una especie de bailarinas o algo…-rió Lu.

Sería una buena manera de presentarnos, o al menos, llamaríamos la atención.

-Si te beso me dejareis marchar para fumarme un cigarrillo ¿?-le pregunté a Clara.

Clara miró a Mia, que asintió. Entonces aparté a Lu con cuidado y agarré a Clara por las tiras de su top, acercándola a mí. No entendía muy bien porque teníamos que ensayar esto, y mucho menos delante de nuestras novias. No sé, era vergonzoso…

La besé de forma pasional, agarrando su labio inferior entre los míos y adentrando mi lengua en su boca. Clara parecía impactada, y por el silencio de la sala… las demás también.

-Ya está. Ensayado.-dije separándome de ella y caminando hacia la puerta.

-Eso es injusto, yo también quiero un beso así.-rió Lu.

-Oye… porque hace tanto calor aquí ¿?-preguntó Mel, mientras se tiraba un poco de la camiseta.

-Prometo compensarte por la carta blanca.-le guiñé un ojo agarrando su mano y ayudándola a levantarse para que me acompañara a fumar.

-Creo que has dejado a Clara sorprendida.-rió Mel haciendo que antes de salir de la habitación girara la cabeza y observara a Clara, con la boca entre abierta y aun sin creérselo.

-Le está bien empleado por no dejarme ir a fumar.-reí acercándola más a mí.

-Te das cuenta de que indirectamente has besado también a Sharon y a Vero ¿?-me preguntó Mel con una sonrisa de oreja a oreja.

Parecía divertida ante la situación, y es que la verdad… tenía mucho de divertida esta situación.

-A Sharon me da igual pero Vero… es como mi madre y además parió a mi hermano.-puse cara de repulsión.-No me dices nada de mi sujetador-top-camiseta ¿?-le pregunté mientras bajábamos las escaleras para cambiar de tema.

Besar a tu madre como yo había besado a Clara ¿? Puaj ¡! Eso era asqueroso y prohibido, genética y moralmente incorrecto.

Pero… creo que en el fondo de mi corazón me fastidiaba y mucho que Mel no estuviera celosa. Estaba bien que no se enfadara conmigo, y que no la hiciera daño por la decisión de llevar a cabo esta misión. Pero aun que sea un poquito enfadada o con un poquito de resquemor… no ¿?

Entonces salimos fuera y me encendí un cigarro bajo la atenta mirada de Mel, que me miraba algo extrañamente.

-Que pasa Mel ¿? Se me ha corrido el rímel ¿?-le pregunté de cachondeo.

Un poco de humor siempre venía bien.

-No, estas muy bien… solo que… me gustas más sin maquillaje y sin estar tan arreglada… no sé, te veo más natural, más… guapa. Así impones demasiado.-me dijo.

-O sea que te gusta más la Amy corderito no ¿?-le pregunté siguiendo con la broma.

-Así es más fácil manipularte…-sonrió Mel besándome suavemente.

-Bueno, es solo una noche. Mañana volveré a ser la Amy manipulada por su novia.-le respondí pasándole el brazo por encima de su hombro y acercándola hacia mí.

-No tardes, que os vais de misión ya ¡!-se asomó Udham por la ventana, para desaparecer a los pocos minutos.

-En cuanto vuelvas de la misión pásate por el cuarto y me despiertas, de acuerdo ¿?-me dijo besándome de nuevo.

Ahí estaba la diferencia. Los besos con Lu o Clara tenían su gracia, pero los de Mel… los de Mel eran alucinantes.

-Eso haré.-le sonreí guiñándole un ojo y tirando la colilla del cigarro, y entrando a casa de nuevo. En seguida Lu y Clara se pusieron cada uno a un lado de mí, pasando sus manos por mi cintura.

-Qué ¿? Damos el pego ¿?-preguntó Lu.

Todas a la vez asintieron rítmicamente.

-Pues vámonos esclavas, esta noche los cubatas corren de mi cuenta.-sonrié golpeando las caderas de ambas.

-Mami ¿? Pero…-Celia que acababa de entrar en casa me miró extrañada.

-Cariño, mama se va de misión, te quedaras con mama.-le informé soltando a Lu y Clara y agachándome a su altura, besando su mejilla.

Celia se enganchó a la pierna de Mel y me seguía mirando extrañada. Tan cambiada estaba ¿? No, si al final iba a resultar ser más atractiva y embaucadora sin maquillaje ni tanta chorrada.

-Y nos vamos sin cenar ¿?-preguntó Clara.

Mia nos indicó que la siguiéramos hacia un Lamborghini Reventon negro.

-Mirad, son las diez y ya vais tarde, asique os tendréis que ir sin cenar. Aquí en el maletero os he metido la droga en un maletín. Iréis con este coche y con los carnets falsos que dudo que os pidan. En cuanto entréis os dejaran pasar y os indicaran donde está la zona VIP. Tú Amy intenta ser lo más agradable posible, así con un poco de suerte seguirá queriendo hacer tratos contigo.-me aconsejó Mia lanzándome unas llaves y alejándose dentro de la casa.

Miré el reloj para cerciorarme de la hora. Para mi sorpresa, Mia tenía razón, eran las diez de la noche y no habíamos hecho más que maquillarnos y arreglarnos.

-Comienza nuestra noche.-suspiró Lu sentándose en el lado del copiloto.

Nos montamos en el coche y arrancamos hacia la discoteca, bajo las direcciones de Lu, que sabía dónde estaba.

Nada más llegar, un hombre vestido de aparca coches nos abrió las puertas. Cogí el maletín del maletero y le lancé las llaves al aparca coches.

-Como lo rayes, mandare que lo pinten con tu lengua de brocha.-le dije al muchacho, que en seguida asintió asustado y se montó en el coche para aparcarlo.

-Wau ¡! Me has dado miedo hasta a mi.-rió Clara enganchándose a uno de mis brazos, seguida por Lu.

Un par de porteros, vestidos completamente de negro y fácilmente confundibles con armarios nos abrieron la puerta de seguida, mirando el maletín con atención.

El maletín era negro con las iniciales A. B. en dorado. Mmm… curioso…

Entramos a la discoteca y nada más entrar, Clara se separó, comenzando a bailar. A bailar de manera provocativa, muy provocativa, acompañada por la canción give me everything de pitbull.

-No sabía que bailaba tan bien.-le comenté a Lu, agarrándola por la cintura y mirando el circulo que se había formado alrededor de Clara.

-Ve a buscarla, porque como vaya yo, la traigo a tirones del pelo.-me respondió Lu. Le di el maletín y caminé hacia Clara, con mucha atención porque gracias a las putas gafas de sol no veía una mierda.

Asombrosamente toda la gente se apartaba, dejándome el paso libre. JA ¡! Increíble, pero les daba miedo.

-Clara, vamos.-le susurré acercándome a ella.

-Vamos a sorprenderles, porque Armando está mirando desde la ventana, pero no te gires.-me explicó Clara en un susurro, posando sus brazos en mis hombros y haciéndome un :bailecito: bien pegadito, moviendo sus caderas y provocando que intencionadamente las mías se acompasaran con las suyas, en un baile caliente, muy caliente.

-No os atreváis a dejarme sola.-escuché a mis espaldas y unas manos en mis caderas.

Entonces empecé a sentir unos labios en mi cuello, los labios de Lu, y las manos de Clara recorriendo mi abdomen, visible gracias a mi inexistente camiseta. No tardé en sentir los labios de Clara sobre los míos, en un beso artificialmente pasional.

Cualquier persona del planeta mataría por estar en mi lugar, entre dos chicas hermosísimas, bailando pegaditas y con poca ropa, pero yo… preferiría haber estado con Mel viendo una película, la televisión o cualquier cosa.

A los pocos minutos el DJ cambio de canción y les hice un gesto para continuar caminando hacia la sala VIP, mientras Lu me devolvía el maletín, bien cerca de mis ambas.

Nada más entrar el tal Armando se nos acercó.

-Tú debes ser Amy Borhammer, no ¿?-me preguntó el hombre dándome la mano.

Ah ¡! A.B. eso era lo que significaba…Amy Borhammer… ese nombre me gustaba, imponía mucho.

Asentí dándole la mano. El hombre, moreno de pelo y piel y con unas gafas que tapaban sus ojos, nos miraba de arriba abajo sin discreción alguna. Un traje blanco, camisa negra y corbata blanca junto a una gruesa cadena de oro, mostraban que él allí era el jefe.

-Estoy encantado de tenerte aquí, toma asiento y te traerán algo.-Armando solo tuvo que levantar la mano para que vinieran tres chicas en ropa interior a atenderlo.-Trae cuatro copas, porque tus chicas también beberán no ¿?-me preguntó, ignorando a Clara y Lu completamente.

Ah ¡! Entonces esto iba de la siguiente manera, si tenías dinero mandabas y te trataban bien, si no lo tenias ni si quiera se dignaban en mirarte a los ojos. Odiaba ese mundillo.

-Sí, beben.-le respondí secamente. Armando nos indicó un sitio donde nos podíamos sentar y enseguida Clara y Lu se sentaron una a cada uno de mis lados.

Me fijé en el lugar, unos sofás muy cómodos, una barra y un pequeño escenario con una barra americana en el centro.

-Primero nos divertimos y luego atendemos nuestro asuntillos no ¿?-me preguntó Armando, a lo que asentí.

-Será mejor que nos divirtamos un ratito, verdad ¿?-le pregunté a Lu, que estaba entre Armando y yo. Ella asintió, sentándose sobre una de mis piernas, y haciéndole una seña para que Clara se sentara sobre la otra.

No tardaron ni tres segundos en tirárseme al cuello ambas, y comenzar a besarse entre ellas. Esto pondría cachondo hasta el papa ¡! Joder ¡!

-Y ahora la lindísima Estella nos dará un baile privado.-anunció un hombre en el escenario. Entonces sentí como Lu me agarraba de las mejillas y comenzaba a besarme con suavidad, mucha suavidad… Era extraño ver a Lu de esa manera, tan dulce.

Bajé mis manos hacia el trasero de ambas, echándolas más hacia mí y continuando con el beso que Lu me estaba regalando. Cuando nos separamos aproveché para mirar a la tal Estella.

Cuál fue mi sorpresa al descubrir que conocía a la chica ¡! Era Sasha ¡! Se movía de arriba abajo en la barra americana, con una asombrosa facilidad.

No me lo podía creer… que hacia Sasha ahí ¿? Entonces me vino a la mente un recuerdo.

FLASH BACK

Estaba subida a un árbol, no tendría más de 13 años, y Sasha acababa de salir de casa de su tío abuelo, mi vecino el del ajedrez.

-Deberías bajarte de ahí o te caerás.-me advirtió desde abajo, apoyándose en el árbol.

Era una de las pocas niñas que había visto en mi vida, y la única de mi edad, asique me llamaba mucho la atención y no tardamos nada en coger confianza.

-No me caeré.-le contesté asomándome y sacándole la lengua. Como no, en ese momento me caí, pegando un batacazo en el suelo.-Ah ¡!-susurré con dolor.

-Te lo advertí, tonta.-me pegó un golpe en el brazo.

-Oye, me acabo de caer, no me puedes pegar.-le contesté enfadada.

-Es que eres tonta ¡! Imagina que te haces daño de verdad ¡!-me gritó abrazándome.

Para aquella época se me hacía muy raro que alguien se preocupara de mí, porque mi padre… literalmente pasaba de mí.

-Tonta tú por preocuparte.-le contesté besándole castamente en la mejilla.

FIN DE FLASH BACK

Sí, se podía decir que fue mi primer amor. De vez en cuando hacía visitas al vecino, pero simplemente después de esa visita no volvió a hacer ninguna. Nunca volvió y pensé inocentemente que había encontrado una salida al infierno en el que vivíamos.

Pero ahora me daba cuenta de que lo único que había hecho era cambiar de infierno.

-Te pasa algo cariño ¿?-me preguntó Lu al oído, algo preocupada por mi cara de sorpresa.

-No, podríais seguir vosotras un ratito ¿? Tengo que hablar con Armando.-le dije a Lu, indicando que bajaran de mi regazo.

Ambas acataron mis órdenes, y me acerqué a Armando.

-Quiero a esa.-le señalé a Sasha y después el maletín.

-De acuerdo, pero te tengo que advertir de una cosa.-me dijo Armando sonriendo de medio lado.

-De qué ¿?-le pregunté ocultando mi preocupación.

-No querrá acostarse contigo. He intentado que se habrá de piernas conmigo y con otros hombres de mi confianza y no ha habido manera. Ni pegándole, amenazándole u obligándola. Se niega a prostituirse y lucha, pero he de admitir que baila genial.-me explicó.

-Me da igual, yo quiero a esa. Seguro que conmigo se abre más.-le sonreí al hombre.

Tenía que ser simpática no ¿?

-De acuerdo, luego te traeré más chicas para que elijas alguna más.-me explicó.

-Bueno… en ese caso esto es tuyo, que te aproveche.-le dije dándole la maleta.-Es la mejor de este lado del charco. No vas a encontrar nada mejor que esto.-le dije.

Él cogió el maletín y pegó un silbido, izo un gesto y Sasha bajo del escenario, mirándome de reojo y sentándose al lado de Armando.

-Ahora eres suya.-le dijo a Sasha señalándome y abriendo el maletín.-Al parecer le gustan las indomables.-rió.

-No lo sabes tú bien.-le contesté con una sonrisa de medio lado.

Sasha me seguía mirando extrañada, supongo que debatiendo mentalmente de qué le sonaba una reina del narcotráfico.

Me quité las gafas para poder observarla mejor, de arriba abajo y con descaro. Había cambiado mucho en estos cinco años. Su pelo castaño rizado caía sobre sus hombros y hasta media espalda y sus ojos de color azul claro relumbraban como platos más que nunca, pero ese brillo… ese brillo de libertad que tan especiales hacían esos ojos habían desaparecido.

Sasha no tardó en sentarse sobre mí, como si fuese un vulgar maniquí.

-Nos iremos a un lugar un poco más alejado.-le informé a Armando, no pidiendo permiso, simplemente informándolo, levantándome y sentándome en el mismo sofá, pero en la punta más alejada, en una oscura esquina de aquella habitación.

-Yo… yo no… no… no… me… prostituyo.-masculló Sasha tapándose la cara, supongo que esperando un golpe por mi parte.

Yo le sonreí y la abracé. Hacía mucho tiempo que no la veía y simplemente… estaba feliz.

-Aun y así… yo no… no puedo…-me susurró Sasha. Pobre, estaba a punto de llorar y no podía demostrarle cuanto sentía esa situación.

-No te arrepentirás cariño. Yo soy muy dulce.-la intenté convencer, para seguir con mi juego de mujeriega vende drogas.

-No puedo… eres guapa pero…-Sasha intentaba buscar una excusa a la desesperada.

-Bésame, eso no es sexo. Solo quiero que te acerques más a mí, y me beses.-le indiqué. Necesitaba que estuviera cerca para decirle quien era ¡!

Aun dubitativa se comenzó a acercar a mis labios.

-Me recuerdas mucho a una amiga.-me susurró al oído aspirando mi olor.-Hueles igual que ella.

-Sasha… soy Amy, Voy a sacarte de aquí, pero actúa con normalidad y haz lo que te pida, porque como te reveles voy a tener que pegarte para seguir con este teatro. Luego te explicaré todo.-le susurré de carrerilla.

Como por arte de magia, su cara se encendió y comenzó a besarme de una manera pasional, acariciando mi lengua con la suya, en una perfecta parsimonia. Yo moví mis manos hacia su cadera y comencé a acariciar su trasero y espalda, bien fijada a mí. Al separarme pude observar como Lu y Clara me miraban alucinadas.

Esto era parte de la misión no ¿?

-Vamos para allí Estella, creo que ya nos hemos conocido bastante.-le dije guiñándole un ojo y poniéndome las gafas de nuevo.

-Uh que rápido te la has camelado… y pensar que no quisiste ni tocarme a mi.-apretó los dientes Armando levantándole la mano a Sasha.

Agarré la mano de Armando sin pensármelo dos veces.

-Cuidado porque ahora es mi chica.-le indiqué.-Y no me gustan las chicas marcadas, o al menos… marcadas por otros.-finalicé la frase sentándome cómodamente a su lado.

-Sí, sí, lo siento, pero es que me enfada… aunque… bueno… puede que… es lesbiana ¿?-me preguntó señalando a Sasha, que aunque estuviera al lado mio parecía ignorarla.

-No lo sé, pero esta noche lo pienso descubrir.-reí pegándole un pequeño golpe con el codo y bebiéndome el trago de golpe.

Un movimiento de Armando, y mi baso, de nuevo estaba lleno.

-Toma, vamos a tomar un poco de tu buena mercancía.-me dijo Armando señalándome dos finas rayas de cocaína sobre la mesa.

No podía negarme a tomarla, asique todo para adentro. Sasha, Clara y Lu me miraron con preocupación. Era una sensación muy rara, notar como el blanco y puro polvo empezaba a bajar por mi nariz.

Armando hizo otro gesto mientras me bebía de nuevo el trago de golpe y me lo llenaban. Era divertido ver como todas las camareras, vestidas con apenas un sujetador y un tanga de encaje iban y venían con rapidez.

Tenía sed y me picaba mucho la nariz y lo único que quería hacer era encontrarme con Mel y empotrarla contra cualquier esquina para hacerle el amor. Sí, era culpa de la cocaína, y lo último puede que también por culpa de andar besando y toqueteando a chicas que no eran la mía. Echaba de menos a Mel.

Una fila de chicas se puso ante nosotros.

-Elije a las dos que más te gusten. Te las llevaras junto con Estella. Porque la verdad es que esta mierda es buena.-me sonrió señalando las bolsas de cocaína y frotándose la nariz.

Miré a Sasha mientras me tomaba otro trago… sabía que si seguía así me emborracharía, pero tenía tanta sed ¡!

-Estella… que dos chicas te gustan más ¿?-le pregunté a Sasha.

-Las vas hacer montarse un trió ¿?-me preguntó Armando.

No le contesté, simplemente sonreí. Sasha para entonces ya se había levantado y había agarrado las manos de dos chicas, gemelas, con el pelo color caoba y los ojos marrón chocolate.

-Buena elección Estella, les había echado el ojo desde que habían entrado.-le sonreí a las gemelas.

Tendrían nuestra edad, no más, y me miraban asustadas.

-No te vas a arrepentir, esa es una leona.-me sonrió Armando señalando a una de las gemelas. Para mí, eran completamente iguales, pero bueno.

La chica que señaló, enseguida se sentó sobre mí, haciendo unos movimientos muy sugerentes con las caderas y besándome profundamente, metiendo su mano por mis pantalones en apenas milésimas de segundos. La paré rápido.

-Vámonos a casa.-le dije.-Te prometo que allí nos divertiremos más.-le sonreí a la chica.

Esta asintió levantándose rápidamente y poniéndose al lado de su hermana como antes.

Claro, al estar entrenadas para esto… iban a piñón fijo.

CONTINUARÁ…
///////////////////////////////////
Gracias por vuestra inmensa paciencia, espero que os guste y poder actualizar rápido.

Lamborghini Reventon


Volver arriba Ir abajo
kelly_20
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 23
Localización : Venezuela
Cantidad de envíos : 40
Fecha de inscripción : 07/05/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    22/6/2011, 19:49

Que capitulazo, en verdad que ha sido alucinante! Esta Amy wow increible... Gracias por actualizar y no te preocupes que paciencia me sobra
Volver arriba Ir abajo
Chiquijacky
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 24
Localización : en la luz de la oscuridad
Cantidad de envíos : 10
Fecha de inscripción : 17/05/2011

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    22/6/2011, 23:12

wooooooooooooooooow, esta espera si que valio la pena estuvo increible, espero con ancias la proxima continuacion que seguro estara genial
hasta pronto
suerte
XOXO
eres genial
Volver arriba Ir abajo
Yulia
Administrador
Administrador
avatar

Femenino Edad : 36
Localización : en el lado oscuro de la luna
Cantidad de envíos : 1592
Fecha de inscripción : 25/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/6/2011, 00:15

t perdono si pones foto de la sgemelas! XDDDD

diosh mio pedazo de conti O.O

buenisima!

animo!!
Volver arriba Ir abajo
utena
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Costa Rica
Cantidad de envíos : 49
Fecha de inscripción : 12/08/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/6/2011, 00:30

demasiado bueno *---*

espero cotinuacion, y la explicacion que le dara amy por lo de sasha xD
Volver arriba Ir abajo
JACKY
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 22
Localización : Mi cazita... XD
Cantidad de envíos : 84
Fecha de inscripción : 03/12/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/6/2011, 23:25

wooow ha valido la pena creeme estubo increible,
este es uno de mis capitulos favoritos
aveses pienso que quedaria muuy bien como una pelicula
jajajaja porsupuesto que eche mi imaginacion a volar
jejejeje
nos vemos

pd: Me encanta como escribes y relatas esta historia!!
Volver arriba Ir abajo
tiempo
Lektor
Lektor


Masculino Edad : 25
Localización : en las calles buscando la felizidad de los demas
Cantidad de envíos : 15
Fecha de inscripción : 05/04/2011

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    24/6/2011, 01:59

es wohaw lo unico que salio de mi boca al leer el cap segundo a jacky es demaciado interesante para que se quede en palabras
espero la continuacion
Volver arriba Ir abajo
harukatenou
Administrador
Administrador


Femenino Edad : 31
Localización : Venezuela
Cantidad de envíos : 250
Fecha de inscripción : 12/02/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    25/6/2011, 20:53

jajaja De ostias el Cap xD Buenisimo, espero que puedas actualizar mas regular, aunuqe sino puedes se te perdona, por hacer cap tan geniales jjaja saludos
Volver arriba Ir abajo
Farrukilla
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 27
Cantidad de envíos : 45
Fecha de inscripción : 30/08/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    10/7/2011, 18:27

k buen capitulo, k ganas tengo del proximo, y algo tendra k acer amy con las gemelas no? si no no colara k es una narcotraficante
Volver arriba Ir abajo
utena
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Costa Rica
Cantidad de envíos : 49
Fecha de inscripción : 12/08/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    11/7/2011, 14:26

:ezquiso: y la contiiii >_< *-*
Volver arriba Ir abajo
Farrukilla
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 27
Cantidad de envíos : 45
Fecha de inscripción : 30/08/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    16/7/2011, 17:45

contii
Volver arriba Ir abajo
bakablack
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 27
Localización : España
Cantidad de envíos : 72
Fecha de inscripción : 31/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    17/7/2011, 17:02

Continua… aunque parezca mentira jejeje gracias por los comentarios y vuestro apoyo de verdad ¡! Y por la foto de las gemelas… Bueno…

CONTINUA

La chica me sonrió falsamente, aun sin entender muy bien de que iba todo el royo de cambiar de dueño.

-Armando, creo que me voy, ha sido un placer hacer tratos contigo… y espero que sea aun más placentero.-bromeé alargándole la mano con educación.

-Pásate por aquí cuando quieras y tráeme más material. Te dejaré elegir más chicas, o dinero, o coches, o lo que quieras.-me sonrió a modo de despedida.

Ya lo tenía en el bote ¡! No sé porque Mia quería que me hiciese intima suyo… pero esto era un gran paso ¡!

Nos alejamos todas de aquel salón VIP. Lu y Clara, cada una a uno de mis lados, y Sasha, con las gemelas detrás. En la puerta, el chico que había recogido mi coche lo tenía listo y disponible para que nos montáramos y salir como alma que lleva el diablo a casa. En cuanto nos alejamos de la discoteca comencé a arrepentirme de haberlo hecho.

-Tú… tú que tienes en la %$#%&/ cabeza ¿? Como coño se te ocurre tomar esa mierda ¿? No se suponía que tú eras anti droga total ¿?-me gritó Lu, sin pudor alguno.-Y además, esta chica… como coño… que… Mel se va a cabrear y mucho si ha visto las cámaras de seguridad.-dijo señalando a Sasha, sin parar de gritar ni por un segundo.

-Lu, para el puto carro. Primero, Sasha es una amiga de la infancia, la conozco, y eso nos ha ayudado para que todo parezca más natural.-le informé.-Y sobre lo de la coca… Qué opciones tenía ¿?-le pregunté tomando una curva cerrada y haciendo que todas las chicas se movieran de forma violenta.

-Pues no tomarla… Joder Amy esa mierda que has tomado es muy fuerte ¡! Tu madre y Mel no van a estar contentas.-me continuó gritando Lu.

Frené el coche en seco en una de las esquinas de la carretera, no sé si era la droga o yo misma que ya me había hartado de la situación. Salí del coche y abrí la puerta del copiloto. Lu, siendo como era, no se lo pensó dos veces y salió a encararme.

-Ya soy mayorcita y no necesito más madres vale ¿? Mis problemas con Mel los solucionaré yo, porque es mi %$#%&/ vida, no la tuya.-le grité.

Estaba furiosa, furiosa y rabiosa. La mandíbula apretada a más no poder para contenerme y no pegarle una hostia.

-Tú no eres mayor, tú eres una niñata que lo único que hace es meterse en problemas ¡! Joder, espabila ¡!-me gritó.

En seguida me la encaré, sacando el pecho.

-Niñata ¿? De verdad ¿? Es que como me aburro en mi día a día busco problemas sabes ¿? Tú eres una autentica acaparadora. Acaparas con todo, con Mel, con Sharon, con las misiones… tú te crees la %$#%&/ reina de la tribu no ¿? Pues te voy a decir que ya me da igual. Qué coño quieres de mi Lu ¿? Dime que cojones quieres, porque de verdad, sé que me odias, pero no entiendo porqué y ya estoy harta de ver cómo me pinchas y me tengo que quedar callada.-le respondí. Tenía tanta rabia acumulada que me temblaban los brazos.

Entonces Lu me besó, algo que no me esperaba, pero menos me esperaba que fuera un beso suave, un roce de labios lento y tortuoso.

-Lo que quiero es que te ocupes de tu familia y tengas más cuidado con las misiones. Qué no te abalances a por todas, arriesgándote con una sola baza y que sepas que tienes a mucha gente que te quiere en ese equipo.-me respondió ya con voz más tranquila apoyando su frente contra la mía, bajo la atónita mirada de Clara, que estoy segura que había salido del coche con intención de “separarnos” de nuestra “pelea”.

-Vamos chicas.-rió Clara después de componerse, metiéndose en el coche de nuevo.

Nos montamos de nuevo en el coche y arranqué, aun un poco descocada por la respuesta y reacción de Lu.

-Y de que os conocéis ¿?-preguntó Clara a Sasha, claramente intentando eliminar ese silencio incomodo que se había formado en cuestión de minutos.

-Pues la verdad… es que… nos conocemos de cuando eramos pequeñas. Mi tío abuelo es, bueno, era, su vecino cuando vivía en las caravanas. Pasábamos mucho tiempo juntas.-sonrió Sasha.

-Y como has acabado aquí ¿?-le pregunté.

Sasha suspiró antes de comenzar a hablar.

-Pues mis padres eran ludópatas y debían mucha pasta… cuando Armando me vio, me fichó directamente, y mis padres… esos hijos de %$#%&/, en cuanto supieron que a cambio de mi su deuda estaba saldada, salieron por patas.-nos explicó.

-Y mi vecino ¿?-le pregunté.

-El tío Manolo… la última vez que supe de él seguía siendo tu vecino, el pobre no paraba de llorar la última vez que llamó porque tu caravana se incendió y pensó que habías muerto.-me dijo Sasha.

-Hablaré con mi madre para ver si podemos traer a Manolo a vivir con nosotras.-le dije a Sasha, esta se limitó a aplaudir sonriente.

-Entonces… mmm… Qué está pasando ¿?-preguntó una de las gemelas, con cara extrañada.

Pobres, no les habíamos dicho nada entre tanto grito.

-Bueno, yo me llamo Amy, y estas son Clara y Lu. Trabajamos para Mia, no sé si la conoceréis.-ambas gemelas asintieron, estaba claro que mi madre era muy conocida entre los barrios bajos, y más entre mujeres que vendían su cuerpo por dinero.-Hemos conseguido sacaros de allí y ahora os puedo dar a elegir. Quedaros en la casa de Mia, con muchas de las chicas rescatadas y con nosotras, o iros a vuestra casa.-les expliqué.

-No tenemos casa.-respondió la otra gemela.

-Pues entonces está todo dicho, os venís con nosotras a casa. Os lo pasareis bien. Tal vez debáis hacer algún trabajo como ayudar en la limpieza de la casa, o cosas así, pero no tendréis que prostituiros más.-concluí, frenando en la verja de la casa y saliendo del coche para abrirla.

Estaba todo dicho, y ahora teníamos nuevas chicas con nosotras.

Metí el coche y salimos todas, entrando en la casa, y caminando hasta la cocina. Lo que encontramos al encender la luz… fue… extraño… muy extraño.

Mar estaba encima de la encimera de la cocina, con sus piernas rodeando las caderas de… Joder ¡! Mónica ¡! Ambas semi desnudas y… besándose, sin parar, toqueteándose enteras. Por favor… no había decencia en esa casa, o que ¿?

-Mierda… lo… lo sentimos…-ambas salieron corriendo de allí.

-Susi no va a estar contenta con esto.-comentó Lu negando con la cabeza.

-Parece una casa muy divertida no ¿?-rió Sasha.

Yo todavía tenía expresión de Shock en mi cara.

-Qué le pasa ¿?-le susurró una de las gemelas a Clara.

-Son sus ex. Amy tiene novia y niñas, pero ver a tus dos ex liándose impacta.-escuché que le contestaba.

-Mierda Amy, nos tenemos que poner al día porque hace años que no sé nada de ti, pero está claro que no te has quedado parada.-rió Sasha.

-Pues vamos a fuera, y hablamos ¿? Porque no creo que pueda dormir… y así nos da un poco el aire.-la invité. Ella asintió, después de mirar a una de las gemelas, creo que la calladita.-Las acomodáis en la casa ¿? Creo que hay alguna habitación libre.-les dije a Clara y Lu.

-Sí, la habitación de invitados, solo hay dos camas, asique tendréis que compartir una alguna de vosotras.-respondió Clara cuando Sasha y yo ya salíamos de la casa, sentándonos en el jardín.

-Iremos a por tu tío en cualquier momento, no creo que Mia tarde en aparecer.-le dije.

Sasha se acercó a mí, apoyándose en mi hombro.

-Hacia tanto tiempo que no te veía… sigues igual, no has cambiado nada.-me dijo Sasha, agarrándose a mi brazo.

Que no había cambiado nada ¿? Bueno, me había dado cuenta que mi padre era un asesino, mi madre era una rica y famosa traficadora de drogas, tenía dos hijas y otros dos en camino y una novia… Sí, mi vida era igual que en las caravanas, donde solo me tenía que preocupar de ponerme botas de agua si llovía porque frente a la puerta de la caravana se formaba un barrizal si llovía.

-Han cambiado muchas cosas en pocos años Sasha. Ya nada es igual que antes.-le contesté mirando al cielo.

-Bueno, por lo que veo tú sigues siendo igual de inquieta y sigues ayudando a la gente. Recuerdo la de peleas en las que te metías antes para defenderme.-rió.-Te he echado de menos.-me susurró hundiendo su rostro en mi cuello.

-Y yo también Sasha.-le contesté echándole el brazo sobre los hombros.

La mayoría de la población que me viera en esa situación, con una chica tan cerquita mía, pensarían mal. No verían la realidad de la situación.

Sí, tal vez hace años esa chica me gustara, y tal vez también me estrenara con ella… pero había pasado mucho tiempo desde aquello, y esa chica que estaba apoyada en mi hombro, era como un hermana para mí.

-Entonces… la tal Lu… es tu novia ¿?-me preguntó, algo confundida.

Lu y yo ¿? Puff Nos habríamos matado hace mucho tiempo.

-No, mi novia se llama Mel y bueno, está embarazada de seis meses de gemelos. Luego también tenemos otras dos niñas, de siete años.-le expliqué.

Sasha enseguida se levantó de mi hombro y me miró incrédula.

-Los cuatro niños son tuyos ¿?-me preguntó con expresión de sorpresa.

-Sí. Bueno, cuando conocí a Mel, ya tenía a Azahara, una de las niñas de siete años, porque la violaron cuando aún era una niña. Los otros tres niños han sido incorporaciones al equipo.-le sonreí.

-Madre mía, si no lo veo no lo creo.-rió abiertamente Sasha.-Tú con niños.-continuó riéndose a carcajada limpia.

Hacia tanto tiempo que no oía su risa… Esta sí era la Sasha que conocía. No Estrella, la :bailarina: de la discoteca.

-Tampoco es tan increíble, son una ternura y seguro que los bebes también lo son.-le sonreí.

-Y Mel te deja irte de misión ¿?-me preguntó.

-Es una novia muy comprensible. Sabe que me gusta ir a ayudar a la gente en las misiones.-le expliqué.

-Asique esta es tu vida… y como encontraste este grupo ¿? Dónde está tu padre ¿?... Joder ¡! Hay tantas preguntas para hacerte…-me dijo Sasha moviendo la cabeza.

-Veras, cuando leí en el periódico que mi padre había muerto… salí del camping con el coche y me encontré con Toño, un amigo de mi padre, que me explicó que me cuidaría ya que mi padre había muerto. El padre de una de las chicas que se besaban en la cocina. Entonces decidí investigar quien había matado a mi padre, y comencé a sospechar que podía haber sido Mia, asique corrí en una carrera y parecí gustarle y me ofreció un puesto en su equipo. Pedí permiso a Mónica, la hija de Toño, porque este había desaparecido y me dio a elegir. Entonces decidí seguir con la investigación yo sola, y vine a casa de Mia. Bueno, entonces Mia me explicó que era mi madre y luego resulto que mi padre no está muerto.-le expliqué.

Sasha me miraba patidifusa.

-Ósea haber si lo he entendido. Mia es tu madre, y tu padre es malo ¿?-me preguntó.

Yo solo asentí y ella continuó.

-Ah ¡! Por eso el tío siempre me decía que cuidara de ti y que nunca anduviera contigo cuando estaba tu padre cerca. Nunca lo entendí muy bien.-me dijo.

Ah ¡! Como odiaba que la gente supiera más que yo y no me dijeran nada.

-Mama… ¿? Mama…-escuché un susurró. Que provocó que tanto Sasha como yo giráramos rápidamente la cabeza hacia la puerta de la casa. Donde Celia, con un pijama de ositos, intentaba focalizar su vista hacia nosotras.

-No me digas que esa es una de tus niñas ¿?-me preguntó Sasha. Yo asentí y le hice una señal a Celia para que caminara hacia nosotras.

-Mama… -me susurró agarrándose a mi cuello y sentándose sobre mi regazo.

-Que pasa cariño… has tenido una pesadilla ¿?-le pregunté.

Celia no me contestó simplemente se acomodó sobre mi regazo y miró a Sasha fijamente, como estudiándola o intentando leerle la mirada.

-Hola, yo me llamo Sasha, y soy una amiga de tu mama. La conocí cuando era igual de pequeña que tu.-rió Sasha.

-Yo me llamo Celia.-sonrió la niña.

Era raro que Celia se comportara tan… tan poco… vergonzosa, por decirlo de alguna manera.

-Encantada de conocer a una niña tan guapa como tú. Podremos ser amigas, y así te contaré cosas que hacia tu mama cuando era pequeña.-rió Sasha.

Que peligro…

-Ah sí… cuéntame.-dijo emocionada Celia.

-No es buena idea. Si te cuenta cosas… vas a dejar de respetarme.-le contesté.

-No mama, porque yo te quiero y siempre te voy a respetar.-me respondió Celia.

Uff esta niña sí que sabía tocar la fibra sensible de cualquiera… aunque en la adolescencia… el respeto a los mayores se perdía fácil.

-Madre mía, con esa respuesta se ha ganado que le cuente todo.-dijo Sasha agarrando una de las manos de Celia amorosamente.

Celia sonrió sonrojándose levemente.

-Está bien, cuéntale lo que quieras.-le respondí.

-Recuerdo una vez, que tu mama tenía ganas de salir y estaba castigada. Como no podía salir, no se le ocurrió otra cosa que saltar por la ventana.-Sasha comenzó a reírse.-Y se quedó enganchada por la camiseta, colgando de la caravana y sin poder caer al suelo durante horas… También recuerdo cuando no tenía paraguas y no se le ocurrió otra cosa que ponerse un gorro de piscina de plástico y salir a jugar... parecías una rana con patas con ese gorro de color verde fosforito.-continuó riéndose, acompañada por Celia.

-Ya vale. Ya vale ¡! Dejad de reíros de mí, porque de verdad, no tiene gracia.-les dije intentando calmar su risa.

-Sí que la tiene Amy. Eras un mal bicho de pequeña.-me respondió Sasha.

-No le hagas caso Celia. Sasha era una mala amiga que me llevaba por el mal camino.-le expliqué sonriente a Celia, que bostezó y frotó su cara contra mi pecho.

-Tal vez esta pequeñita niña debería ir a la camita ¿?-preguntó Sasha acariciando la mejilla de Celia.

-No quiero ir a la cama. Estoy despierta.-protestó Celia acomodándose aun más sobre mí.

-Vamos Celia, deberías ir a la cama.-le dije acariciando su cabeza con suavidad.

Ella volvió a negar la cabeza y cerró los ojos.

-Se te va a dormir encima.-me advirtió Sasha.

Y ya lo sabía, pero me daba igual. Tener a Celia tan vulnerable sobre mí, completamente relajada.

-Que fuerte Amy… verte así con tu hijita encima… Madre mía, cuando te vea mi tío no se lo va a creer.-me susurró.

-Ya te he dicho que las cosas han cambiado mucho.-le sonreí.-Y tú que me cuentas sobre ti ¿? Alguna parejita ¿?-le pregunté.

-Bueno… puede que haya alguien por ahí…-me sonrió sonrojada.-Lo que pasa es que… bueno… es difícil.-me confesó.

-Comer 20 kilos de carne en tres horas es difícil, intentar escupir al suelo un día de viento y no escupirte encima, es difícil… aparte de eso… creo que nada más es difícil.-le contesté.

-Esas dos cosas son las únicas cosas difíciles que se te ocurren ¿?-me preguntó riendo entre dientes.

-Dime qué cosa es tan difícil mujer.-la intenté empujar.

-Bueno… veras… las gemelas… hay una de ellas… Luna… es, bueno, es genial. Es muy simpática, agradable, dulce… pero…-suspiró profundamente.

-Pero que ¿? Supongo que Luna será la calladita no ¿?-le pregunté.

Ella asintió, continuando.

-Su hermana Diana… joder ¡! Me odia, de verdad, no me deja acercarme a ella y siempre está a la defensiva, encontrando escusas para dejarme mal.-miró el césped arrancando un par de hiervas y tirándolas hacia una esquina.

-Las gemelas… podrías intentar enamorar a las dos.-le sonreí.-O podrías haber dejado a Diana allí, en vez de elegirla.-le dije.

Sí, era cruel, pero… realmente… hoy en día una tenía que mirar por su bienestar y su felicidad.

-Si no la hubiera elegido… Luna estaría triste. Aunque Diana la absorba y la manipule… prefiero eso a tener que verla rota por dentro.-me confesó Sasha.

Uh ¡! Eso realmente… olía a amor.

-Has hablado con su hermana ¿?-le pregunté.

-Claro, he intentado aclarar las cosas, pero Diana no deja de hacerme la vida imposible. Que no soy buena para su hermana… pero como puedo ser mala para su hermana si estoy loca por ella.-negó con la cabeza, frustrada.

-Tal vez le gustas y siente celos de su hermana ¿?-propuse.

-Eso es imposible. Ella es heterosexual y además, es imposible.-me respondió.

-No te preocupes. Relájate y tómatelo con calma. Ahora no tendrás que prostituirte ni acatar órdenes de nadie, asique tienes más tiempo para pasar con Luna, hablar con ella… hablar sobre su hermana…-la intenté tranquilizar.

-No es tan fácil, ella adora a su hermana… como ya te he dicho… es complicado.-me dijo Sasha.

Había hecho que entristeciera… JODER ¡!

-Vamos a hablar de cosas más alegres… tu tío ¿? Que tal ¿?-le pregunté.

Una sonrisa en seguida se plantó en su cara.

-Lo he visto varias veces desde que me cogió Armando. Cuando íbamos de compras y todo eso. Le decía al tío que iba con unas amigas… creo que no se lo creía pero se hacía el tonto. La última vez que lo vi, se había dejado perilla.-rió sonoramente.-Lo tendrías que ver. A ver si mañana lo traemos. Aquí será muy feliz. Le encanta pescar y se pasará horas en el mar.-me dijo emocionada.

-Seguro que sí.-le sonreí. No tardó en apoyarse en mi hombro de nuevo.

Momentos como estos había que aprovecharlos. Se respiraba paz. Paz por todos los sitios. Celia dormida entre mis brazos y una de mis amigas más antiguas y en la que confiaba al cien por cien se apoyaba en mi hombro.

-Hey, no te dije que me despertaras ¿?-escuché una voz.

Por mucho que quisiera… no me podía girar y mirar la fuente de esa voz, que apostaba era Mel, sin despertar a Sasha y Celia.

-Lo siento. Me he entretenido hablando con Sasha.-le sonreí una vez la vía aparecer en uno de mis lados, besándome suavemente y sentándose a mi otro lado.

-Esta es la chica que has rescatado ¿?-me preguntó.

-Sí, y a unas gemelas. Sasha… era amiga mía, bueno, lo sigue siendo. Su tío era el vecino que jugaba conmigo al ajedrez.-le sonreí recordando a su tío.

-Mmm… y que hace Celia aquí ¿?-me preguntó de nuevo.

-Apareció al poco de salir aquí con Sasha… dijo que no tenía sueño.-le sonreí besando de nuevo sus labios.

Mmm después de tantos besos con chicas que no me correspondían… ahora sí, esos sí eran los labios que mis labios querían disfrutar.

Pero había una pregunta que no dejaba de volar por mi cabeza…

-Has visto las cámaras de seguridad ¿?-le pregunté.

Ella asintió y me besó de nuevo.

-Me has visto besarme con Sasha ¿?-le pregunté.

Ella asintió de nuevo y me beso otra vez.

La verdad es que me gustaba que me besara… pero me preocupaba que no hablara.

-Y con Lu, y con Clara.-me sonrió.

-Estas enfadada ¿?-le pregunté.

-No, confío en ti, ciegamente. Sé que no pasará nada y que no me dejaras por cualquiera de estas chicas.-me dijo.

Como podía ser que fuera tan poco celosa ¿? Nada, no le había provocado nada de celos ¿? Joder, me había visto prácticamente abriendo de patas a otra mujer y metiéndole la lengua hasta las amígdalas.

-Aunque…-BIEN ¡! Algo de celos…-Tengo que admitir que me ha puesto verte con Lu.-me susurró al oído.-Y créeme que ha Sharon también le ha puesto.-lamió el lóbulo de mi oreja, pasando su mano por mi muslo.

Que ¿? Cojones… en vez de celosa se había puesto cachonda ¿? Espera… eso realmente era malo ¿? Mmm… No… una Mel cachonda era bueno. Pero una Mel cachonda metiéndome mano cuando tenía a mi hija en brazos y mi amiga apoyada en mi hombro… igual no era tan bueno.

-Mel… aquí no puede ser…-le respondí.

Me besó profundamente para separarse de mí de nuevo, para luego estornudar.

-Oye… te encuentras bien ¿?-le pregunté algo preocupada. Tenía mal aspecto, ahora que me fijaba mejor. Tenía la cara enrojecida y unas ojeras bien marcadas, y tiritando.-Tienes frio ¿?-le pregunté.

-Bueno… no me encuentro muy bien… será un simple resfriado.-me sonrió algo forzosamente.

-Más te vale que mañana llames al médico, o sino… me obligaras a llevarte de los pelos.-le sonreí besando su mejilla.

-Te he echado de menos.-me susurró apoyándose en mi hombro, y produciendo que con el movimiento, Sasha se desvelara.

-Oh, mierda, me he quedado dormida… como me has dejado ¿?-dijo Sasha hundiendo su cara en mi cuello y bostezando mientras abría los ojos.

-Es normal que estés cansada Sasha… deberías ir a dormir. Mañana iremos a buscar a tu tío.-le dije.

Entonces Sasha miró fijamente a Mel, primero su tripa, luego su cara, de nuevo su tripa.

-Eres Mel verdad ¿? Yo me llamo Sasha, amiga de la infancia de Amy.-sonrió amigablemente besando la mejilla de Mel.

-Encantada. Seguro que tienes muchas historias que contar sobre Amy.-rió Mel.

Sasha simplemente asintió rítmicamente, intentando esconder un bostezo.

-Anda, vamos, te llevaremos a tu habitación y luego llevaremos a esta enana a su cama también.-dije.

Las tres nos levantamos, yo con Celia entre mis brazos. Entramos a la casa y caminamos hasta la habitación de invitados.

-Tus queridas gemelas están aquí.-le dije besando su mejilla y susurrando un:-Buenas noches y hasta mañana.

Después caminamos hasta la habitación de Azahara y Celia y dejamos a Celia al lado de Azahara, tapándolas con una manta.

-Ah ¡! Casi se me olvida. Te ha llamado Armando y ha dicho que quiere que pinches en su discoteca mañana, que no tiene DJ para mañana.-me informó Mel.

Que ¿? Como cojones quería que pinchara ¿? Y porque ¿? Y como coño había llamado a casa ¿? Puff… que dolor de cabeza…

-Armando te ha llamado a este móvil.-me informó Mel al ver mi cara de incredulidad, dándome un móvil.-Sharon hizo un perfil tuyo, por si buscaban información sobre ti. Si sale que no existes… podrían sospechar. Sharon dijo que sería buena idea poner que eras una ex DJ.-me dijo Mel.

-Y de todas las cosas que podía poner… ha decidido poner que soy DJ ¿?-suspiré sonoramente escondiendo mi rostro tras mis manos.

-Estuvimos debatiendo que poner. Tenía que ser alguna profesión que te permitiera moverte en el ámbito de la noche… pero… no que fueras prostituta.-me explicó.

Genial ¡! Y ahora como cojones iba a hacer de DJ ¿? No tenía ni %$#%&/ idea ¡!

-No te preocupes. Sharon lo tiene todo pensado.-me intentó tranquilizar, pasando su mano por mi mejilla.-Te queda muy bien ese sujetador tan caro…-me sonrió bostezando.

-Deberías dormir, es tarde y además mañana tienes que ir al médico.-le advertí, caminando hacia nuestra habitación.

-Tú no tienes sueño ¿?-me preguntó con una ceja alzada.

-Demasiadas cosas en mi cabeza.-le sonreí falsamente. No quería que supiera que estaba bajo los efectos de una %$#%&/ raya de coca que nunca tenía que haber tomado.-Pero me quedaré contigo hasta que duermas.-le sonreí tumbándome en la cama y haciéndole un gesto para que se acomodara a mi lado.

No tardó ni una milésima de segundo en tumbarse en su lado de la cama, coger mi brazo, y echárselo encima, acomodándose.

Me tumbé más cómodamente sobre la cama, y besé su mejilla, susurrándole cosas bonitas al oído hasta que el sueño pudo con ella.

Aproveché ese momento para fijarme en su cara. Realmente era hermosa, una de las mujeres más bellas que había visto en mi vida. Bueno… ella era mi vida en realidad. Entonces un pitido me sacó de mis cavilaciones. Mi móvil ¿? Y no, no era el móvil de la amiga de Armando… la falsa Amy. Este móvil era el mio de verdad… Pero quien coño me llamaría a estas horas de la noche ¿?

Me separé de Mel con mucho cuidado y miré el número. Un número que no tenía guardado en el móvil… eso era raro…

Salí de la habitación para contestar el móvil.

-Quien ¿?-pregunté algo enfadada.

-Menuda manera de contestar a papa…-escuché una voz que no me esperaba al otro lado.

-Te parece una hora adecuada para llamar a tu hija ¿?-le pregunté a mi padre.

Sí señoras y señores… ese autentico cabrón hijo de la más grande %$#%&/ del país, se había dignado a llamar a su hija.

-Creo que siempre es adecuado llamar a mi hija, la verdad.-rió.-Estaba pensando que podíamos vernos ¿? Estoy en casa de Toño. Estamos aquí todos… han montado una fiesta y bueno… creí que tal vez te interesaría venir ¿?-me preguntó.

Como coño podía tener tanto morro ¿? Ósea… que quería hablar conmigo en una fiesta ¿? Pero qué tipo de padre era ese ¿?

-Eres gilipollas ¿?-le pregunté, gritando.

-Uh ¡! Alguien necesita un buen polvo… la escasez de sexo… siempre trae consecuencias.-me respondió al otro lado.-Pero un padre no se debe meter en la vida sexual de su hija… asique dime, vas a venir o no ¿? Tenemos muchas cosas de que hablar.-me insistió.

Qué coño… tampoco iba a poder dormir… asique…

-Dame media hora.-dije cortando la llamada y caminando escaleras abajo directa hacia mi coche nuevo. Buena manera de airearse un poco.

-A dónde vas ¿?-escuché una voz.

Me giré para ver a Lu, sentada en una tumbona, aun vestida.

-No se suponía que tú tenias que estar dormida ¿?-le pregunté mordiéndome el labio inferior. Porque cojones me tenía que encontrar con ella ¿?

-No puedo dormir.-me respondió.-Y tú qué ¿?-me preguntó de nuevo.

-Me voy a dar una vuelta con el coche.-le respondí, intentando inútilmente que no me pillara mintiendo.

-Me estas mintiendo. A quien vas a ver que no me lo quieres decir ¿?-me preguntó levantándose de la tumbona y caminando hacia mí, despacio, enfatizando cada movimiento de cadera.-Vas a ver a tu padre.-me dijo cuando estuvo suficientemente cerca.

-Sí, y que ¿?-le respondí girándome y caminando hacia el coche.

Me metí dentro, ignorando los gritos que Lu me daba. Arranqué el coche y no pude salir del garaje, porque allí estaba Lu, estorbando como siempre. Maldita pesada.

-Déjame en paz Lu. Me voy de fiesta.-le dije, haciéndole movimientos con la mano para que me dejara paso.

Se apartó, pero no para dejarme sitio, sino para subir al coche conmigo.

-Lu… tú no estás invitada.-le expliqué.

-Pues entonces me tendré que ganar la invitación.-me sonrió juntando sus pechos y humedeciéndose los labios de manera sexy.

Suspiré acelerando al máximo y saliendo de la casa, directa al escondite del equipo de Toño. No hablamos, nada, durante todo el camino. Simplemente decidí que era mejor mirarla de reojo, para dejarla saber que no me gustaba nada, la idea de que ella se estuviera metiendo en sitios donde nadie la estaba llamando.

Aparqué, para mi sorpresa, con dificultad, porque estaba lleno de coches. Salimos del coche, y agarré la mano de Lu.

-No te separes de mí, porque como lo hagas, posiblemente no te vuelva a ver en la vida, y no quiero tener a una mujer embarazada de cuatrillizos a mi cargo.-le dije medio en serio, medio bromeando.

El venir con Lu… no terminaba de gustarme. Sabía de sobra que a mí no me tocarían un pelo… pero no podía pre-suponer que Lu estaría a salvo. Por muy guerrera que fuera… ella no podría con tantos hombres… Ella… no había visto lo que aquellos salvajes podían hacer.

Entramos al garaje de Toño, que se suponía que debía estar sucio, y lleno de mierda… pero no era la mierda que me esperaba… Un montón de gente saltando y bailando. Ya no había sofás, ni televisión, simplemente una pista de baile y una barra. Poca luz y mucho sudor. La gente hipnotizada por la música, se movía al compas.

Agarré con más fuerza la mano de Lu, sintiendo como empezaba a bailar.

Magick, without tears
Magick, without tears
Magick, without tears
The magick-al vaneer

La música pitaba en mis oídos, al comenzar a sentir los brazos de Lu sobre mis hombres y acercarse a mis oídos para susurrarme.

-Vamos a intentar pasárnoslo bien ya que estamos no ¿?-me preguntó, produciendo que sonriera y caminara directa al bar.
The glitter on the snow
The place to always go
Do what you will
Do what you will

-Dos de lo más fuerte que tengas.-le dije simplemente al hombre que estaba allí, mientras la música seguía sonando.

The way to mother noose
The way to suck an egg
The way to golden dawn
The way to koh phangan
El hombre me dio dos vasos y le ofrecí uno a Lu, chocando los vasos antes de pegar un gran trago de a saber que mierda era esa. Lo que estaba claro es que se me estaba subiendo a la cabeza, y bien rápido.

The glitter on the snow
The place to always go
Do what you will
Do what you will
-Otros dos.-le dije de Nuevo al hombre, viendo que Lu se lo había tomado igual de rápido que yo. Le acerqué de nuevo el vaso a Lu y me agarró la mano libre, dirigiéndome hacia la marabunda de gente que saltaba y bailaba sin parar.

Para ser franca… no era ni medianamente consciente de lo que hacía, porque estaba un poquito, y SOLO un poquito borracha. Y por la cara de Lu… ella también lo estaba.

Las dos comenzamos a bailar, muy pegaditas la una de la otra, movimientos lentos, caricias poco disimuladas…

The vision and the voice,
The view from devil's tower
The snake with tale on tongue
The broken silver one
-Seguro que a Mel y Sharon les encantaría ver esto.-me susurró al oído Lu, posando sus manos en mis caderas.

La canción entonces cambio, pero no la manera de bailar de todos los que estábamos en la pista de baile.

La música cada vez más alta, retumbando en nuestros tímpanos. La temperatura, igual, cada vez más calor. Menos mal que prácticamente iba en sujetador.

Moving through the city
fill my body with the poison
head spinning to the rhythm like clockwork
I aint' trying to do no wrong but they leave with no choice man
there is so much spirit cut the curse to my verse
be the piper pick peppars and I snort lines sorry mom I'm just a man of my times
even though they hold me hostage
said I aint worth a dime and time is money so i aint worth your time

Las dos en nuestro propio mundo, hasta que un hombre se nos acercó.

-Chicas, os veo muy solitas.-gritó para que lo pudiéramos escuchar con el volumen de la música.-Tal vez necesitéis un poco de compañía ¿?-nos preguntó comenzando a acariciar nuestras espaldas, produciendo que ambas nos giraramos a la par, mirándolo.

-Preferiría que nos dejaras en paz.-le respondió Lu, empujando las dos manos del hombre. La que le acariciaba a ella y la que me acariciaba a mí.
Said you don't know my style
You aint' half this wild
You aint' half this wild

Hold It Down

-Y si no quiero ¿?-volvió a repetir el gilipollas, tocándonos el culo. Sonreí a Lu y le guiñé un ojo, acercándome a ella.

-Me encargo yo, vale ¿?-le pregunté al oído.

Tenía mucha frustración desde lo de Junior y Javi, asique la mejor opción era pagarla con ese perdedor.

Lu me sonrió, humedeciéndose los labios y besándome ligeramente, asintiendo en el beso.

Hands up
Hands up
Stand up
Stand up [woo]
[Uh]
Hands up
Hands up
Stand up
Stand up [woo]
[Uh]
Hands up
Hands up
Stand up
Stand up [woo]
[Uh]
Hands up
Hands up
Stand up
Stand up [woo]
Separé lo suficiente a Lu, como para no pegarle sin querer, y le di con todas mis fuerzas en la cara, dejándolo en el suelo.

-Te has quedado mejor ¿?-me preguntó Lu riendo. Yo asentí.

No tardó en aparecer Toño de la nada, mirando con una ceja alzada al chico del suelo, luego a mí. Me giñó un ojo, mientras sentía como Lu me agarraba de las caderas.

-No me gusta cómo te mira ese hombre.-me dijo al oído Lu.

-Es el padre de Mónica, Toño.-le aclaré.

Ella puso cara extrañada, y no era para menos, porque la verdad es que había cambiado bastante. A pesar de la oscuridad de la pista, sus ojeras se apreciaban, al igual que sus ojos enrojecidos.

Dejé de fijarme en él para volverme a Lu seguir moviéndome al ritmo de la música con ella. Agarrando sus brazos y produciendo que me agarrara del cuello, mientras yo le agarraba firmemente de las caderas.

Entonces sentí unos toques en mi espalda. Me giré para ver a Toño, de brazos cruzados con una sonrisa de oreja a oreja, y con su pie sobre la cabeza del hombre al que yo había pegado.

-Tu padre quiere hablar contigo. A mí me da igual que te quedes aquí mareándote con tu amiga… de verdad que casi hasta lo prefiero… pero él… te está esperando.-me sonrió señalándome las escaleras.

Allí mi padre, apoyado en la barandilla, con una despampanante rubia apoyada en su hombre, me miraba.

-Mira Lu, ahí está mi papito querido.-le sonreí agarrando mentón de Lu y girándolo hasta donde estaba.

Ella me besó profundamente, antes de agarrar mi mano y comenzar a dirigir sus pasos hacia la escalera. Al parecer tenía ganas de conocer a mi padre.

Lo de los besos… bueno… tal vez estábamos pasándonos, porque ahora no estábamos de misión, pero… no le hacíamos daño a nadie y además… cuando una persona está borracha… siempre tiende a soltarse más y a calentarse más no ¿?

-Hombre, y por fin llegas.-gritó mi padre, mirando a Lu de arriba abajo, sin ningún descaro.

La agarré con fuerza de las caderas, indicándole a mi padre que no con el dedo.

Mi padre sonrió y me hizo un gesto para que lo siguiera, escaleras arriba, hasta el saloncito de arriba. Estaba cambiado, muy cambiado. El modesto sofá y la televisión ya no estaban. Ahora un sofá de piel blanco, y un par de barras americanas sustituían la TV.
Yo, Strydes!
Yeah, it's nice, it's nice
Yo, cloud nine no hang
Oh shit, Gang Gang

La canción había cambiado de Nuevo, y Lu no tardó en comenzar a bailar de nuevo, haciendo que yo continuara con su juego.
Music dough ain't going too far,
so we're bring that scales bringing that bags
Give me two secs *pulls, bags*
Music first
Jeans are ripped... charming
Ya no se trataba de sacar información, por primera vez en mucho tiempo, me lo estaba pasando de %$#%&/ MADRE ¡! No sé si por el alcohol, por las drogas… o que cojones, porque me daba la gana.

CONTINUARÁ…

/////////////////////////////
Gracias por el apoyo ¡! Se agradece de verdad ^^ Espero no tardar para el siguiente.
Las canciones, por si alguna le interesa, en orden:
1.-Klaxons - Magick
2.-Chemical Brothers- Keep My Composure
3.-Gang Gang Dance - Princes
Volver arriba Ir abajo
utena
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Costa Rica
Cantidad de envíos : 49
Fecha de inscripción : 12/08/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    17/7/2011, 17:33

no me gusta que Amy se deje besar por lu de esa forma, pero joer como resistirse a Lu >_<

ser que le gusta a Amy o.O naa! xD

Me encanto la conti, espero la otra *-*
Volver arriba Ir abajo
harukatenou
Administrador
Administrador


Femenino Edad : 31
Localización : Venezuela
Cantidad de envíos : 250
Fecha de inscripción : 12/02/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    17/7/2011, 23:24

jajajja OMFGGGGg Lu y Ay suena condenadamente... cachocndo? solo esero que nose lien demasiado, tuvo buenisima per cortita snif saludos
siguele pronto
Volver arriba Ir abajo
Yulia
Administrador
Administrador
avatar

Femenino Edad : 36
Localización : en el lado oscuro de la luna
Cantidad de envíos : 1592
Fecha de inscripción : 25/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    18/7/2011, 00:04

Lu *¬*

io no me resistiria O.O y mas en ese estado xD

esta regenial esta conti en serio
me ha encantado un monton ara que se traera entre manos el papa de Amy o.o
Volver arriba Ir abajo
Yun Yun
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 31
Localización : Elche City
Cantidad de envíos : 20
Fecha de inscripción : 11/09/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    18/7/2011, 17:52

Madre mia, me has puesto mala hasta a mi. No estaria mal que hubiera algun rollito entre esas dos.. despues de todo.. las borracheras no tienen porque ser siempre malas no?? Genial la conti, y espero con ansias la proxima.

Un saludo de Elche City!
Volver arriba Ir abajo
Chiquijacky
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 24
Localización : en la luz de la oscuridad
Cantidad de envíos : 10
Fecha de inscripción : 17/05/2011

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    18/7/2011, 19:35

wooooooooooooooow excelente capitulo!!! solo que eso de que se enrrollen Lu y Amy no me gusta entre beso y beso puede pasar muchas cosas y Sharon y Mel no se lo merecen, please que no balla pasar nada entre esas dos!!!
que bueno que actualisaste rapido espero y la proxima actualizacion tampoco tarde
hasta la proxima y eres genial
Volver arriba Ir abajo
alexandra
En Camino
En Camino
avatar

Femenino Edad : 25
Localización : santiago
Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 25/03/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    18/7/2011, 20:23

En estado etilico todo pasa y mas cuando es con alguien en quien confias aunque te provoque usarla de saco para boxear XD

la historia es exitantemente adictiva espero ansiosa la continuacion
Volver arriba Ir abajo
Farrukilla
Lektor
Lektor


Femenino Edad : 27
Cantidad de envíos : 45
Fecha de inscripción : 30/08/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    22/7/2011, 18:49

contiii k stá geniaal!!
Volver arriba Ir abajo
JACKY
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 22
Localización : Mi cazita... XD
Cantidad de envíos : 84
Fecha de inscripción : 03/12/2010

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    23/7/2011, 00:59

gtf? ohh dios este capitulo ha estado bastante impactante nunca me imagine que amy con lu pero hasta ahorita no han hecho nada malo ademas estan tomadas pero ojala y su padre no le vaya a hacer algo malo o decirle algo o condiciones a amy pero espero mucho la continuacion....

cuidate y saluditos....!!!
Volver arriba Ir abajo
Ekaryl
YLS m@niaco
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : cartagena, colombia
Cantidad de envíos : 423
Fecha de inscripción : 25/07/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    24/7/2011, 21:09

dios... que no vaya a pasar nada en tre amy y lu... T.T..... la verdad que sus noviuas no se merecen eso... y que carajos querra el papa de amy???!!!!
Volver arriba Ir abajo
bakablack
Ubicandose
Ubicandose
avatar

Femenino Edad : 27
Localización : España
Cantidad de envíos : 72
Fecha de inscripción : 31/01/2008

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    31/7/2011, 18:28

Gracias por la paciencia y los comentarios, espero que os guste mucho la conti ¡!

CONTINUA

Me fijé mejor en la cara de mi padre, que me miraba sorprendido, y sonriente. Caminó hasta los sofás, donde unas cuantas parejas se magreaban sin ningún pudor. Mi padre, simplemente hizo un gesto, y todos los que estaban en aquella sala salieron, rápidamente, dejándonos solos.

-Cariño, que te parece si dejas que tu palomita se vaya a dar un paseo con mi amiga ¿? Así podremos hablar más tranquilamente.-me dijo mi padre, prácticamente gritando para que pudiera escucharlo.

Desde luego que no iba a dejar a Lu sola por ahí, paseando con una %$#%&/. Aunque ella era una ex prostituta… pero aun y así… entre tanta gentuza…

-No tengo nada que esconderle papa. Quiero que ella esté aquí conmigo.-le expliqué.

Él, para mi sorpresa, asintió, haciéndole un gesto a su chica, que rápidamente desapareció también.

-Pues… debes estar muy enamorada de esta jovencita.-me sonrió, señalándonos el sofá para que nos sentáramos a su lado.

Agarré la mano de Lu, que desde que mi padre había empezado a hablarnos se había quedado estática, y me senté al lado de mi padre, haciendo que Lu se sentara al otro lado.

-Yo pensaba que tu novia estaba embarazada… por lo que parece… no ha salido la cosa no ¿?-me preguntó.

Como si realmente le importara una mierda ¡!

-Pues papa… esta chica es una amiga, no es mi novia.-le expliqué.

Mi padre me miró con una ceja alzada, y luego a Lu. Quedándose callado, supongo que esperando una respuesta. Pero… no iba a ser el caso. No tenía por qué dar explicaciones a ese cabrón.

-Bueno, y que es eso tan importante que me querías explicar ¿?-le pregunté.

-Bueno… realmente no te quería explicar nada. Simplemente quería pasar tiempo contigo.-me sonrió, entonces vino un hombre, con tres vasos y dos jarras que a saber que llevaban. Dejándolas en la mesa y volviendo a marchar.

-Papa… tienes mucho que explicar.-le dije simplemente, cogiendo dos vasos y sirviéndonos a Lu y a mí un buen copazo.

Mi padre sonrió abiertamente, suspirando y mirándome, directamente a los ojos.

-Mate a Gabriel, y fingí mi muerte. Pero no has pensado en que ha mejorado mucho tu vida ¿? No estaba entre mis planes que te fueras con Mia, la verdad… pero tenías que salir de las caravanas, tenías que madurar y crecer.-me dijo.

Ahora había fingido su muerte por mi ¿? JA ¡! Menuda milonga.

-Papa… no me lo creo.-le sonreí de medio lado pegándole un gran trago al vaso.

El sonrió, esa maldita sonrisa socarrona con la que no solo parecía mejor que tú, sino que era como si hurgara en tus pensamientos, como si te leyera la %$#%&/ mente.

-Eres demasiado inteligente para tu propio bien…Aunque tienes que admitir que en parte es verdad, aunque también hubo otras razones.-me respondió encendiéndose un porro. Además drogadicto ¿? Genial ¡!

-Papa… me lo vas a explicar o he venido aquí para nada ¿?-le pregunté.

-Mira, tenía el plan perfecto, sino hubiera sido por Toño… ese hijo de %$#%&/ la cagó bien dejando a Mónica al cargo y largándose.-negó con la cabeza.-Las mujeres… valéis para muchas cosas… pero entre ellas no está mandar. Se suponía que tú ibas a ser uno de nuestros ases. Tú pequeña… ibas a poder gobernar entre todas las putas carreras de este país, y con un poco de suerte, también los demás.-aspiró de nuevo el humo del cigarrillo antes de continuar.-Si tú no te hubieras ido del equipo de Toño… -se lamentó.

Ósea que Mónica no tenía ni %$#%&/ idea de lo que estaba pasando… interesante. Pero aunque me estaba dando información… no me estaba diciendo lo que necesitaba.

-Mi %$#%&/ pregunta es porque ¿? Porqué matar a Gabriel ¿? Porqué fingir tu muerte ¿? Porque intentar matar a mama cuando intento venir a buscarme para llevarme con ella ¿?-le pregunté, alzando mi voz enfadada.

Sentía como Lu acariciaba mi mano, supongo que en un intento fallido para tranquilizarme.

-Empezaré desde el principio… no intenté matar a tu madre, yo le advertí que no se acercara a ti. Se lo dije una y otra vez y la muy %$#%&/ no paraba de intentar robarte. Pero eres MI hija, me escuchas ¿? MIA, de MI propiedad, fruto de MI semilla. Nadie en este puto mundo me va a arrebatar lo que es MIO ¡!-respondió alterado, produciendo que Lu apretara mi mano con fuerza.-Estabas mejor conmigo con una tía que iba trajinándose a viejos verdes por dinero. Qué clase de vida habrías tenido viendo a tu madre cada día con un tío diferente ¿?-me preguntó.

No me digné a contestar. Puede que por un poco de miedo… tal vez por nerviosismo…

Además qué coño era eso de que era suya ¿? Joder ¡! Ni que fuera un perro, una bici… o peor aún, unos calzoncillos usados. Maldito posesivo de mierda.

-Y porque fingí mi muerte y queme la caravana… pues por precaución. No quería que tu madre te encontrara. Y yo… tenía que desaparecer para poder seguir los pasos del plan sin levantar sospechas.-me explicó.

Puto plan ¡! Todo el mundo hablaba del puto plan y no sabía bien del todo de que iba.

-Que plan ¿?-le pregunté con una ceja alzada, tomando un largo trago del vaso y sirviéndome más.

-Mira, las carreras, se están volviendo un poco estúpidas… necesitan a alguien que las modernice y las manipule, que las controle más. No se necesita gente rica como la familia Reyes, o cualquiera de los petulantes ricos que se creen que por echar cien mil euros en una mesa, vamos a saltar todos como perros y nos pueden tratar como marionetas. No te voy a explicar el plan, por si te da por intentar detenerme… pero cuando acabe todo esto me estarás agradecida.-me guiñó un ojo.

Enarqué las cejas y solo llegué a suspirar profundamente. No sabía que decir, no sabía que pensar, no sabía que nada, la verdad. Solo quería bailar, beber, bailar, dormir, bailar, beber y volver a beber. No quería pensar en nada más, aunque tal vez…

-Vas a matar a mi familia y a mis amigas ¿?-le pregunté, sin cortarme un pelo, Lu solo me pegó un golpe suave en las costillas, mientras mi padre, tranquilo, me miró.

-A ti no, y a las demás tampoco, si no se meten en mi camino como Gabriel.-me respondió.

-Y como el equipo ruso ¿?-le pregunté. Aquellas imágenes, aun en mi cabeza, solo provocaban escalofríos en mí.

-El equipo ruso te torturó, y yo, torturé al equipo ruso. No habrías hecho tú lo mismo por alguna de tus niñas ¿?-me preguntó.

Me quedé sin palabras de nuevo. Porqué mi padre tenía esa %$#%&/ facilidad.

-Esa respuesta me vale. Ahora… señoritas… comencemos con la FIESTA ¡!-gritó poniéndose en pie y gritando al camarero que en seguida nos sirvió otro copazo.-Vamos, seguidme. Seguro que esto que te voy a enseñar, te va a encantar.-me sonrió mi padre, poniéndose en pie y saliendo de donde estábamos, bajando las escaleras y cruzando la muchedumbre.

Salimos fuera, donde también había gente, aunque no tanta como dentro. La rubia que antes estaba con mi padre, enseguida apareció, colgándose de su brazo y devorándole, literalmente la boca.

Preferí apartar la vista de mi padre y su “putita” y observar lo que allí se cocía. Había hombres y un par de chicas apostando, sobre lo que parecía una competición de conducción. Había unos siete conos, colocados en forma de círculo grande con una abertura. Cada cono con un huevo encima. Rápidamente observé como un coche, intentaba hacer un drift por los conos, rozando dos de los conos, y haciendo que los huevos cayeran.

Sonreí abiertamente… echaba de menos las competiciones. Echaba de menos la sensación de subidón y nerviosismo de tener en tus manos la victoria.

-Sabía que te gustaría.-escuché decir a mi padre.

-Yo voy a apostar por ti.-me sonrió Lu, dándome un golpecito en el hombro, a modo de ánimo.

No tardamos ni dos segundos en caminar hasta el gentío de la competición y para cuando quise darme cuenta, estaba dentro del BMW 5-Series. No era tan bueno como el mio… pero bueno, tampoco podía protestar. Aceleré, frenando a escasos metros del círculo de los conos, girando el volante bruscamente y produciendo que el coche derrapara en círculo, sin tocar ni un solo cono. Reí al ver la cara de incredulidad de la gente, cuando frené a escasos centímetros de mi padre.

-No sabes lo orgulloso que estoy de ti.-me susurró mi padre.

-Y yo.-rió Lu, contando los billetes que había ganado con la apuesta.

Al parecer, la gente no apostaba a favor de una chica vestida de pija repelente, que nunca antes habían visto.

-Y ahora… creo que es mi turno.-me dijo mi padre, dejando a su semi desnuda rubia a mi lado y comenzando a conducir el coche, pero… él no lo iba a hacer igual que yo, no, porque él era mejor que cualquier otra persona… así que lo intentó hacer marcha atrás. Era normal, tenía que demostrar que era el mejor, no ¿?

-Tu padre es genial.-me susurró la chica rubia. Joder ¡! Cuantos años tenía ¿? Debía ser de mi edad, o poco mayor que yo.

-Sí, como padre… se ha ganado el puto cielo.-le respondí sin mirarla.

Mientras, Lu me agarraba la mano, apretándola, intentando que me callara. Pero la verdad… es que la ignore, porque no tenía miedo de la rubia esa. Además, ni siquiera me contestó, solo me echó una mirada asesina.

Mientras tanto… mi padre ya había conseguido su súper logro de dejarme mal. Pero… no lo iba a lograr. Llevaba dejándome mal, prácticamente toda la vida, asique ahora me tocaba a mí, aunque no tenía ni %$#%&/ idea de cómo superar eso.

-Vamos, usa ese peldaño para poner el coche a dos ruedas.-me retó Lu.-Yo confió en ti, y voy a apostar por ti.-me acarició los hombros.

Di gracias mentalmente a Lu. Esta mujer era genial.

Hice caso omiso a Lu, usé el peldaño que me había señalado y como no… pues lo logré. Poco a poco girando el coche, no muy rápido.

-WOA ¡! El aprendiz supera a el maestro.-escuché la voz de Toño en cuanto salí del coche.

Suspiré acercándome rápidamente a Lu, a la que Toño parecía haberle cogido cariño.

-Oye… sepárate vale ¿?-le advertí a Toño.

-Pero hoy es mi cumpleaños… normalmente los invitados tienen que traer un regalo.-me sonrió amablemente.

Me señalé con una ceja alzada, aun sin creerme que estaba insinuando que yo le tenía que traer un regalo.

No tardó ni tres segundos en lanzarse hacia mí, sus labios en los míos y sus manos en mi culo.

Lu lo empujó con fuerza lejos de mí.

-Pero tú eres subnormal ¿?-le preguntó con seriedad.

Mi papi, como papi coraje que era, se puso entre Toño y yo, y le pegó un golpe en la cabeza.

-No la toques cabrón, es mi hija.-le dijo.

-A es verdad… porque tú no te has follado a la mía verdad ¿?-le preguntó con una ceja alzada.

Oh madre mía vendita ¡! Mi padre y Mónica ¿? Puaj ¡! Qué asco.

-Mira Toño… los siento, pero… estoy ocupada.-le sonreí agarrando la mano de Lu y entrando otra vez para dentro. Lu callada y contando billetes.

-Te invito a una copa. Creo que la necesitas.-rió Lu, tocándome la nariz y empujándome hacia la barra.

Joder si lo necesitaba ¡! Me había follado a una chica que se había follado antes a mi padre… eso era asqueroso.

A partir de ese momento, lo siguiente… fueron copas, más copas, más copas… risas borrachas… confusión… borroso… más borroso… oscuridad total.

A la mañana siguiente me desperté con un horroroso pitido. BIP, BIP, BIP… Un dolor terrible de cabeza me acompañaba, abrí los ojos ligeramente, sin poder ajustar la vista a la oscuridad, y los volví a cerrar en seguida. Se estaba tan a gusto en la cama, me sentía protegida… era una sensación extraña, el olor de protección… nunca antes me había trasmitido tanta protección.

Un olor que me sonaba de algo ¿? Pero que cojones ¿? Abrí los ojos y salté de la cama, demasiado rápido al sentir un brazo sobre mi cadera. Tan rápido que tuve que agarrarme a un mueble para no caer. Miré la habitación… no era la mía… sí, sí que lo era, era mi antigua habitación en la casa de Toño.

BIP, BIP, BIP.

Miré el móvil, 15 llamadas perdidas. Suspiré y volví a tirar el móvil en el mueble donde estaba. Entonces sentí un escalofrío de arriba abajo. Me miré de arriba a abajo, genial, estaba desnuda… Espera ¡! Desnuda ¿? Miré el bulto de la cama, que estaba tapado con mantas hasta arriba.

Solo se podía ver un brazo, pero no me fijé mucho en él, algo captó más mi atención… el puto tatuaje que todos los amiguetes de mi padre tenían… Oh Dios mio… qué coño había hecho ¿?

Intenté recordar, pero el dolor de cabeza no me dejaba ni pensar en mi nombre. Rápidamente cogí mi ropa y me vestí. Necesitaba buscar a Lu y saber con qué cabrón me había acostado… Y si me quedaba embarazada ¿? Joder… la había cagado, esta era la cagada suprema…

Agarré la esquina de la manta con valor, y los ojos ya vidriosos y tiré con fuerza. Desvelando la imagen de Lu, también desnuda. Mierda ¡! Lu ¿? Joder… no habría sido mejor uno de los amigos de mi padre ¿? Espera ¡! Qué coño hacía Lu con un tatuaje así ¿? Se había cambiado de equipo ¿?

-Lu… tenemos un problema gordo.-le dije, intentando ignorar el taladreo de dolor de cabeza.

-Mmm… anda, durmamos un rato más, por favor.-me suplico en un susurro.

-Lu, no me acuerdo de anoche, estábamos desnudas y agarradas cuando me he despertado y mira tú brazo.-le contesté.

Ella me miró, después de frotarse los ojos. Después puso cara de susto, señalándome.

-Vamos Lu, levanta, tenemos que ir a casa y tenemos que pensar, y tenemos que… joder… la hemos cagado.-dije negando con la cabeza.

-Tú… tienes un tatuaje…-me dijo.

-No Lu, eres tú.-le señalé su brazo.

Se miró el brazo y se llevó las manos a la cabeza.

-Que cojones pasó anoche ¿?-me preguntó Lu.

Me estaba empezando a desesperar.

-Mierda ¡! Te piensas que si lo supiera tendría esta %$#%&/ cara de pánico ¿? Joder ¡!-le grité, sintiendo como las lagrimas se agolpaban en mis ojos.

Mel… Mel y Mel era lo único que pasaba por mi cabeza. Como podía haber sido tan injusta con ella. Además con Lu…

-Tranquila, mira, no es seguro que hayamos hecho nada. Así que tranquila.-me dijo levantándose de la cama y abrazándome amorosamente.

Dada igual que estuviera desnuda, daba igual que probablemente nos hubiéramos acostado, daba igual que las hubiéramos cagado, daba igual todo. En ese momento de desesperación necesitábamos estar unidas y pensar… o al menos intentarlo.

-Lu… la hemos liado gorda… como Mel y Sharon se enteren de esto… creo que nos van a echar, y todo va a ser culpa nuestra.-le susurré hundiendo mi rostro en su cuello.

Mientras Lu acariciaba mi cabeza con ternura.

-Vamos a hacer lo siguiente. Primero nos taparemos los tatuajes, luego intentaremos pensar si hay alguna cámara o algo y averiguaremos lo que pasó anoche, y finalmente saldremos de aquí y no volveremos.-me dijo Lu, intentando mostrar tranquilidad. Pero el tono nervioso de voz la delataba.

Había dicho taparemos ¿? Como en plural o algo ¿?

Al ver mi cara de confusión total, me agarró el brazo y señaló el tatuaje.

-Oh me caguen la %$#%&/ y todos sus putos puteros, la hostia %$#%&/ ¡!-grité agarrándome después las sienes por el dolor.

-Que culpa tendrán las pobres putas ¿? Mira, nadie tiene porque enterarse de esto, primero intentaremos saber, luego nos taparemos esto y saldremos de aquí.-me repitió separándose de mí y comenzando a vestirse.

-Y si lo que averiguamos no nos gusta ¿?-le pregunté.

-Bueno… lo pensaremos cuando estemos en la situación. De momento estamos cansadas, resacosas y olemos como un perro mojado. En este estado no podemos pensar claramente. Ayer tomamos de todo, creo que nos sirvieron hasta colonia. En fin, vamos a seguir con el plan.-me dijo seria.

En el fondo se podía ver el miedo. Se podía ver el miedo tras sus ojos.

-Como nos hayamos acostado, las dos personas más importantes de mi vida me odiaran a muerte.-me susurró.-Odio la mentira… pero odiaría más quedarme sin Sharon y Mel de por vida.-terminó la frase agarrando mi mano, ya vestida y caminando fuera.

En el saloncito estaba mi padre, sentado, con la rubia encima, haciendo a saber qué cosas. Lu me miró dudosa, sin saber si interrumpir o no.

-Papa ¡!-alcé la voz empujando a la rubia de encima de mi padre y poniéndome frente a él.-Que pasó anoche ¿? Qué coño significa esto ¿?-dije señalando el tatuaje.-Y tienes cámaras en todas las habitaciones ¿?

Mi padre sonrió con esa misteriosa sonrisa tan jodidamente típica de él.

-Estabais borrachas y queríais inmunidad… asique bueno, pues gracias a ese tatuaje la tenéis. Sobre las cámaras… ten, me imaginaba que cuando despertaras tu conciencia te pegaría una patada en el culo.-me sonrió dándome un CD.

Ahora si estaba nerviosa… todas las respuestas en un pequeño disco.

-Algo para tapar el tatuaje ¿?-pregunté.-Nos vamos y queremos tapar esto.-le explique.

-Bien, de nada por el CD y sí, ahí abajo, tenéis al tatuador.-nos sonrió cogiendo a la rubia de nuevo entre sus brazos, la que me miró con un odio indescriptible, por cierto.-Ya sabes que estoy aquí para todo lo que quieras, y cualquier cosa que necesites, aquí estaremos para ti y tu familia.-dijo dando por terminada la conversación.

Para mí y para mi familia ¿? Mia… también era familia.

-Adiós papa y mama ¿?-me reí de mi propia broma, bajando las escaleras, aun agarrada a Lu, dándole el CD. Ambas lo mirábamos como si fuera puro veneno.

Una vez abajo, el tatuador don dio un bote de crema, con una sonrisa de oreja a oreja y nos los tapó.

-Es una pena que no os podáis quedar chicas. Os echaré de menos. Ha sido un placer. Lu.-hizo una reverencia.-Amy.-otra hacia mí.

Nos miramos ambas, sin entender nada y salimos. Aun había gente por la casa. No tanto como a la noche, pero aun había gente.

La mayoría nos saludaba, usando nuestros nombres. Como podíamos haber congeniado tan bien con el enemigo ¿? Porque para ser sinceros… no tenía un mal recuerdo de la noche anterior, bueno, en realidad no tenía ningún recuerdo, pero tenía la sensación de habérmelo pasado muy bien… y eso… estaba mal, no ¿?

La verdad es que el CD nos iba a ayudar más de lo que pensábamos, entender cosas, pensar en cosas…

-Y si resulta que nos hemos acostado ¿?-le pregunté a Lu mientras nos metíamos en el coche.

-Ya te he dicho que pensaríamos sobre ellos cuando tengamos la respuesta vale ¿? Porque Sharon se ha embarazado por mi… con qué cara le voy a decir que me he acostado con una de sus mejores amigas ¿? Como le voy a decir a la persona que quiero como mi hermana que me he acostado con su novia ¿?-negó con la cabeza… así que preferí cambiar de tema, no quería verla tan mal. No quería ver como se desmoronaba.

-Y con los tatuajes ¿? Porque no creo que pasen desapercibidos… aunque podríamos andar con camisetas de manga larga toda nuestra vida.-pensé en alto.

-Sería gracioso estar tomando el sol en manga larga no ¿?-rió abiertamente.-Supongo que pasaremos con el parche hasta que se enteren.-me sonrió.

El resto del viaje, Lu se la pasó mirando el CD, supongo que con impaciencia.

-Busca un portátil, y después de que se amaine la tormenta por desaparecer de casa, lo vemos.-le sugerí.

Ella asintió, escondiendo el CD bajo su falda, no me preguntéis como.

Al pasar la verja de la casa sentí como la adrenalina comenzaba a surcar mis venas, estaba nerviosa, muy nerviosa… porque si el CD revelaba algo que no queríamos… supongo que tendríamos que ir al equipo de mi padre una buena temporada, por no decir de por vida.

Aparqué el coche y en seguida Sharon, Mel, Mia, Clara, Vero y Sasha salieron de la casa, gritando todas a la vez e interrumpiéndose unas a las otras. Al fin, pude descifrar algo entre tantos gritos.

-Porque no habéis cogido el móvil ¿?-preguntó alguna de ellas.

-Nos acabamos de levantar y hemos venido directamente aquí.-respondí yo.

-Y eso ¿? Estais heridas ¿?-preguntó otra.

Miré a Lu, con intención de que respondiera ella. Las dos negamos con la cabeza, y para cuando quisimos contestar, Clara ya se había acercado a Lu y le había quitado el parche, revelando el vasto tatuaje.

Silencio… más silencio…

Hasta que mi madre lo rompió, primero con un suspiro, luego mirándonos fijamente, abrió la boca, la cerró, y la volvió a abrir.

-Como puede ser… que… no me digáis que… -se volvió a quedar callada.

Me quité el parche yo también.

-Gracias Clara.-suspiré, acercándome a mi madre y acariciándole el brazo.-Mama… hemos pasado la noche en casa de Toño, con papa y bueno, un montón de gente más… no nos acordamos muy bien como hemos acabado con esto, pero papa me ha dicho que nos da completa inmunidad.-le intenté explicar.

-O-os… v-vais a cambiar de e-equipo ¿?-preguntó Mia con la voz medio quebrada.

Sonreí, abrazándola amorosamente y con todo mi corazón puesto en él.

-No mama. No te voy a abandonar. Ninguna de las dos lo haremos, de acuerdo ¿?-le pregunté agarrando sus mejillas entre mis manos, y besándolas.

-Ninguna de las dos ¿? No hables en plural, yo pensaba irme con tu padre.-bromeó Lu, cruzándose de brazos y abrazando a Sharon.

-Oléis a… una mezcla entre alcohol, humo y sudor que es horrorosa, chicas… tal vez deberíais pegaros una buena ducha.-propuso Mia, besando mi mejilla.

Qué raro que no preguntaran que hacíamos allí, por qué estábamos allí o que pasó.

-Pues vamos no ¿?-me preguntó Lu dándome la mano y caminando hacia la casa. Subimos las escaleras, y hasta la ducha, sin decir nada.-No le has dicho nada a Mel.-me susurró comenzando a quitarse la ropa en el baño.

-Ella tampoco me ha dicho nada.-le contesté. Ella sonrió, escondiendo el CD entre su ropa y metiéndose en uno de los cubículos de la ducha.

-Está enfadada, y mucho además.-me dijo Lu.

-Eso ya lo sé yo. Está enfadada porque me he ido sin decirle nada, y me he puesto en peligro. Está enfadada porque soy medio bi-polar y ahora parece que mi padre me cae bien, aunque realmente no sé qué pensar sobre él.-le contesté metiéndome en otro de los cubículos. Sintiendo como el agua relajaba cada uno de mis músculos.

-Habla con ella en cuanto salgas de aquí.-terminó de decirme ella.

Fue una ducha rápida, nos enrollamos cada una en su toalla y nos sentamos en el banco, ambas mirando hacia la ropa que escondía el CD.

-Ve a hablar con Mel, yo voy a por un portátil y cuando hayas acabado búscame.-me dijo saliendo del bajo, con el CD en la mano.

Suspiré fuertemente antes de levantarme del banco y caminar hasta mi habitación, donde estaba Mel, sentada en el colchón, con mirada entristecida.

-Mel… -susurré acercándome a ella y besando su mejilla, con amor.

Como podía hacer este tipo de cosas y destrozarla ¿? Como podía ser tan mala… y luego decía de mi padre…

Mel no tardó en comenzar a sollozar.

-Cariño, tranquila, todo va a salir bien.-le susurré sentándome a su lado y abrazándola.

La quería… realmente amaba a esa mujer que sollozaba entre mis brazos.

-Todo va a salir bien ¿? Desapareces, no me coges las llamadas, y vuelves con un tatuaje de una banda. Porque no me avisas ¿? Porque siempre te quedas callada ¿? No confías en mi ¿? Yo sí confío en ti. Sé que no me harás daño, y que quieres lo mejor para mi, pero muchas veces… te pasas de la raya.-me dijo Mel, comenzando a tranquilizarse.

-Solo intento hacer lo mejor. De verdad… lo intento…-le susurré al oído acariciando su tripa.

-Te he echado de menos…-gimió Mel disfrutando de mis caricias.

Sí, ese era un buen momento para comenzar a besarla y hacerla mía, una y otra vez… pero, en cambio, el plan era otro muy diferente.

-Dame cinco minutos, tengo que hacer una cosa, ahora mismo vuelvo.-la informé, besándola castamente y poniéndome la ropa interior y una camiseta larguita, a modo de vestidito.

-Tengo que admitir que ese tatuaje te da un aspecto muy rebelde.-rió Mel.

-No sabes tú cuanto de rebelde.-le sonreí guiñándole un ojo y saliendo corriendo de allí. Ahora a buscar a Lu… donde estaría…

-Vamos a la playa.-escuché a mis espaldas, haciendo que saltara del susto.-Venga, que tenemos prisa.-siguió Lu, con un portátil en una mano y el CD en otra.

Sentía como mis pulsaciones aumentaban mientras esquivábamos a la gente de la casa y corríamos hacia la playa, literalmente.

-Puff. Correr de resaca es una mala idea.-bromeó Lu sentándose en el suelo, igual que yo, en ropa interior y con una camiseta que podía hacerle de vestido.

Para cuando quise darme cuenta ya tenía puesto el CD. Había dos archivos. Uno con la fecha y otro donde ponía “tributo”.

Llamaba mucho la atención… Lu y yo nos miramos, y con una sonrisa socarrona y pese al temblor de sus manos, Lu clicó en “tributo”.

En seguida, el remix de bubblegum sci fi de la canción The reeling de pasión pit, comenzó a sonar, mientras se veía al hombre de los tatuajes, con la cama, sonriente.

Giró la cámara, enfocándonos a Lu y a mí, la cámara tenía efecto, haciendo que pareciera que nos habían dibujado, bailando, desfasadas, sobre la pista, muy pegadas, pero como un par de amigas, nada sospechoso. Mientras la música seguía adelante, se iban cambiando las imágenes. Fotos, de Lu y de mi, en diferentes momentos de la noche, y decorando las fotos de diferentes maneras. Algunas imágenes más subidas de tono, Lu y yo contra una pared, besándonos, y de vuelta a otras imágenes más normales. La mayoría de las imágenes en blanco y negro, como si fuera en dibujo, y fondos de mucho color. La verdad… es que era muy bonito.

-Bueno, creo que ahora es la hora de la verdad.-me susurró Lu.-Aunque el video este está chulo no ¿?-intentó cambiar de tema.

-Anda, dale al video.-le dije robándole un cigarrillo del paquete de tabaco, que hasta ahora no me había llamado la atención.

Entonces le dio al play, mientras sentía como cada vez mi frecuencia cardiaca aumentaba más.

En el video se veía al hombre de los tatuajes, con mi padre dejándonos en el cuarto.

-Id a la cama, porque necesitáis un buen descanso.-nos advertía mi padre en el video.

-Pero queremos bailar.-protestó Lu.

Mi padre suspiraba y cerraba la puerta tras de sí. Así que al parecer no era tan capullo como pensaba… bueno, era mi padre… y me quería no ¿?

-Vamos Lu, mi… mi padre tiene razón, tenemos que dormir, porque mañana vamos a tener que hablar con Mel y Sharon… seguro que Mel me regaña.-susurré en el video, comenzando a sollozar.

-Vamos a dormir.-me abrazaba Lu.-Tranquila.-acariciaba mi mejilla y comenzó a quitarme la ropa.

Yo comencé a quitar la suya, muy lentamente, con movimientos torpes.

Aparté la mirada del portátil, no quería verlo, no quería ver como había jodido mi vida con un borracho polvo rápido.

Lu se dio cuenta en seguida, y movió mi cara, hacia la pantalla del ordenador.

-Tenemos que verlo vale ¿?-me dijo. Me fijé que le había dado al pause.-Tenemos que verlo juntas. Porque estamos juntas en esto. Las dos.-continuó con tranquilidad.

-Sí, estamos juntas en esto.-repetí agarrando su mano con la mía y entrelazando los dedos.

-Si… el video nos da una mala noticia ¿? Si nos hemos acostado… seguiremos estando juntas en esto no ¿? Porque nos van a sobrar enemigos… no me gustaría tenerte a ti también.-me susurró mirando al suelo.

-No vamos a ser enemigas Lu. Aunque… creo que tampoco habíamos sido amigas hasta hace poco… pero… como tú has dicho, somos amigas, y muy buenas además, y estamos juntas en esto.-le respondí.

Era una de las cosas que más me gustaban entre Lu y yo. Algunas veces era ella la fuerte, otras veces yo.

-Preparada ¿?-me preguntó. Yo asentí. Y le dio al play.

En el video, Lu y yo seguíamos quitándonos la ropa y besándonos… Esto tenía mala pinta. Lu y yo apretamos el agarré de nuestras manos.

CONTINUARÁ…
//////////////////////////////
Siento que sea cortito… pero al menos lo dejo emocionante xD Espero que os guste ¡!
Volver arriba Ir abajo
utena
Lektor
Lektor
avatar

Femenino Edad : 26
Localización : Costa Rica
Cantidad de envíos : 49
Fecha de inscripción : 12/08/2009

MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    31/7/2011, 19:36

yo creo mmm que si lo hicieron, y espero que Sharon y Mel se den cuenta y las dejen u.ú si toda mala yo, pero es que grrr!!! tienen unas diosas y aun asi se lian o.ó que piensan o.ó besándose y abrazadas, eso no es ser fiel o.ó, jum a ver que piensa Amy si Mel andaria asi con Sharon abria un problema muy grande o.ó

pero bueno u.u, espero conti :ezquiso:
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)    

Volver arriba Ir abajo
 
A todo gas(ultima actualizacion 8/12/11)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 15 de 17.Ir a la página : Precedente  1 ... 9 ... 14, 15, 16, 17  Siguiente

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Yuri's Lyrical Secrets :: Historias Originales :: 18+-
Cambiar a: